Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 1/10/2018 12:00:00 AM

Así nació La Equidad, el equipo de Stalin Motta

En el barrio Olaya nació La Equidad, el equipo del volante Stalin Motta. El 'verde capitalino', como le dicen sus aficionados, es el tercer equipo de Bogotá.

la historia del equipo la equidad El verde capitalino y los aseguradores. Así también se le dice a La Equidad. Foto: Club Deportivo La Equidad

Nadie mejor que el bogotano Stalin Motta para simbolizar la historia del equipo La Equidad: el volante pasó del potrero al fútbol aficionado y luego dio el paso previo del ascenso para consagrarse en primera categoría, etapas necesarias que se vinieron a cruzar en 2005 y así sellar un amor a primera vista.

Varios empresarios que vieron en el deporte la mejor manera de ofrecer entretenimiento a la sociedad crearon el equipo. Por supuesto, en este plan el fútbol tuvo preferencia. La Equidad se dio a conocer con buenos resultados en algunas canchas de Bogotá, pero su verdadera plataforma de presentación fue en la cuna del fútbol aficionado capitalino: el barrio Olaya, cuyo tradicional hexagonal de final de año sirve de plataforma de lanzamiento de futuras figuras.

El equipo asegurador se estrenó en el Amistad del Sur de 1982-83, con el apoyo de Santa Fe, que le facilitó como técnico a su formador de jugadores, Alfonso Sepúlveda, y le cedió a algunos integrantes de las divisiones menores, como Eduardo Niño, actual entrenador de porteros de la Selección Colombia. Su debut no pudo ser mejor: incluyó vuelta olímpica. Al año siguiente nacería Motta, cuya génesis también tuvo los colores rojo y blanco, pues se formó en la cantera cardenal, donde hizo su primer contacto con el profesionalismo.

La Equidad se convertiría en equipo fijo del Olaya, lo que motivó a sus promotores a crear su propia escuela de fútbol, que de paso sirvió para adquirir en 2003 el cupo de Chía y así llegar a la primera B del fútbol profesional colombiano. Desde que entró a esta categoría, el equipo dejó en claro su intención de ascender, igual que lo hizo Stalin Motta cuando firmó contrato para la segunda temporada, que le dio el paso a la primera A el 4 de noviembre de 2006 bajo la dirección técnica de Alexis García en el estadio Macal de Villavicencio.

Un sueño de primera

En la máxima categoría, los aseguradores comenzaron el 4 de febrero de 2007 en el estadio Alfonso López de la Ciudad Universitaria de Bogotá. Atlético Nacional les dio la bienvenida con un 3-4 y el registro histórico de ese día le correspondió a Hamilton Hurtado, quien anotó el primer gol del equipo capitalino en la A. El ascenso no llegó sin dificultades: tuvieron que pasar ocho partidos para que el asegurador celebrara su primer triunfo en el rentado. El 25 de marzo de 2007, en el estadio de Techo, La Equidad se impuso 2-0 sobre Real Cartagena con goles de Jaramillo y Motta, el primero del volante en la división de honor y también el primero de una cuenta que ya lleva 48 anotaciones y lo convierte en el goleador histórico del equipo, un honor que se suma al del mayor número de presencias en la liga: 318.

Foto: Club Deportivo La Equidad

Entre los goles que ha marcado, a Stalin le cuesta elegir uno en particular: “Han sido varios los significativos, algunos por ser muy lindos y otros porque han sido importantes para clasificar a instancias finales”, dice. Unos pocos se le vienen a la memoria: “Recuerdo el que le marqué al Once en la final de la Copa Colombia, otro con el que le ganamos a Santa Fe 2-1 en El Campín, otro que le hice al Cali para clasificar. Los tengo tan presentes que es como si los hubiese marcado ayer”. Aunque La Equidad no la pasó bien en ese primer campeonato, en cuestión de meses la preocupación se convirtió en alegría, cuando en el Torneo Finalización de ese 2007 alcanzó la final. Sin embargo, el título se esfumó con un 0-3 contra Nacional en El Campín y luego con un empate sin goles en el Atanasio Girardot de Medellín.

En todo caso, la historia le tenía reservada una cita más que especial para el año siguiente, cuando el equipo levantó la Copa Colombia tras vencer 1-0 al Once Caldas en la ida y lograr un épico empate a tres goles en el Palogrande de Manizales –que le permitió, de paso, asegurar su presencia en su primer torneo internacional, la Copa Sudamericana 2009–.La máxima figura del equipo explica así semejante evolución: “La Equidad puede que no ofrezca los salarios más altos de la liga, pero sí es de los que mejor tratan a su plantilla. Es una institución que respeta mucho a su cuerpo técnico y jugadores, les cumple en todo, y antes que verlos como empleados los valora como seres humanos. Le merecemos respeto a la institución y eso es valiosísimo”.

Después de esa primera gran victoria vendrían dos finales de liga más, frente a Junior en el Apertura de 2010 y de nuevo contra Nacional en el Finalización de 2011, cuando el equipo alcanzó a ilusionarse con la estrella, pues se impuso como local 2-1. Sin embargo, en la vuelta iba cayendo 2-0 cuando un agónico gol de Roberto Polo forzó la definición a los penales, donde los fallos de Cosme y Araújo aplazaron el sueño de los jugadores y la afición.

Aunque no haya vuelto a ganar el torneo nacional, la regularidad y el buen desempeño del equipo le han permitido repetir participaciones en la Copa Sudamericana y llegar, incluso, a octavos de final, como hizo en 2013 luego de superar a Trujillanos de Venezuela y Cobreloa de Chile, hasta que Vélez Sarsfield de Argentina lo eliminó de la competencia.

El tiempo ha pasado, y ya La Equidad completa una década en la A. Este es motivo suficiente para que vaya de nuevo por el sueño y logre hacer que la cuarta final sea la vencida. “Con el profesor Luis (Fernando Suárez) es posible”, dice Motta, ilusionado. “Ese es el anhelo de todos los que amamos este equipo, y aunque ha sido esquivo en varias oportunidades, con un cuerpo técnico extraordinario como el que tenemos ahora puede ser un buen momento para gritar ‘¡Campeón!’”. Palabras de capitán.

*Periodista deportivo.

EDICIÓN 1954

PORTADA

Recta final apretada por la Alcaldía de Bogotá

En la lucha por las alcaldías se cierra la pelea en Bogotá y Cali. En Medellín el puntero toma ventaja. En Barranquilla hay un virtual ganador y en Bucaramanga cualquier cosa puede pasar.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1954

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.