Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud. Foto: Stefan Wermuth/Bloomberg via Getty Images
- Foto: Bloomberg via Getty Images

coronavirus

OMS advierte que la mayor parte de los vacunados que adquieren la variante delta del coronavirus son asintomáticos

Expertos dicen que la mayoría de los casos de hospitalizaciones y muertes por el virus se dan en personas no vacunadas.

Pese a que se conoce que las personas completamente vacunadas contra el virus de la covid-19 se pueden contagiar, funcionarios de la Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmaron que la mayoría de las personas vacunadas están exentas de enfermarse de gravedad e incluso morir.

“Hay informes que señalan que las poblaciones vacunadas tienen casos de infección, particularmente con la variante delta (...). La mayoría de estas son infecciones leves o asintomáticas”, aseguró Soumya Swaminathan, científico jefe de la Organización Mundial de la Salud, en una conferencia de prensa.

No obstante, el número de hospitalizaciones va en aumento en algunas partes del mundo, particularmente donde las tasas de inmunizados contra el virus son bajas y hay muchos casos de personas con la variante delta.

En los Estados Unidos, los funcionarios explican que casi todos los casos de hospitalizaciones y muertes recientes relacionados con el virus de la covid-19 pasaron entre personas no vacunadas. Y aunque las infecciones tras haberse vacunado son raras, los datos muestran que cerca del 75 % de los casos se presentan en personas mayores de 65 años, de acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

“La variante delta está arrasando en todo el mundo a un ritmo acelerado, generando un nuevo aumento en los casos y la muerte. Sin embargo, no en todas partes se está sufriendo el mismo golpe “, dijo el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

“Estamos en medio de una creciente pandemia de dos vías en la que los ricos y los pobres dentro y entre los países son cada vez más divergentes en lugares con una alta cobertura de vacunación”, agregó.

La variante se está propagando rápidamente e infectando a personas vulnerables y desprotegidas, agregó.

Por su parte, Swaminathan advirtió que los inmunizados sí pueden contagiarse de covid-19 y propagarlo, por lo que los funcionarios de la OMS han estado instando a las personas a que sigan usando máscaras y practiquen el distanciamiento social. “Pero ciertamente reduce de manera significativa sus posibilidades de hospitalización grave y muerte”, aseguró.

Algunos estudios han demostrado que las personas con el virus después de la vacunación producen mucho menos virus que las que no están inoculadas, lo que reduce el riesgo de transmitir el virus a otras personas.

Los funcionarios de la OMS dijeron que se necesitan más estudios para comprender el impacto de las vacunas en la transmisibilidad.

Así mismo, Adhanom Ghebreyesus aseguró este lunes que la cepa delta del coronavirus ya está presente en más de 100 países y pronto se convertirá en la más propagada a nivel global.

“La variante delta está ahora en más de 104 países y pronto será la cepa de covid-19 dominante a nivel global. El mundo observa en tiempo real cómo el virus de covid-19 continúa cambiando y se vuelve más transmisible”, aseguró el jefe de la OMS durante una rueda de prensa en línea transmitida por las redes sociales del organismo internacional de salud.

“La variante delta está arrasando en todo el mundo a un ritmo abrasador, impulsando un nuevo aumento en los casos y muertes de covid-19. (...) Miles de personas siguen muriendo todos los días y eso merece una acción urgente″, agregó el experto, además de anunciar que el próximo miércoles se reunirá con el comité de emergencia del Reglamento Sanitario Internacional para discutir el empeoramiento de la emergencia sanitaria.

Tedros Adhanom Ghebreyesus advirtió que los países de bajos ingresos no podrán esperar hasta 2023 o 2024 para vacunar a toda su población. “No es momento para una pausa, queremos ver avances y una oleada de acciones para ampliar el suministro y el intercambio de herramientas de salud que salvan vidas”, dijo.

El jefe de la OMS explicó que la variante delta se propaga más rápidamente entre las personas más vulnerables, es decir, aquellas que aún no han sido vacunadas contra el virus.

En ese sentido, dijo que en los países con un ritmo de vacunación bajo “la situación es particularmente mala”, debido a que las nuevas variantes del virus generan “olas catastróficas que se trasladan a mayores números de hospitalizaciones y muertes”.

Recientemente, el organismo internacional insistió en que la distribución inequitativa de vacunas está poniendo en riesgo la recuperación económica mundial.