Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/28/2017 10:15:00 PM

“En Interbolsa pasaron de victimarios a víctimas”: Luis Guillermo Vélez

El exsuperintendente de Sociedades y hoy a cargo de la Agencia de Defensa Jurídica del Estado, arremete contra algunos de los implicados en ese escándalo. Dice que se burlaron del país, que actuaron sin Dios ni ley y que han matoneado constantemente a los funcionarios dedicados a resolver el caso.

Entrevista a Luis Guillermo Vélez frente al caso de InterBolsa y el Fondo Premium Luis Guillermo Vélez, exsuperintendente de Sociedad. Foto: Guillermo Torres - SEMANA

El 2 de noviembre de 2012, día de los fieles difuntos, la Superintendencia Financiera tomó posesión de la comisionista InterBolsa. Se trató del descalabro bursátil más grande del siglo y uno de los más estruendosos en décadas, que arrastró a su paso al grupo financiero creado a su alrededor, incluido el Fondo Premium.

A lo largo de estos cinco años, algunos de los implicados han recurrido a toda clase de artimañas legales contra las acciones del Estado dirigidas a resarcir a las víctimas. Esta campaña ha tenido como uno de sus objetivos a Luis Guillermo Vélez, quien fue superintendente de Sociedades y hoy está al frente de la Agencia Nacional de Defensa Jurídica del Estado. En charla con SEMANA, hace un balance del caso y por primera vez habla de la forma como han reaccionado en su contra algunos de los implicados, como el empresario Víctor Maldonado.

SEMANA: ¿Cuál es su balance sobre la forma como se resolvió este caso?

LUIS GUILLERMO VÉLEZ: Creo que el Estado actuó de manera ejemplar, tanto en la etapa previa a la intervención como después de esta. No solo aplicó la normatividad existente, sino que lo hizo bien. A pesar de lo que pasó, cinco años después creo que el balance para las víctimas es relativamente positivo. Obviamente, no podemos desconocer el sufrimiento que causó, el daño que le ocasionó a los mercados y el golpe a la confianza, pero desde el punto de vista de la resolución de la insolvencia creo que ha sido bastante ejemplar. En el caso del Fondo Premium, ha reparado en 100 por ciento a las víctimas. Algo inusual en procesos como estos, dentro y fuera del país. En cuanto a los acreedores de InterBolsa Holding, en algunos casos se han dado restituciones muy completas, en otros no tanto. Pero en general podríamos decir que la forma como se resolvió esta crisis ha sido excepcionalmente buena.

SEMANA: Al frente de la Supersociedades, a usted le tocó tomar una decisión drástica sobre el Fondo Premium: liquidarla por el delito de captación ilegal. ¿Se imaginó que algunos de los implicados reaccionarían tan fuertemente?

L.G.V.: La Superintendencia de Sociedades y un equipo de allí lo decidieron. Creo que la reacción es la propia de unas personas acostumbradas a hacer lo que les daba la gana. Que habían desafiado al sistema durante años; que se habían burlado de las autoridades, de los inversionistas y de los colombianos en general. Ellos no tenían ni Dios ni ley. Ellos han reaccionado con la soberbia que los caracteriza y lo primero que hicieron fue atacar a los funcionarios. Usar la estrategia del matoneo. Afortunadamente, en este caso, quienes estábamos al frente de la situación en las Superintendencias de Sociedades y Financiera y en el gobierno nacional no nos dejamos manosear. Hicimos lo que debíamos para que las personas pudieran tener una reparación al daño causado. Cinco años después, le puedo decir que lo logramos. La mayoría de las víctimas han recibido un pago completo de sus acreencias.

SEMANA: ¿Cómo se ha expresado ese matoneo del que habla?

L.G.V.: Ha sido sistemático. La superintendencia, en el caso de Premium, ha recibido unas 60 tutelas y tiene numerosas demandas de los involucrados. Pero tal vez lo más grave de todo es el matoneo a los funcionarios. A mí me han denunciado penal y disciplinariamente. Me han calumniado en los medios de comunicación y algunas personas mantienen una guerra en Twitter y en general en las redes sociales contra mí. Pero eso son los gajes del oficio. Lo que hay que hacer y la lección importante es que quienes tenemos responsabilidades no podemos someternos a ese matoneo, debemos tener en esto carácter y decisión. Cumplir nuestro compromiso.

SEMANA: ¿Y cuál ha sido el balance de esas demandas?

L.G.V.: Ellos normalmente hacen unas demandas muy amplias y contra varias entidades del Estado. Lo cierto es que no han ganado ninguna. Debo decir que las cortes han sido muy serias en esta materia y no van a dejarse engatusar por estas personas que se acostumbraron, durante décadas, a manipular, a mentir, a matonear. Afortunadamente, aquí les llegó el tatequieto y las cortes no se están prestando para decidir contra el Estado.

SEMANA: Ahora que usted está a cargo de la defensa legal del Estado, ¿cómo va la demanda del empresario Víctor Maldonado ante la Comisión Interamericana?

L.G.V.: El señor Maldonado ha presentado una petición ante la Comisión Interamericana que está en proceso de admisibilidad. Pero creemos que no hay absolutamente ningún tipo de violación de obligaciones internacionales del Estado colombiano. Es un acto un tanto cínico, porque, en este caso, es un victimario que posa de víctima.

SEMANA: En su momento, algunos de los responsables lo acusaron de haberlos asesorado e incluso de brindarles su amistad. ¿Sintió que era un golpe bajo?

L.G.V.: Este es un tema de carácter. Cuando a uno lo atacan de esta manera, tiene el deber de responder y hacer sus tareas. Uno no se puede amilanar ni dejarse afectar por quienes estaban acostumbrados a atacar a las personas y no a los problemas. Ese es nuestro deber, y no solo el mío, sino el de todos los que hemos sido atacados en este caso. Estas personas pretendían, lo que lamentablemente ocurre con mucha frecuencia, que la gente se intimidara, se asustara y paralizara su actividad. Eso es lo que este tipo de gente quería. Pero acá pasó lo contrario. Encontraron funcionarios, no solo mi caso, sino en muchos otros tantos en la Superfinanciera como en la Supersociedades, que tenían claro lo que debían hacer. Y lo hicieron y no se dejaron intimidar por estos ataques.

SEMANA: ¿Ha sido más fuerte la reacción de Víctor Maldonado? Él se quejó de que usted lo bloqueó en Twitter…

L.G.V.: Es una manera de desviar la atención. Aquí los victimarios deben responder ante la opinión pública y sus víctimas. La estrategia reiterada de los involucrados en InterBolsa es atacar a las autoridades, a quienes tenemos el deber de defender los intereses de los ciudadanos colombianos afectados. Lo que pasó con Twitter es un ejemplo más de lo que ha venido ocurriendo en los últimos cinco años de manera sistemática. Y tenemos el deber de tener el carácter y decisión para seguir haciendo el trabajo.

SEMANA: Algunos de los implicados cuestionaron las liquidaciones que lideraron Alejandro Revollo y Pablo Muñoz. ¿Usted cómo vio su trabajo?

L.G.V.: Creo que la mejor prueba de su trabajo son los resultados obtenidos. En ambos casos el balance es ejemplar. En Premium tuvieron el mejor resultado posible, o sea el pago completo a los inversionistas; y en InterBolsa Holding lograron cosas que nunca se habían hecho en Colombia. Recuerde que había dinero en Luxemburgo y lo trajeron. Desde el punto de vista del proceso, alguien que conozca de esto sabe que fue ejemplar.

SEMANA: ¿Usted cree que los responsables han recibido el castigo que la sociedad esperaba, por tratarse de delitos de cuello blanco?

L.G.V.: Desde el punto de vista civil, como ya dije, la actuación de las superintendencias ha sido ejemplar. Y se ha dado un resarcimiento bastante grande, bajo estándares locales e internacionales. Pero aquí falta todavía una pieza muy importante, la responsabilidad penal. Estas personas estratégicamente confesaron unos crímenes de muy baja sanción con la idea de pasar un par de años en la cárcel. Pero deben responder por los crímenes más graves, principalmente por la captación ilegal. Tanto los señores Jaramillo como en particular el señor Víctor Maldonado, que ha sido el gran beneficiario de esta defraudación masiva. Él actualmente no está detenido. Tengo entendido que la Fiscalía está avanzando en esto. Es muy importante que se adelanten las imputaciones a los crímenes mayores. Si se dan condenas, como debe ser el caso en nuestra opinión, entonces creo que tendríamos una resolución completa y satisfactoria e integral.

SEMANA: Algunas víctimas no quedaron satisfechas con el dinero que recuperaron, pues esperaban recibir más por lucro cesante e incluso daños morales.

L.G.V.: Desde el punto de vista de la insolvencia, el objetivo del proceso es lograr la devolución del capital. En este sentido se ha cumplido de manera ejemplar. Las víctimas tienen derecho, eventualmente, a reclamar otro tipo de daños, como usted acaba de mencionar lucro cesante y daños morales, pero la vía para lograr esas reparaciones está atada a las acciones penales, que son individuales. Es decir, solo es posible lograr ese resarcimiento por medio de las acciones penales, las cuales tienen que avanzar. Por eso es tan importante que haya justicia en materia penal. Y sé que esta Fiscalía está muy enfocada en lograr esos resultados.

SEMANA: Usted ha dicho que estos casos no se resuelven ni fácil ni rápidamente y hay ejemplos internacionales…

L.G.V.: En los estándares internacionales, el caso InterBolsa es ejemplar. En situaciones similares en Estados Unidos no se dieron las sanciones penales. En el conocido escándalo Madoff solo terminó preso él. Las defraudaciones descubiertas en 2008 y 2009, en muy buena parte, quedaron impunes desde el punto de vista penal. Compare la liquidación del Banco Stanford que, casi diez años después, sigue estancada. Yo creo que InterBolsa ofrece un ejemplo internacional de cómo resolver exitosamente una defraudación o quiebra de una entidad financiera. Entiendo que para algunos esto todavía es traumático, pero esas personas tienen que exigir que la justicia penal continúe avanzando para que los responsables no pasen un par de años, sino muchos en la cárcel.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1933

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.