Tendencias
El hombre más rico de Colombia también contó que comenzó a trabajar en esta idea de inaugurar un centro de investigación médica hace diez años y la lanzó hace cinco. - Foto: juan carlos sierra-semana

reconocimiento

Sarmiento Angulo será el primer colombiano en recibir premio por la excelencia empresarial que otorga ‘Forbes’

La revista económica resaltó que el premio será entregado al banquero por sus acciones de carácter filantrópicas.

La revista económica entregará el premio a la Excelencia 2022 a Luis Carlos Sarmiento Angulo, en el marco del Foro Forbes de Negocios de este año. El reconocimiento será otorgado este 16 de noviembre en Bogotá a las 5:00 p. m. en un evento en el hotel Grand Hyatt.

Luis Carlos Sarmiento Angulo.
Luis Carlos Sarmiento Angulo. Bogotá Noviembre 25 de 2021. Foto: Juan Carlos Sierra-Revista Semana. - Foto: JUAN CARLOS SIERRA PARDO

El grupo de un comité directivo indicó que el premio que le otorgará a Sarmiento Angulo es fruto de su trabajo en el país como emprendedor y su compromiso con obras sociales.

Es de recordar que hace pocos meses fue inaugurado un centro oncológico, Centro de Tratamiento e Investigación sobre Cáncer (CTIC), al norte de Bogotá, catalogado como uno de los mayores centros de salud especializados a tratar enfermedades cancerígenas, liderado por Luis Carlos Sarmiento Angulo. El proyecto de investigación médica tuvo una inversión total de 1,4 billones de pesos, aproximadamente.

El empresario colombiano será el primero en recibir el premio que se ha realizado en diferentes países de Centroamérica. En Colombia es la segunda edición que se realiza y la primera de manera presencial.

Empresarios como Jorge Zablah-Touche también han recibido el premio a la Excelencia Empresarial, Forbes lo galardonó en 2018 en el Foro Jaguares de Centroamérica, celebrado en San Salvador.

Luis Carlos Sarmiento Angulo, el filántropo que cumplió un sueño contra el cáncer

Edificar el CTIC, la monumental obra benéfica que entregó esta semana Luis Carlos Sarmiento Angulo, tomó más de diez años de revisar detalle por detalle. Visitó la obra con devoción, analizó cada parte de los planos y detalló cada costo. De todos los momentos que se tejieron para este resultado, el banquero recordó especialmente uno.

Después de visitar numerosos hospitales en distintos países y de maravillarse con todo lo que se podía hacer, llegó el momento de concretar con el arquitecto lo que soñaba. El experto, que había diseñado también el hospital Carlos V de España, le preguntó cuál era la condición esencial para la obra. Y Sarmiento, quien suele tener claro todo lo que quiere, contestó de inmediato: “Que no sea tan feo como todos los hospitales del mundo”.

De izquierda a derecha, Luz Ángela Sarmiento Gutiérrez, María Claudia Sarmiento Gutiérrez, Adriana Sarmiento Gutiérrez, Luis Carlos Sarmiento Angulo, Iván Duque Márquez, Julio Rojas Sarmiento y Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez.
De izquierda a derecha, Luz Ángela Sarmiento Gutiérrez, María Claudia Sarmiento Gutiérrez, Adriana Sarmiento Gutiérrez, Luis Carlos Sarmiento Angulo, Iván Duque Márquez, Julio Rojas Sarmiento y Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez. - Foto: Néstor Gómez-EL TIEMPO

El magnate recordó entre risas esa anécdota, mientras mostraba orgulloso su Centro de Tratamiento e Investigación sobre Cáncer (CTIC), que entró a operar en el mes de julio. A quienes lo acompañaban, les preguntó si no sentían que en general los edificios de los hospitales solían parecer una cárcel o una corte. Eso era precisamente lo que él no quería.

“El CTIC ha ocupado un lugar especial tanto en mi mente como en mi corazón”, dijo, lleno de emoción, en el lanzamiento la noche del jueves ante un auditorio atiborrado de personalidades del mundo de la salud y de la política. Allí narró la historia de este edificio, que hoy es el más moderno centro de tratamiento para el cáncer en América Latina.

Lo que él quería levantar no era solo un hospital, sino un lugar que “por su propia belleza” fuera un aporte para la ciudad, “un ícono”. Fue así como el edificio se planteó con los cerros orientales como marco y en un diseño que parece una mano tendida, tal y como se lo había imaginado y muy lejos de las formas frías de los hospitales que tanto quiso evitar.

Sarmiento señaló que desde el comienzo pensó este centro con una filosofía: “Un paisaje es fundamental para el ánimo y los deseos de vivir”. En la inauguración contó por qué está convencido de que su obra deberá contribuir a pensar que “la salud se puede procurar en un lugar hermoso”.