gente

Kevin Spacey volverá al cine tras acusaciones de abuso sexual

El actor estadounidense retomará su carrera con una película de Franco Nero.


Casi cuatro años después de las acusaciones de abusos sexuales vertidas en su contra por parte de varios hombres, Kevin Spacey ha conseguido un nuevo papel cinematográfico. Será en la producción italiana titulada L’uomo Che Disegno Dio (El hombre que dibujó a Dios), que estará dirigida por Franco Nero (Forever Blues).

Spacey interpretará a un detective que investiga el caso de un hombre, interpretado por Nero, un artista ciego acusado injustamente de abusar sexualmente de niños.

Según informa ABC News, el protagonista de House of Cards y American Beauty compartirá planos con la actriz Vanessa Redgrave, esposa del director y protagonista del filme que se rodará en Italia.

“Estoy muy feliz de que Kevin haya aceptado participar en mi película. Lo considero un gran actor y no veo la hora de empezar a rodar”, afirmó Nero en declaraciones al medio estadounidense.

Aunque aún no hay fecha de inicio, se sabe que la cinta se rodará en Italia. Este será el primer papel de Spacey desde que en 2017 el actor dos veces ganador del Óscar se enfrentara a múltiples acusaciones y demandas por presunta conducta sexual inapropiada.

Fue a finales de ese año cuando Spacey fue apartado de la última temporada de House of Cards, la serie de Netflix, después de que una veintena de jóvenes denunciaran al actor y productor por cometer presuntos abusos en el teatro de Londres, Old Vic, entre 1995 y 2013.

En 2018, Spacey fue acusado de agresión sexual por un adolescente en la isla de Nantucket, Massachusetts, durante el verano de 2016. Se declaró inocente, pero ese cargo se retiró más tarde y la presunta víctima en ese caso también retiró una demanda civil que interpuso contra el actor.

En el capítulo más reciente de esta cascada de denuncias y acciones judiciales contra Spacey por su conducta sexual, el año pasado un hombre anónimo presentó una demanda en Nueva York alegando que el actor abusó sexualmente de él en la década de 1980, cuando tenía 14 años. A principios de este mes, un juez dictaminó que el demandante debe revelar su identidad si quiere que su acción judicial prospere, ya que no puede actuar desde el anonimato ante los tribunales.

Spacey apareció por última vez en la pantalla grande con el estreno en 2018 de El club de los jóvenes multimillonarios, un drama dirigido por James Cox que fracasó estrepitosamente en taquilla. La caída de Spacey ocurrió poco después de la de Harvey Weinstein, el productor de cine acusado por más de 80 mujeres de haberlas acosado y de abusar sexualmente de ellas.

Según el diario The Guardian en una reciente participación en un pódcast, el actor habló someramente sobre su situación, relacionándola con la crisis social que ha causado el confinamiento a causa de la pandemia.

“No creo que sea una sorpresa para nadie decir que mi mundo cambió por completo en el otoño de 2017”, dijo.

“Mi trabajo, muchas de mis relaciones, mi posición en mi propia industria desaparecieron en cuestión de horas. Por eso siento empatía por lo que se siente cuando de repente me dicen que no puedes volver al trabajo o que podrías perder tu trabajo”, manifestó en referencia a aquellos que por cuenta del coronavirus han visto trastocada su vida.

Se cree que a raíz de los problemas legales y el aislamiento que sufrió en Hollywood, Spacey lleva más de dos años refugiado en Europa, por lo que no es de sorprender que haya decidido volver a actuar precisamente en una cinta en ese continente.

Con información de Europa Press.