nación

Proponen en el Congreso que la distancia mínima entre peajes sea de 150 kilómetros

El autor de la iniciativa, Fabian Díaz, explicó en SEMANA los alcances de esta iniciativa que cursa en el legislativo.


Una de las quejas más contantes entre los usuarios de las vías de Colombia es el alto costo del valor de los peajes, así como la cantidad de casetas que se encuentra a lo largo del territorio nacional.

De acuerdo con las cifras oficiales, actualmente hay 168 peajes distribuidos en las carreteras del país con una distancia entre unos y otros, en algunos casos, de menos de 100 kilómetros. Por eso se insistirá en el Congreso de la República en el trámite de un proyecto de ley para que se amplíe el espacio entre una y otra caseta de cobro.

A nivel regional, Colombia es uno de los países con el valor de los peajes más costosos al lado de Uruguay y Perú.

Una de las vías con los peajes más caros de Colombia es la ruta entre Bogotá y Villavicencio, donde en un recorrido de 86 kilómetros se encuentran tres peajes para la conexión entre estas dos principales ciudades, además de ser la vía de unión entre el centro y los Llanos Orientales colombianos.

El peaje más costoso se encuentra en esa vía. Es el que se ubica en el sector de Pipiral, que tiene un costo actual para vehículos de $ 18.500. Aunque inicialmente se había previsto para este 2021 un incremento del 4,6 por ciento (explicado por un 1,6 por ciento del índice de precios al consumidor de 2020 más un 3 por ciento), el aumento se suspendió por tres meses.

Ante esta situación, el representante a la Cámara del Partido Alianza Verde Fabian Díaz explicó en SEMANA los alcances del proyecto de ley que radicó en el Congreso de la República y que busca reducir, no solo el número de peajes, sino una revisión de las tarifas, al considerar que son de las más costosas de Suramérica.

“Pese a esto, quieren seguir imponiéndonos más y más peajes en todo el territorio nacional con distancias cada vez más cortas. Cada año se recaudan cerca de 4 billones de pesos en peajes, dinero que no se ve reflejado en la calidad de las vías ya que cada vez están más deterioradas y llenas de huecos”, indicó el congresista.

Agregó que “los peajes en nuestro país es un negocio que se inventaron para saquear al pueblo colombiano. Con esta iniciativa queremos acabar con este abuso”.

“Buscamos establecer que la distancia mínima entre dos peajes sea de 150 kilómetros lineales, acabando con esta estafa en vías como la que une Cali con Pereira, donde existen cinco peajes en 200 kilómetros, o en la vía Barrancabermeja-Bucaramanga, donde van a terminar instalando seis peajes en una distancia no mayor a 100 kilómetros”, explicó.

Peaje en Cartagena.
Proyecto de ley se busca eliminar los peajes internos en los municipios como el que fue instalado en Cartagena. - Foto: Archivo Particular

Adicionalmente, indicó que en la vía Bucaramanga-Cúcuta se instalarán tres nuevos peajes, quedando en total cinco para apenas 196 kilómetros.

Denunció que en la vía Bogotá-Sopó pretenden poner otro peaje, para un total de cuatro en tan solo 104 kilómetros, es decir cada 26 kilómetros. En la vía Manizales-Medellín también se pondrá otro, para cuatro en total.

El representante afirmó que “así encontramos diferentes ejemplos en todo el territorio nacional, casetas cada 20 o 30 kilómetros. Esto es un vil atraco para el pueblo colombiano”.

Recordó que, de acuerdo con un informe de Fedesarrollo para el año 2013, se evidenciaba que el 80 % de las carreteras del país está en un estado que va de malo a regular (el 44 % del total de red vial se encuentra en un estado malo) y solo el 15 % de las carreteras del país está pavimentado, en comparación con el promedio de la Ocde, que es del 75 %.

Señaló que, adicionalmente, con el proyecto de ley se busca eliminar los peajes internos en los municipios, como el que fue instalado en Cartagena.

El congresista le pidió a la Procuraduría acciones necesarias para suspender el cobro de los peajes internos en Cartagena, así como recuperar los $ 300.000 millones de daño patrimonial que reportó la Contraloría por irregularidades en los contratos de concesión de peajes.

“Es insólito que para que una familia pueda pasar de un barrio a otro en su vehículo tenga que pagar un peaje. No podemos seguir permitiendo que en nuestro país nos sigan robando, nos sigan atracando, a través de los peajes”, puntualizó el representante a la Cámara, Fabian Díaz.