judicial

Secretario de Seguridad de la Alcaldía de Federico Gutiérrez sí fue acusado por vínculos con la Oficina de Envigado

Gustavo Alberto Villegas Restrepo recibió una considerable rebaja en su condena tras firmar un preacuerdo que fue cuestionado incluso por la misma Fiscalía General.


No fueron pocas las intervenciones que hizo la Fiscalía General para cuestionar el preacuerdo firmado en 2018 por el exsecretario de Seguridad Gustavo Alberto Villegas Restrepo y un fiscal delegado en medio del proceso penal que se le adelantaba por los delitos de concierto para delinquir agravado y abuso de autoridad por omisión de denuncia. En medio de las audiencias y hasta en redes sociales el ente investigador calificó como “ilegítimo” lo pactado y anunció la continuación de las investigaciones.

El punto máximo de discusión del preacuerdo negociado, firmado y presentado ante un juez de conocimiento radicaba en que se había eliminado de un solo tajo el delito de concierto para delinquir, el cual hacía referencia directa a los presuntos nexos con la Oficina de Envigado, y solamente se dejó el de omisión de denuncia, lo que representaba -según palabras sencillas- contar solamente media parte de la película.

La cúpula de la Fiscalía, dirigida en ese entonces por Néstor Humberto Martínez, señalaban que ese preacuerdo no contaba con todos los requisitos ni exigencias puesto que las pruebas arrojaban que Villegas Restrepo se había aliado con esta banda criminal para “combatir” a las personas que estaban extorsionando directamente a su familia. Igualmente, nunca se firmó un compromiso para que el exfuncionario colaborara con las autoridades o entregara información.

Recientemente el tema de Villegas volvió a estar en la agenda pública puesto que en diferentes debates y entrevistas se le ha preguntado al exalcalde de Medellín, Federico Gutiérrez sobre la relación de uno de sus hombres de confianza en la Alcaldía y la banda que sembraba el miedo y la zozobra en diferentes sectores de la ciudad con la ejecución de todo tipo de delitos.

Gutiérrez, quien impulsa su precandidatura a la Presidencia por la coalición Equipo por Colombia, ha manifestado que la condena no tiene relación alguna con los nexos de la Oficina, reseñando -en un debate convocado por Noticias Caracol- que a su secretario de Seguridad lo condenaron porque “siendo víctima de extorsión, no denunció y trató de resolverlo él mismo”.

Sin embargo, la evidencia demuestra lo contrario. En la misma página oficial del ente investigador se reseña que en julio de 2017 Villegas Restrepo fue capturado junto al contratista de la Alcaldía de Medellín, Mariano Humberto Zea por sus presuntos nexos con la banda criminal. Por estos hechos, el juzgado segundo penal ambulante de Antioquia, con función de control de garantías, lo cobijó con medida de aseguramiento en centro carcelario.

Gustavo Alberto Villegas fue detenido en el 2017 por sus presuntos vínculos con la Oficina de Envigado.
Gustavo Alberto Villegas fue detenido en el 2017. - Foto: Captura de pantalla

Posteriormente, el 28 de septiembre de 2017 fue acusado ante el Juzgado Cuarto Penal del Circuito Especializado de Medellín como presunto responsable de los delitos de concierto para delinquir agravado y abuso de autoridad por omisión de denuncia. En esa oportunidad se anunciaron 70 elementos materiales probatorios, entre los que se encontraban interceptaciones telefónicas, interrogatorios de indiciado, videos y declaraciones juramentadas.

Durante la audiencia se pusieron de presente varias declaraciones de integrantes de la Oficina e investigadores que aseguraron que Villegas buscó a los jefes de esa organización criminal con un objetivo en específico. Para la Fiscalía General existía un pacto para que las dos partes resultaran beneficiadas con la información.

Los de la Oficina entregaban datos sobre las personas que estaban detrás de las extorsiones a la familia del Secretario de Seguridad y este les entregaba información de inteligencia sobre operativos y otras actividades. Así quedó claro cuando en agosto de 2016 cuando, en una llamada interceptada, se da información a uno de los jefes de la banda sobre el cartel de los más buscados. Tras un intercambio de mensajes se le informa que hay varios integrantes en la lista con órdenes de captura vigentes por lo que se emite la alerta para que evadan el accionar de las autoridades.

En otra comunicación, teniendo en cuenta el constante y privilegiado acceso a la información le anunciaron a Villegas Restrepo que existía una orden de captura en su contra, “que funcionarios de la Fiscalía de Bogotá iban a viajar a capturarlo pero que por intervención del alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, no se hizo efectiva”. El fiscal indicó que seguía en firme el proyecto político, es decir, que el funcionario fuera el próximo candidato a la Alcaldía para el próximo período (2020-2024).

Gustavo Alberto Villegas fue acusado en 2018 por tener nexos con la Oficina de Envigado.
Gustavo Alberto Villegas fue acusado en 2018 por tener nexos con la Oficina de Envigado. - Foto: Captura de pantalla

El 13 de octubre de 2020, el área de Averiguaciones Disciplinarias de la Personería de Medellín sancionó con 16 años de inhabilidad general para ocupar cargos públicos a Gustavo Villegas Restrepo. En la decisión de primera instancia se señaló que el exsecretario de Seguridad de Medellín incurrió en conductas atípicas como abuso de autoridad por omisión de denuncia y abuso de la función pública.