nación

Una pariente del magistrado Bustos le dijo a Andrés Felipe Arias que iba a ser condenado por “ser uribista”

SEMANA conoció una carta que Andrés Felipe Arias le envío a la Comisión de Acusaciones de la Cámara, donde demuestra cómo una testigo, con cercanía al magistrado Leonidas Bustos, le anunció su condena antes de conocerse el sentido del fallo y le aseguró que tenía un tinte político. La mujer ratificó lo dicho.


El novelón judicial del exministro Andrés Felipe Arias sigue dejando cabos sueltos aún sin resolver y más preguntas que respuestas. En los últimos días, SEMANA conoció una reveladora carta que el propio Arias envío desde Miami, Estados Unidos, a la Comisión de Acusaciones de la Cámara de Representantes el 1 de marzo de 2018. Allí pedía que tuvieran en cuenta la declaración de la señora Claudia Lucía García, una colomboestadounidense, pariente del magistrado Leonidas Bustos, quien le confesó a Arias, días antes de su fallo, que el togado lo iba a condenar por su cercanía con el expresidente Álvaro Uribe, tal como exactamente ocurrió semanas después.

En la carta, Andrés Felipe Arias entregó un testimonio bajo la gravedad de juramento. Recordó que el 24 de agosto de 2016 fue detenido en Weston, en la Florida, por orden del juez John O’Sullivan por una solicitud de extradición en su contra por parte del Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia por la condena sobre Agro Ingreso Seguro, del 17 de julio de 2014.

Sin embargo, mientras se decidía la extradición a su país, el 17 de noviembre de 2016, quedó en libertad bajo fianza, incluso con un dispositivo en uno de sus pies que relacionaba cada uno de sus movimientos.

En diciembre de 2016 –según el oficio– Fabio Andrade, ciudadano colomboestadounidense, conocido de Andrés Felipe Arias y uno de los líderes más reconocidos dentro de la colonia colombiana en la Florida, llamó al exministro de Agricultura y le solicitó que atendiera a una persona que lo había contactado con el objetivo de pedirle una reunión con Arias para revelarle una información delicada. El exministro no dio espera y al día siguiente concretó la cita sobre las 4:00 de la tarde en un restaurante ubicado en Weston, hasta donde llegó Claudia Lucía García, la interesada en el encuentro, también colomboestadounidense.

Delante de Fabio Andrade, la señora García “me informó que me había buscado porque, ante mi detención unos meses atrás, no quería cargar con el remordimiento derivado de conocer una información muy delicada sobre mi caso, la cual involucra al señor Leonidas Bustos, y que prácticamente evidenciaba la verdadera motivación de mi condena”, expresó Arias en su carta.

Claudia García reveló en el restaurante que era prima de la esposa de Leonidas Bustos y, por tanto, solía acompañar y guiar a dicha pareja cuando visitaban Miami. En uno de esos viajes, en 2014, ella presenció una reunión en un hotel en Miami, días previos a la audiencia donde leerían el sentido del fallo por parte de la Corte Suprema de Justicia.

García –según Arias– le narró que en ese encuentro al magistrado Leonidas Bustos, entonces Presidente de la Corte Suprema, le entró una llamada a su celular. “Y cuando colgó el teléfono, el señor Bustos afirmó que era una lástima que tuvieran que condenarme pero que debían hacerlo debido a mi cercanía con el presidente Uribe”, escribió Arias, basado en lo que le contó la testigo.

Para darle credibilidad a la información, Arias afirmó en la carta que Claudia Lucía García le mostró una fotografía de unas reuniones en Miami en las cuales estaban presente Leonidas Bustos, su esposa, la señora García y su esposo. En una de esas fotos, se observa, además, durante una celebración de Navidad a Luis Gustavo Moreno, el polémico ex director anticorrupción de la Fiscalía que, según la justicia, era quien le llevaba las millonarias coimas de los investigados a Bustos, salpicado en el cartel de la toga. Aunque Bustos ha tratado de negar un vínculo cercano al exfiscal Moreno, el testimonio de Claudia García, su pariente, lo contradice.

Arias informó a la Comisión de Acusaciones que la señora Claudia Lucía García es quien aparece en una fotografía de la edición impresa N. 1854 de la Revista SEMANA de noviembre de 2017, donde se habla de los nuevos salpicados de Moreno. En el documento periodístico el exfiscal Moreno se refiere a la señora García cuando declaró ante la justicia y habló de ese encuentro en Miami con Bustos en Navidad.

“Nadie se va a Estados Unidos un fin de año teniendo a toda su familia acá. Allá lo pasamos, compartimos cena de fin de año. Está mi hija, tenía un año y medio. En esas fotos aparece Claudia García que se presentó como prima de Bustos. Salió corriendo del país por problemas con procesos de la corte. Ella manifestó que abrió un centro veterinario y que recibió un préstamo de varios miles de dólares”, dijo en su momento Moreno.

Volviendo a Andrés Felipe Arias, la testigo no solo hizo la confesión en el restaurante. Claudia Lucía García la ratificó, en compañía de su esposo, ante dos de los apoderados del exministro de Agricultura y ante una declaración juramentada a comienzos de 2017. SEMANA conoció que la mujer lo hizo bajo la figura de anónima.

Testimonio

Aunque Claudia Lucía García posteriormente desapareció y se opuso a volver a hablar del tema tras el escándalo que salpicó a Leonidas Bustos y, al parecer, problemas familiares, SEMANA la ubicó en Estados Unidos. Tras hablarle de la carta del exministro Arias, respondió preocupada: “No tengo ningún testimonio”.

En una segunda llamada afirmó que “fue un comentario suelto, donde yo no me acuerdo ni por qué se llegó a él, ni cómo. Yo sí busqué al doctor Andrés Felipe Arias al ver tanta injusticia en la parte política. Pensé que ese comentario podría ayudarle. Ese hombre es como tan buen muchacho, lástima que sea del uribismo… Ni me acuerdo cómo fueron las palabras que se dijeron, pero sí lo busqué. Yo soy una mujer creyente y de ver que una familia está así, duele”.

Así fue la conversación:

SEMANA: ¿A quién le escuchó ese comentario?

Claudia Lucía García (CLG): La verdad no me acuerdo ni cómo llegó a mis oídos eso, pero se dijo, lo escuché decir. Y por eso busqué a Andrés Felipe Arias porque me pareció haber oído el comentario.

SEMANA: ¿Lo escuchó del magistrado Leonidas Bustos?

CLG: No me acuerdo dónde fue, ni cómo y si fue de parte de él.

SEMANA: Lo curioso es que coincide. Usted, según Arias, le confiesa que lo condenarán por ser uribista y se produce el fallo y Leonidas Bustos lo firma.

CLG: (Silencio). No sé, no me acuerdo ya de eso, ha sido tanto tiempo...

SEMANA: ¿Cómo es su relación con Leonidas Bustos?

CLG: Ninguna. Ni hoy, ni hace mucho tiempo. Él era terriblemente serio, él no hablaba… Quiero aclarar que si de pronto escuché, o me pareció escuchar algo, fue cuando busqué al doctor Andrés Felipe.

SEMANA: Pero si escuchó fue de la gente con poder con la que usted se rodeaba y tenían que ver con el caso Arias, entre ellos, Leonidas Bustos.

CLG: Ahí si no tengo ningún comentario, no me he rodeado con gente de poder. El hecho de que haya pasado diciembre con unas personas no quiere decir que yo estaba rodeada. Lo único que hago es trabajar.

SEMANA: ¿A usted le parece injusto el fallo contra Andrés Felipe Arias?

CLG: Ese fallo le parece injusto a todo el pueblo colombiano.

SEMANA: ¿Usted estaría dispuesta a declarar ante la Justicia?

CLG: De algo que me pareció haber escuchado, claro.

SEMANA: ¿No la llamaron de la Comisión de Acusaciones a declarar?

CLG: No, y usted sabe que yo contesto las llamadas.

Foto: Publicaciones Semana
Foto: Publicaciones Semana - Foto: Publicaciones Semana

Otro testigo

Para ratificar el encuentro, SEMANA contactó a Fabio Andrade, el hombre que hizo el puente entre Andrés Felipe Arias y Claudia Lucía García. Él confirmó que la mujer lo buscó en un evento y le pidió que la ayudara a comunicarse con el exministro.

“Ella [Claudia Lucía García] se me acercó –no la conocía– y me dijo que quería hablar conmigo. Me manifestó que pretendía dialogar con Andrés Felipe. La mujer se puso a llorar y me expresó: “No puedo seguir con esto, me está mortificando y quiero hablar con él”, contó Andrade.

“Claudia me da el nombre del magistrado [Leonidas Bustos], y la fecha de una reunión privada donde él hace el comentario que apunta a que Arias es un buen tipo, pero es uribista y es el motivo de su condena. Ella sigue llorando, me habla de su conciencia”, narró.

Andrade estuvo en la reunión donde Claudia le hizo la confesión a Arias y ratificó lo dicho: “Ella lloraba: me decía ‘no puedo, mi vida no puede seguir así, es una cosa que estoy guardando’”.

Interrogantes

Claudia Lucía García y Fabio Andrade están dispuestos a declarar, pero la Comisión de Acusaciones, pese a tener el oficio de Andrés Felipe Arias desde marzo del 2018, no los tuvo en cuenta, ni en el proceso contra el exministro, ni como testigos que pudieron ser fundamentales para consolidar la investigación sobre el cartel de la toga, especialmente contra el magistrado Bustos.

La defensa de Arias intentó utilizar la declaración de la mujer en Estados Unidos, pero no fue posible. El Juez no permitió que se hablara de un tema distinto a si había o no tratado de extradición para enviar a Arias a Colombia en su momento.

Lo importante de escuchar a Claudia Lucía García es esclarecer de una vez por todas qué tanto influyó la política en un tema judicial tan trascendental como el escándalo más sonado de los últimos años en Colombia y que involucra a Arias y que sigue dejando interrogantes, entre ellos: ¿Quién era la persona con quien conversaba el magistrado Leonidas Bustos por teléfono? ¿Por qué la Comisión de Acusaciones de la Cámara no tuvo en cuenta la carta? ¿De qué otros temas hablaron Bustos y Luis Gustavo Moreno en la celebración de Navidad en Miami?