salud

Gastritis: cómo aliviar los síntomas con infusiones naturales

Tener una dieta balanceada y evitar sustancias que puedan irritar el estómago puede contribuir en la prevención de la gastritis.


La gastritis se produce cuando hay una inflamación de la pared del estómago. “Habitualmente está causada por la ingesta de sustancias irritantes, por ejemplo, antiinflamatorios o esteroides, también la toma de comidas muy especiadas, el estrés y más raramente infecciones por el helicobacter pylori o trastornos inmunológicos”, explica el grupo de Educación en Salud para la Ciudadanía de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI).

El reflujo biliar, cuando la bilis cambia su curso y vacía el estómago provocando irritación, es otra de las causas de la gastritis. Explica que, por lo general, las causas ya mencionadas suelen incrementar la producción de ácidos en el estómago –ácido clorhídrico–, dañando su pared.

Los expertos de la SEMI destacan que tener una dieta balanceada y evitar sustancias que puedan irritar el estómago pueden contribuir en la prevención de la gastritis.

Dolor o malestar abdominal, sobre todo en la zona del estómago; gases o flatulencias; acidez estomacal; náuseas y vómitos con posibilidad de presencia de sangre –tanto en el vómito como en las heces– son los signos y síntomas que pueden presentarse cuando se desarrolla la gastritis. Si se presenta alguno de los anteriores es conveniente acudir al médico.

“El mejor diagnóstico puede hacerlo el digestólogo a través de una gastroscopia”, señala el grupo de expertos. Mediante este procedimiento el galeno podrá tener la capacidad de observar el interior del estómago a mediante un pequeño tubo llamado endoscopio, el cual le permitirá ver lesiones enrojecidas e incluso hemorrágicas en el estómago.

Concept with Health care And Medicine. black and white
El reflujo biliar es otra de las causas de la gastritis. - Foto: Getty Images/iStockphoto

Con base en este examen, el especialista sabrá cuál tratamiento será el más conveniente para el paciente. Los especialistas de la Sociedad Española de Medicina Interna recomiendan llevar a cabo una dieta saludable y balanceada, evitar los episodios de estrés y adoptar un tratamiento con “sustancias alcalinas que neutralizan el ácido o impiden su producción” para darle manejo a la gastritis. En el caso de las personas que desarrollan la gastritis a causa del helicobácter, un antibiótico recetado por el galeno servirá para tratar la patología.

Así como la alimentación juega un papel fundamental en el manejo de la gastritis, hay una serie de infusiones que pueden contribuir en el manejo de esta dolencia, gracias a sus propiedades antiinflamatorias. El portal especializado en salud y bienestar Mejor Con Salud recomienda algunas.

Infusión de jengibre

El jengibre contiene sustancias como el gingerol y otros compuestos que lo convierten en una opción efectiva y natural para el tratamiento de la gastritis. De acuerdo con el portal, estas sustancias contribuyen en la disminución de la inflamación de las paredes del estómago, además de reducir el crecimiento de algunas cepas del helicobácter pylori.

Una cucharadita de jengibre molido (7 g) y una taza con agua (250 ml) son los únicos ingredientes que se necesitan para su preparación. En primer lugar, se debe calentar el agua. Cuando esta haya hervido, se retira del fogón y se agrega el jengibre, para dejar que repose cerca de cinco minutos. Surtido este proceso, la infusión ya estará lista para su consumo. Si se desea, se puede añadir un poco de miel al gusto para endulzarla. El portal recomienda ingerirla dos veces al día hasta que mejoren los síntomas.

Manzanilla y jengibre
La manzanilla y el jengibre ayudan a combatir la gastritis. - Foto: Getty Images/iStockphoto

Infusión de manzanilla

La manzanilla mejora lo dolores estomacales y la digestión, esto gracias a sus propiedades carminativas, que ayudan a reducir el gas abdominal, relajan los intestinos, desinflaman, y así alivian el dolor y demás molestias. Los ingredientes para su preparación son una cucharada de flores de manzanilla secas y una taza con agua. Para comenzar, se debe poner a hervir el agua.

Cuando se encuentre en ese punto, se retira del fuego y se agregan las flores de manzanilla, para dejarlas reposar durante cinco minutos. Cumplido ese tiempo, la infusión estará lista para su consumo. Mejor Con Salud recomienda consumir entre dos y tres tazas al día hasta que los síntomas de la gastritis disminuyan.