vida moderna

Seis licuados naturales con jengibre para perder peso

Los batidos de frutas con jengibre no solo ayudan a perder peso, también disminuyen problemas de colesterol y presión arterial.


Perder peso rápidamente y de forma saludable es lo que la mayoría de personas desean, sin embargo, esto no se puede lograr de la noche a la mañana o por arte de magia. El aumento de peso suele ocurrir cuando se ingieren más calorías de las que el cuerpo quema, por lo que es importante hacer ejercicio y disminuir el consumo de calorías.

Una opción en la dieta de las personas que quieren bajar de peso son los batidos acompañados de jengibre. Estos se han convertido en la bebida predilecta para librarse de unos cuantos kilos de más, pero es fundamental que su consumo esté acompañado de una buena dieta alimenticia.

El jengibre tiene efectos favorables sobre la obesidad y el síndrome metabólico, por lo que ayuda a quemar la grasa, digerir los carbohidratos y secretar la insulina. Además, estudios comprobaron que esta planta disminuye el colesterol y reduce la presión arterial.

Los nutricionistas recomiendan consumir cinco comidas al día con alimentos sanos, es decir, tres platos principales (desayuno, almuerzo y cena) y dos meriendas (en la maña y en la noche). Es relevante que estos alimentos tengan verduras, frutas, grasas saludables y proteína magra. No se debe olvidar el alto consumo de agua y sustituir bebidas azucaradas o golosinas por batidos naturales.

Recomendación de batidos con jengibre

Fresa y jengibre: es una bebida que se puede ingerir en ayudas o después de alguna actividad física. Las fresas aportan al cuerpo bajas calorías y le proporcionan fibra, y el jengibre estimula la circulación y mantiene el metabolismo energético.

  • Preparación: mezclar en el vaso de la licuadora ocho fresas en trozos, 200 ml de leche de avena, una cucharada de jengibre rallado. Después licuar los ingredientes hasta obtener una consistencia cremosa. Para endulzar un poco más, agregar una cucharadita de miel o edulcorante natura.

Piña y jengibre: este batido tiene propiedades saciantes, por lo que se recomienda beberlos en el desayuno o en la merienda. A esta bebida se puede agregar semillas de chía, las cuales contienen fibra, omega 3 y proteína.

  • Preparación: se debe mezclar en el vaso de la licuadora una taza de piña fresca, una cucharada de jengibre rallado, tres cucharadas de semillas de chía y un vaso con agua. Después se deben licuar los ingredientes hasta obtener una consistencia cremosa. Se puede ingerir un trozo de piña entera después de que se consuma el batido.

Manzana y jengibre: consumir este batido ayuda a mejorar el sistema digestivo dado por las propiedades antiinflamatorias del jengibre. Se recomienda para casos de congestión estomacal, desintoxicación del hígado y problemas de colon.

  • Preparación: mezclar una taza de col rizada, dos trozos de jengibre orgánico, media taza de lechuga romana, dos manzanas verdes, una cucharada de semillas de chía, un tallo de apio, agua y cubos de hielo. Al licuar esta mezcla debe quedar una consistencia cremosa a la que se le agregara una cuchara de miel de abejas.

Naranja y jengibre: una bebida baja en calorías, la cual tiene un alto contenido en fibra. Este batido es recomendado para desintoxicar el organismo.

  • Preparación: triturar 8 zanahorias en trozos, después licuarlos junto a media taza de espinacas, medio trozo de manzana, media remolacha, una cucharada de raíz de jengibre picados, agua y cubos de hielo.
Batido
Los batidos de frutas con jengibre no solo ayudan a perder peso, sino también disminuye problemas de colesterol y presión arterial. - Foto: Getty Images

Sandía y jengibre: esta combinación permite eliminar las toxinas del cuerpo por medio de la orina.

  • Preparación: se deben mezclar en la licuadora algunas rodajas de sandía con una cucharada de jengibre rallado. No necesita nada más, dado que esta fruta se caracteriza por su alto contenido en agua.

Pepino, menta y jengibre: esta bebida refrescante tiene grandes propiedades que ayudan a reducir la grasa, ya que es baja en calorías.

  • Preparación: se necesita mezclar en una jarra dos limones en rodajes, diez hojas de menta, ocho rodajas de pepino en cáscara y una cucharada de jengibre rallado. Después se debe verter un litro de agua, dejando reposar esta bebida toda una noche para poder ser consumida. No se recomienda su exceso de consumo.