ÚLTIMA HORA flecha derecha

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 12/7/2019 3:45:00 AM

Con los guayos puestos

Con gallardía la Selección Femenina de Fútbol alzó su voz durante meses, se hicieron oír en un escenario dominado por los hombres, recuperaron la liga que la federación les quitó en medio de la polémica, y en agosto demostraron en la cancha por qué el fútbol femenino sí vale la pena en Colombia.

Los mejores líderes de Colombia 2019: Selección Femenina de Fútbol de Colombia Selección femenina de fútbol Foto: foto: Cris BOURONCLE-AFP
audio player
Escucha este artículo
ES EN

*El audio de este artículo está hecho con inteligencia artificial.

Este año el fútbol femenino hizo noticia, pues a pesar de que pasa por su mejor momento, no recibe un apoyo proporcional a las victorias que ha logrado. A finales de 2018, luego de que el Atlético Huila se coronó campeón de la Copa Libertadores femenina, Yorelis Rincón –jugadora de este club y de la selección– denunció que los 55.000 dólares del premio iban a parar en las arcas del Atlético Huila masculino.

Mientras Teófilo Gutiérrez, por ejemplo, gana 210 millones de pesos al mes en Junior de Barranquilla, Catalina Usme, la capitana y máxima goleadora de la Selección Colombia, gana un millón de pesos en América de Cali.

El hecho encendió las alarmas y en febrero de 2019, otras jugadoras de la selección revelaron una serie de injusticias y abusos que les impedían consolidar este deporte en el país. No recibían los implementos deportivos como cualquier equipo profesional, en ocasiones tenían que jugar con uniformes masculinos, varias veces tuvieron que pagar por sus viáticos y hospedaje para participar en torneos internacionales, y recibieron salarios ínfimos al compararlos con los de los jugadores de la selección de hombres. Mientras Teófilo Gutiérrez, por ejemplo, gana 210 millones de pesos al mes en Junior de Barranquilla, Catalina Usme, la capitana y máxima goleadora de la Selección Colombia, gana un millón de pesos en América de Cali.

Con gallardía estas jóvenes alzaron su voz durante meses, se hicieron oír en un escenario dominado por los hombres, recuperaron la liga que la federación les quitó en medio de la polémica, y en agosto demostraron en la cancha por qué el fútbol femenino sí vale la pena en Colombia. El oro que se llevaron en los Juegos Panamericanos de Lima es su primer triunfo en un torneo oficial y la primera vez que un deporte de conjunto en Colombia obtiene el máximo reconocimiento en esas competencias.

EDICIÓN 1997

PORTADA

Terremoto político: el proceso contra Álvaro Uribe sacude al país

¿Qué sigue para Álvaro Uribe, para el Gobierno y para el país después de la medida de aseguramiento dictada por la Corte Suprema de Justicia? Esa decisión marca un antes y un después en la historia de Colombia.

03

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1997

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.
paywall