ÚLTIMA HORA flecha derecha

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 6/20/2019 11:00:00 AM

En disco y concierto: el Guatapurí de Rita Fernández en la voz de Natalia Bedoya

En el disco ‘Melodías Clásicas Vallenatas’, la talentosa cantante interpreta composiciones de la juglaresa, compositora, y poeta colombiana en clave de Blues. El Teatro Colón aprovecha el lanzamiento y, el viernes, las presenta el concierto.

En un disco y un concierto Natalia Bedoya interpreta composiciones de Rita Fernández en clave de Blues Un homenaje y un diálogo entre Natalia Bedoya, una amante del blues y del jazz, y Rita Fernández, una poeta y cantora del vallenato. Foto: Archivo

El Blues nace como un grito de libertad de las entrañas de los negros que trabajaban en los cultivos algodoneros en Estados Unidos, sus desgarradas voces de lamento aún corren por el Río Misisipi. A miles de kilómetros, en medio del clima tropical, de la gran sabana y de los campos llenos de verde de Colombia, juglares corrían en caballos llevando poemas, declaraciones de amor y cuentos convertidos en canciones, y así desde Valledupar hasta la Guajira, le regalaban al país el vallenato. El blues y el vallenato, dos géneros con  notas y entonaciones distintas, se cantan y se escuchan desde las entrañas y la memoria de los pueblos. Dos sonidos que a una artista comprometida y entusiasta como Natalia Bedoya le quedan muy bien.

Melodías clásicas Vallenatas es un homenaje a la historia de los colombianos y sus raíces, una apuesta por exaltar el trabajo de Rita Fernández, una mujer que creció, vivió, y dedicó su vida a hacer poesía de historias y vivencias. Muchos recuerdan a ídolos vallenatos como Rafael Orozco, Escalona, Jorge Oñate, y otros más que hacen parte de nuestro legado musical, pero Rita Fernández, que poco se conoce en el país, ofrece letras que guardan todo el sentimiento y la memoria de los pueblos del Caribe. Las plasmó en un sin número de vallenatos sentidos que compuso y muchos han cantado, bailado y llorado.

Le puede interesar: Horarios definitivos y todo lo que debe saber de Rock al Parque 2019

Natalia Bedoya, cantante, actriz y blusera de corazón. Foto: ArgenisLealPrensa

A Natalia Bedoya, cantante y actriz con una sensibilidad y amor por su historia, el arte la llevo a conocer a Rita Fernández. De ese encuentro nació una unión cargada de ganas de crear y construir poesía y melodía. Dejando atrás los escenarios, obras, conciertos, llamados y afanes de su quehacer, Natalia partió un mes a la casa de Rita en Valledupar y se sumergió en su historia, sus vivencias, sus letras, sus sentimientos, sus amores, sus desamores. Luego decidió que Colombia necesitaba saber de la mujer que compuso letras como Sombra Perdida, esa que en plenos años sesenta hablo desde la poética y el amor en tiempos en los que era difícil hacerlo, aquella que fundó el grupo Las Universitarias, que le compuso a muchos y tradujo en letras los paisajes más bellos de Valledupar. A Natalia Bedoya, su vocación de artista la impulsó a crear con Rita y para Rita.

Rita Fernández, una poeta del Valle que hay rescatar del olvido en que sumergimos a Colombia. Foto: ArgenisLealPrensa

En el café que tomaban en las mañanas, antes de empezar el día en casa de Rita, se transformaron el corazón y el alma de Natalia. El viento de los árboles que decoran las calles del Valle, el sonido del río Guatapurí, el aroma del calor tropical, y la voz ronca y el sonido del piano de Rita la trasladaron a nuevos sueños y sensaciones. Y lo que sintió en un mes lo llevó al lenguaje que más le funciona y apasiona: su música y su voz. Así se produjo el encuentro de dos mujeres que han amado, llorado, sufrido, y que aprendieron a sanar heridas con el arte: Natalia, una amante del blues y del jazz, y Rita, una poeta y cantora del vallenato. Dos seres que, en un país envuelto en días caóticos y noticias tristes, logran que aún se sueñe con pájaros cantores, amores imposibles, y ríos que bañan a los amantes. Dos seres comprometidos con rescatar los sonidos de nuestros pueblos y el arte de los cantores que, como a Rita, a veces olvidamos.

Le puede interesar: ¿Por qué las canciones de la telenovela ‘Café‘ tienen tanto aroma de mujer?

Melodias Clásicas Vallenatas es un encuentro entre dos soñadoras. Reúne canciones de Rita Fernández, interpretadas por la talentosa Natalia Bedoya, vallenatos sin acordeón, más bien con un toque de blues, pero que mantiene el sentimiento y evoca a la orilla del Guatapurí, con un ron en la mano y viendo al cielo dibujar el amanecer; o, por qué no, a la orilla del Misisipi con un whiskey, un bajo y un buen blues de B.B King.

*Por Angélica García

INFORMACIÓN GENERAL:

CONCIERTO: MELODIAS CLASICAS VALLENATAS

21 de junio a las 7:30 p.m.

Teatro Colón: Calle 10 # 5-32

Disco Melodías Clásicas Vallentas

TEMAS RELACIONADOSflecha opinion

EDICIÓN 0

PORTADA

¡Rebeldes con canas!

La estricta cuarentena para los mayores de 70 años tiene la rebelión de las canas al rojo vivo. ¿Había otra opción?

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1987

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.
paywall