Home

Deportes

Artículo

Portugal Suiza
Goncalo Ramos celebró en tres oportunidades durante el partido contra Suiza por los octavos de final del Mundial. - Foto: REUTERS

qatar 2022

Gonçalo Ramos, la estrella de Portugal que sentó a Cristiano Ronaldo y marcó el primer ‘hat trick’ del Mundial

El jugador luso, que milita en el Benfica, anotó tres de los seis goles que llevaron a Portugal a los cuartos de final en Qatar.

Acaba de cumplir 21 años y solo ha disputado tres partidos internacionales con la selección portuguesa, pero Gonçalo Ramos, suplente de Cristiano Ronaldo en la primera fase del torneo, marcó un triplete en la victoria por 6-1 contra Suiza en el choque de octavos de final.

Media hora de juego en total y tres partidos con la selección lusa bastaron para sustituir a una leyenda que suma 194 internacionalidades, 118 goles con la Seleçao, cinco Balones de Oro. ¿Impresionado, Gonçalo Ramos? La verdad es que no.

Cristiano “habló conmigo antes del partido, como habla a todo el mundo. Es el capitán y siempre trata de ayudar”, explicó tras el partido Ramos, que no quiere que el éxito se le suba a la cabeza: “Ha sido un gran partido, pero lo importante ahora es mantener la calma”.

El espigado delantero centro (1,86 m) respondió al estruendo de su titularidad con tres goles brillantes, tres de los seis de la obra maestra de Portugal contra Suiza.

Ramos necesitó solo 17 minutos para abrir el marcador con un potente disparo a la escuadra de Yann Sommer.

Al inicio del segundo acto firmó el 2-0 rematando en el primer palo un centro raso (51), antes de besar las redes suizas una tercera vez, en el 67 con un balón picado que supuso el 5-1.

Seis minutos después, dejó su plaza a CR7 entre las aclamaciones del público.

El seleccionador portugués Fernando Santos decidió sentar en el banquillo a su estrella Cristiano Ronaldo y su sustituto, el joven Gonçalo Ramos, de 21 años, lideró el pase de los lusos a cuartos del Mundial, con un triplete en la goleada por 6-1 ante Suiza.

Tras esta sencilla victoria de Portugal, ahora espera en cuartos de final Marruecos, la gran sorpresa del Mundial, que tras eliminar a Bélgica en la primera fase, dejó fuera en octavos a España por penales (3-0 en la tanda, 0-0 tras prórroga).

Gonçalo Ramos, atacante del Benfica, con sus tres goles (17, 50 y 67), no desdijo la decisión atrevida y arriesgada del técnico Fernando Santos.

Ramos y su rendimiento para llegar a la selección

Ahora bien, cabe destacar que milita en el primer equipo de Benfica en 2019, en total en su carrera ha marcado 28 goles en 80 partidos disputados y también ha generado 10 asistencias.

En este mismo sentido y gracias a sus números en su rendimiento como jugador revelación y sumando a esto su destacada participación en la Eurocopa sub-21 del año 2021, lo cual le dio todo el convencimiento al director técnico de la selección de mayores, Fernando Santos, para convocarlo a disputar el Mundial de Qatar 2022.

Por ende, el seleccionador del equipo luso vio el potencial de la joven promesa y lo puso a la altura de jugadores como Cristiano Ronaldo, quien desde la banca entró al final de partido para reemplazar a Ramos.

Es importante destacar que esta es su primera convocatoria con la selección de Portugal, donde ha jugado en total tres partidos y con solo 21 años Qatar es su primer Mundial. Ahora bien, si se mira desde su efectividad en el arco opuesto sus números pueden convencer a cualquiera, ya que suma un total de cuatro tantos.

El primero de ellos lo consiguió en un amistoso contra el seleccionado de Nigeria en un encuentro amistoso celebrado días antes de la cita mundialista. A eso se le suman los tres goles anotados este martes 6 de diciembre contra el equipo suizo en octavos de final de Qatar 2022.

Entrada de CR7

En la segunda mitad, imparable, Portugal se fue en el marcador con dos nuevos tantos. Primero repitió Gonçalo Ramos (50), tras rematar desde cerca un centro desde la derecha de Diogo Dalot, y después logró el 4-0 el lateral Raphael Guerreiro, al culminar un contragolpe por la izquierda (55).

Gonçalo Ramos culminaría su partido estelar con un nuevo tanto, tras un contragolpe, de nuevo con asistencia de João Felix (67).

Sin emoción en un partido que Portugal dominaba ampliamente en el marcador, al público solo le quedaba el aliciente de ver a Cristiano Ronaldo, y se puso a corear su nombre en varias ocasiones.

Y Fernando Santos escuchó sus deseos y el campo fue un clamor cuando lo vio calentar, para jugar el último cuarto de hora.

Al mítico jugador portugués también se le anuló un gol por fuera de juego, para desazón de sus seguidores.

*Con información de la AFP.