finanzas personales

¿Cómo organizar las finanzas personales?

Unos simples hábitos financieros pueden favorecer al bolsillo.


¿Cómo hacer rendir la plata? Esa es una de las preocupaciones de cientos de familias en Colombia, las cuales deben hacer ‘milagros’ con los ingresos que perciben para pagar sus gastos de vivienda, alimentación y entretenimiento.

Aunque parece una tarea imposible, los expertos en finanzas personales aseguran que existen ciertos hábitos financieros que pueden ayudar a organizar mejor la economía personal y del hogar, de tal forma que cuadren los números.

Incuestionablemente, una de las herramientas más útiles al momento de gestionar las finanzas es el presupuesto. Por medio de este, es posible tener claridad sobre los recursos de los cuales se dispone y la manera en que se utilizan mes tras mes.

Deudas / Finanzas
¿Cómo hacer rendir la plata? Esa es una de las preocupaciones de cientos de familias en Colombia, las cuales deben hacer ‘milagros’ con los ingresos que perciben para pagar sus gastos de vivienda, alimentación y entretenimiento. - Foto: Getty Images

Antes de empezar, indican en un artículo de Sin Mordaza, es importante analizar el estado de las finanzas personales y hacer un recuento de cómo se han comportado en los últimos años. En esta revisión, se debe identificar cuáles son esos puntos de mejora y poder llevar registro de las obligaciones pendientes, así como de los ahorros actuales.

Una vez se tenga clara dicha información, la persona podrá definir el plan hacia futuro. Es en este momento en el que juega un papel fundamental el presupuesto. Más que ser una lista de gastos e ingresos, el presupuesto es una guía de cómo se deben distribuir adecuadamente los recursos entre los distintos rubros.

Es clave que a la hora de plantear el presupuesto también se definan los montos a ahorrar, invertir o el destinado para pagar deudas. Como señalan los expertos del blog de salud financiera de BBVA, también es necesario establecer los objetivos personales, como ahorrar para comprar casa propia, ya que son esfuerzos que deben considerarse para elaborar el presupuesto.

Por su parte, el blog Financer.com recalca que hoy en día existen diversas plataformas que facilitan realizar el plan de gastos e ir haciéndole seguimiento constante. Inclusive, el ejercicio puede ser tan sencillo como hacer una tabla en Excel en la que esté consignada toda la información. Lo importante, recuerdan, es poder administrar correctamente el dinero.

Ahora bien, una manera de liberar el flujo de dinero que ingresa es saldar las deudas pendientes, debido a que en el futuro ese porcentaje que se destinaba a pagar obligaciones financieras se puede destinar a otros fines, como el ahorro. Para algunos no resulta nada sencillo pagar las deudas, pero hay algunos métodos que pueden servir de guía para hacerlo.

Una de las estrategias que comparten desde el blog de BBVA es la llamada ‘bola de nieve’. Esta consiste en ir eliminando aquellas deudas que representen un menor gasto mensual e ir avanzando de a poco con las que más peso tengan sobre el presupuesto.

También existe otro método conocido como ‘tsunami’, el cual, más allá de los montos, intereses o tiempos, considera como factor determinante el malestar psicológico que produce esa deuda pendiente. En este sentido, señalan los expertos de la entidad bancaria, se deben saldar las deudas que generen mayor estrés.

También puede ser de interés:

Igual de relevante que todo lo anterior resultan el ahorro y la inversión. Hay múltiples recomendaciones sobre cómo ahorrar y las cantidades exactas que se deben destinar para tal propósito, pero una constante entre los expertos es que las personas deberían ahorrar por lo menos el 20 % de sus ingresos.

Pero, además, deben encontrar opciones de inversión para rentabilizar parte del dinero. Es así que, como resaltan desde Sin Mordaza, es necesario familiarizarse con los conceptos básicos de la economía y el sistema financiero, así como buscar la orientación adecuada, para evaluar las posibilidades de diversificar el portafolio de inversión con éxito.

Luego de que se adopten estas prácticas, se tendrán que repetir con frecuencia hasta que se conviertan en un hábito y se realice casi que automáticamente cada mes.