Tendencias
Cáncer
Algunos cambios en el estilo de vida pueden ayudar a prevenir el cáncer. - Foto: Getty Images/iStockphoto

vida moderna

Cáncer de pulmón: estos son los primeros síntomas a los que se debe prestar atención

Este tipo de cáncer es la principal causa de muerte por esta enfermedad en el mundo.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud el cáncer es la causa principal de muerte en el mundo. En el 2020 se registraron casi 10 millones de muertes por esta enfermedad. Los tipos de cáncer más común son los de mama, pulmón, recto, colon y próstata.

El cáncer de pulmón recibe este nombre porque se desarrolla inicialmente en estos órganos. Sin embargo, luego puede hacer metástasis en otros órganos (diseminarse).

Cerca del 90 % de los casos de personas con esta enfermedad se deben al tabaquismo. “Las personas que fuman tienen el mayor riesgo de presentar cáncer de pulmón, aunque el cáncer de pulmón también puede ocurrir en personas que nunca han fumado. Este aumenta con la cantidad de cigarrillos y la cantidad de tiempo que hayas fumado. Si dejas de fumar, incluso después de haber fumado durante muchos años, puedes disminuir de manera significativa las posibilidades de contraer cáncer de pulmón”, explica Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación.

Sumado al número de cigarrillos que se consuman a diario, el paso de los años incrementa exponencialmente los riesgos de contraerlo. Lo que sucede en el cuerpo humano es que “las sustancias tóxicas que se producen en el humo del cigarrillo debilitan el sistema inmunitario del cuerpo, lo cual hace más difícil matar las células cancerosas. Cuando esto pasa, las células se siguen multiplicando sin que nada las detenga”, señalan los Centros para el Control y la Prevención de enfermedades. Estas sustancias ingresan por el flujo de la sangre y se transportan a todo el cuerpo. Algunas de ellas, pueden llegar a dañar el ADN, el cual se encarga de producir nuevas células, y causar una producción equivocada de células atípicas que se convierten en cáncer.

Los síntomas de este cáncer pueden ser diferentes en cada persona. Generalmente los síntomas se manifiestan cuando la enfermedad está en una etapa avanzada. En otros pacientes, puede causar metástasis en otros órganos y causar otros síntomas.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades mencionan algunos de ellos:

  • Tos persistente o que empeora.
  • Dolor de pecho.
  • Dificultad para respirar.
  • Sibilancias.
  • Tos con sangre.
  • Sensación de cansancio todo el tiempo.
  • Pérdida de peso sin causa conocida.
  • Crisis repetidas de neumonía.
  • Inflamación o agrandamiento de los ganglios.

Existen dos tipos de cáncer de pulmón: cáncer de pulmón de células pequeñas y cáncer de pulmón de células no pequeñas. El primero se desarrolla casi siempre en fumadores. El segundo, se refiere a un término general para referirse a varios tipos. “Los tipos de cáncer de pulmón de células no pequeñas comprenden el carcinoma epidermoide, el adenocarcinoma y el carcinoma de células grandes”, indica Mayo Clinic.

¿Cómo prevenir el cáncer?

La Organización Mundial de la Salud brinda algunas recomendaciones que pueden ayudar a disminuir el riesgo de padecer cáncer:

Otros tipos de cáncer

Cáncer de piel

Existen tres tipos de cáncer en la piel: carcinoma basocelular, carcinoma espinocelular y melanoma. Los dos primeros son los más comunes y tienen probabilidades altas de curación. Se caracterizan por provocar desfiguración. El tercero es el melanoma y es el más peligroso. Es el tipo de cáncer de piel que causa mayores muertes.

Todas las personas pueden desarrollar cáncer de piel. Sin embargo, de acuerdo con Medline Plus, este tipo de cáncer es más frecuente en personas con las siguientes características:

  • Están expuestas mucho tiempo al sol o han sufrido quemaduras por el sol.
  • Tienen cabello, piel y ojos claros.
  • Tiene un familiar que ha tenido cáncer de piel.
  • Tienen más de 50 años.