Tendencias
Manos
La mala circulación en las manos es una molestia o dolor que se percibe, sobre todo, por la sensación de hormigueo, entumecimiento o frío. - Foto: Getty Images

vida moderna

¿Cómo mejorar la circulación en las manos de manera natural?

Los trastornos circulatorios son enfermedades que pueden afectar negativamente el flujo sanguíneo.

La mala circulación en las manos es una molestia o dolor que se percibe, sobre todo, por la sensación de hormigueo, entumecimiento o frío. Esto sucede por varias razones, desde un trastorno circulatorio hasta una mala postura de las manos o del cuerpo en general.

En contexto, la circulación es el proceso mediante el cual el corazón bombea la sangre de una persona alrededor del cuerpo. La buena circulación es vital para la salud. Un buen flujo sanguíneo o una “buena circulación” permite que el organismo obtenga todos los componentes necesarios para el metabolismo celular (oxígeno y glucosa) y la realización de varias funciones vitales, según el portal Mejor con Salud.

Medical News Today señala que si una persona desea mejorar su circulación en general, hay algunos pasos obvios para empezar, entre ellos: reducir la ingesta de grasas saturadas, tratar de no permanecer sentado o quieto por largos periodos y dejar de fumar productos que contienen tabaco.

Síndrome del túnel carpiano, manos, dolor en las muñecas de la mano, artritis, dolores articulares
La circulación es el proceso mediante el cual el corazón bombea la sangre de una persona alrededor del cuerpo. - Foto: Getty Images/iStockphoto

Sin embargo, en el caso específico de la circulación en las manos es importante conocer cuáles son los motivos por los cuales se puede padecer mala circulación, para así poder dar con la mejor solución y evitar las causas que sean posibles para que no se agrave más el problema.

El portal Mundo Deportivo indica que las principales causas de la mala circulación en las manos son:

  • Hipotensión.
  • Diabetes tipo 1 y tipo 2.
  • Posturas incorrectas de las manos durante un rato, impidiendo una buena circulación.
  • Consumo de alcohol, cafeína y drogas.
  • Deficiencia de magnesio.
  • Colesterol alto.
  • Sedentarismo.
  • Fumar.

¿Qué son los trastornos circulatorios?

Los trastornos circulatorios son enfermedades que pueden afectar negativamente el flujo sanguíneo, ya que se trata de obstrucciones que impiden que la sangre cumpla sus funciones. Estos se clasifican en dos categorías: agudos (cuando aparecen de forma repentina) o crónicos (cuando aparecen con el paso del tiempo y se mantienen).

Síntomas comunes

  • Inflamación.
  • Calambres
  • Sensación de frío.
  • Entumecimiento.
  • Pérdida de sensibilidad en las manos.
  • Dolor.
  • Piel reseca.
  • Hormigueo.
  • Uñas débiles.

Medidas mejorar la mala circulación en las manos

Para mejorar la mala circulación en las manos, así como en otras partes del cuerpo, es necesario realizar algunos ajustes en el estilo de vida. En concreto, si se lleva una dieta rica en sal, azúcar y grasas saturadas, es fundamental corregir este hábito.

Cambios en la alimentación

Aprovechar los alimentos ricos en fibra y bajos en grasas.

Además de una buena dieta, la ingesta de líquidos y, sobre todo, zumos naturales y agua es beneficioso. Esta favorece la obtención de nutrientes, la hidratación y la micción, que resulta muy conveniente a la hora de aliviar inflamaciones.

Higiene postural

Para mejorar la mala circulación en las manos, es necesario cuidar la higiene postural y procurar mantener las manos en constante movimiento. Si las personas deben permanecer en una misma postura es recomendable realizar estos ejercicios:

  • Girar la muñeca, lentamente, cada 15 minutos, por lo menos unas 20 veces hacia cada lado.
  • Abrir las manos, estirar los dedos, tanto como se pueda, lentamente, y luego, cerrarlas en puño (10 repeticiones por cada mano).
  • Utilizar pelotas antiestrés cada 10 minutos. Estas ayudarán a relajar los músculos de las manos y, por ende, favorecer el flujo sanguíneo.
  • Juntar las manos en postura de oración, separar las palmas y mantener juntos solamente los dedos durante 1 minuto. Luego, se debe realizar lo contrario, es decir, juntar las palmas y separar los dedos.

Cabe resaltar que el ejercicio es fundamental para mejorar la mala circulación. Por esta razón, siempre se recomienda realizar, por lo menos, 30 minutos de actividad física al día.