salud

Fallece Carolina Borja, la psiquiatra que fue un ángel para miles de mamás

Fue una de las mayores expertas en salud mental perinatal y ayudaba a las mujeres a salir de una de las mayores tristezas de sus vidas, la enfermedad o la muerte de sus pequeños bebés. Las redes se llenan de testimonios. “Brillarás en las estrellas”, escribió Antonina Canal.


En la unidad de neonatos de la Clínica de la Mujer suele vivirse siempre una mezcla de enorme esperanza y enorme angustia. Este lugar, que acoge a bebés que nacen prematuros o tienen complejos problemas de salud, también reúne a centenares de padres que acompañan a sus pequeños en ese proceso de ganar su primer pulso con la vida. En medio de ese ajetreo, había una profesional que siempre lograba sacar a las mamás de momentos de apremiante oscuridad: la doctora Carolina Borja.

Por eso, al noticia de su muerte ha estremecido a miles de mujeres y de profesionales de la salud que han llenado las redes sociales de mensajes de condolencias. La doctora Borja era una mujer dicharachera que solía irradiar alegría y risa en los momentos difíciles. Era experta en salud mental perinatal, es decir, en ese momento tan trascendental de la vida de una mujer: la maternidad.

A pesar de que tener un bebé se asocia con un estado idílico de la vida, lo cierto es que ese momento trae enormes dilemas y angustias para muchas mujeres, y especialmente para quienes tienen que vivir ese proceso en una unidad de cuidados intensivos. Y en la Clínica de la Mujer, así como en su consultorio particular, la doctora había ayudado a miles a salir de una de las mayores tristezas de sus vidas.

“Cuando mi bebé estaba en la incubadora, yo solo lloraba al lado. Entonces llegó la doctora Carolina y todo cambió. Me dijo: ´No importa llorar... a los psiquiatras no nos creen si el paciente no saca lágrimas´. Me dio muchísima risa y desde ahí comencé a buscarla todos los días en la clínica. Ella me salvó. Pude haber tenido una terrible experiencia en el hospital, pero con ella aprendí a construir buenos recuerdos, los primeros de mi bebé y yo. Le agradezco en el alma. La verdad en ese instante lo único que uno necesita como mamá es sanar el alma, liberar las culpas y sentir que todo estará bien”, sostiene Ana Pinzón, una de sus pacientes.

La psiquiatra era una de las mayores promotoras en la clínica del programa Madre Canguro y estimulaba a las mamás para tener un contacto piel a piel con sus bebés, incluso así estuvieran entubados. Solía explicar lo difícil que es la lactancia materna en medio de esas circunstancias y celebraba con las madres cualquier gota que saliera en la sala de extracción. A sus pacientes, les contaba que ella misma había nacido de menos de siete meses y que había logrado sobrevivir contra todo pronóstico. “Y aquí me tienen”, decía siempre al concluir su relato.

“Como muchas de nosotras Carolina era ´madre y´. Madre y médica, madre y psiquiatra, madre y luchadora. A raíz de su experiencia en el complicado embarazo de su querido hijo Esteban, en el que llegó a temer por su vida y necesitó estar ingresada en la UCI tras la cesárea, Carolina decidió hacer todo lo que estuviera en sus manos para lograr que las madres que tras el parto necesitaran estar en Cuidados Intensivos pudieran estar con sus bebés”, narra en un perfil el Instituto Europeo de Salud Mental Perinatal. La organización recuerda que eso no fue nada fácil y que ella tuvo que pelear contra viento y marea para ayudar a implementar un programa de alojamiento conjunto y lactancia asistida que se convirtió en pionero en el país.

La doctora Borja era una de las mayores autoridades en ese campo de la salud mental perinatal. Había traído al país el capítulo de Marcé, una organización líder en el tratamiento de estas situaciones. “Será muy extrañada”, expresó en un comunicado esa entidad. La Asociación Colombiana de Siquiatría se expresó en los mismos términos. También era integrante de Warmi, Redesam, todas organizaciones que propendían por la salud mental perinatal y la salud mental de las mujeres. “Su energía era desbordante, además contagiosa”, escribió Silvia Gaviria, una de sus colegas.

“Nuestro corazón se llena de tristeza porque ha partido la doctora Carolina Borja. Una mujer y psiquiatra maravillosa que nos apoyó siempre y que venía trabajando incansablemente para visibilizar e impulsar nuestro proyecto ley brazos vacíos. Nos unimos a toda la comunidad de psiquiatras y psicólogos que trabajaban a su lado para darle un lugar a la salud mental Perinatal en el país, y especialmente nos unimos en un abrazo enorme a su familia. Gracias, Caro, por tu energía, por tu cariño, por cada abrazo que nos diste, por todas las familias que acompañaste cuando sus hijos murieron. En tu memoria seguiremos trabajando sin cansancio para lograr que la atención que se brinda a las mujeres y sus familias en duelo perinatal sea compasiva y respetuosa”, lamentó la asociación JIC, que apoya a las madres que pierden a su bebé en la gestación o en el periodo neonatal.

La reconocida bailarina Antonina Canal escribió uno de los mensajes más conmovedores. “Querida Carolina Borja, mi corazón está triste por tu repentina partida. Amada alumna amiga, excelente doctora, madre, esposa y mujer. Gracias por tu sonrisa enorme, tu inteligencia y belleza. Acompaño tu familia con mi alma entera en estos momentos. Qué fragilidad la vida, por eso es tan importante valorar cada segundo, compartir y queremos más. Ojalá te hubiera podido dar un abrazo y bailar más contigo. Te quiero te honro por siempre. Brillarás en las estrellas”.

“Qué noticia tan dolorosa. Los aportes de la doctora Carolina Borja a la salud mental perinatal en Colombia son muy importantes”, escribió por su parte la periodista Lorena Beltrán.

Tras conocerse la noticia, muchas se han volcado a las redes sociales a contar sus testimonios. “Existen noticias demasiado difíciles de aceptar, no sabes cuánto le agradezco a Dios que hubieras llegado a mi vida, mi doctora bella. Fuiste mi guía, mi amiga, mi consejera, mi psiquiatra por más de tres años. Me ayudaste a tratar mi depresión y tristeza, me diste la mano cuando muchos me dieron la espalda... Gracias a ti puedo decir que logré seguir con mi vida. No sabes la falta que me vas hacer mi doctora bella. Gracias por siempre estar para escucharme. Te voy a extrañar muchísimo y como siempre te dije te voy a querer siempre y llevaré siempre en mi corazón por lo valiosa persona que eras y serás siempre. La depresión es algo serio y en realidad existe, vale la pena entender el porqué de los pensamientos y acciones”, escribió una de ellas en Facebook.

“Aún no asimilo esta triste noticia. Doctora Carolina Borja, lamento mucho tu partida, le pido a Dios mucha fortaleza para tu familia. Gracias por haberme permitido conocerte. Se que el cielo te tiene un lugar maravillo. Gracias por enseñarme a ver la vida de una forma diferente y por ser un ejemplo para mi vida. Me siento quebrantada”, agregó otra de sus pacientes en esa red social.

Estos son algunos de los mensajes que se publicaron en redes sociales: