Tendencias
El té de hierbabuena tiene propiedades expectorantes y antisépticas.
El té de menta tiene propiedades expectorantes y antisépticas. - Foto: Getty Images/iStockphoto

vida moderna

Hoja de menta: así se debe consumir para limpiar el colon y desinflamar el intestino

Dependiendo del organismo de cada persona, el médico puede determinar si el consumo de esta bebida es beneficioso o no.

La menta se caracteriza por tener propiedades que generan algunos beneficios para el organismo. Mejorar la digestión y disminuir las náuseas son algunas de las bondades que se le atribuyen a esta especia familiar de la hierbabuena.

Esta planta forma parte de la cultura en las cocinas de muchos países, sobre todo árabes y mediterráneos, pero también asiáticos, debido a que se cosecha en estos lugares. Aunque mayoritariamente se ha usado en postres y otros platos dulces, no es nada extraño que forme parte de platos salados y sopas.

Así mismo, produce una sensación de frío que hace que cuando la consumamos se abran las vías respiratorias, por lo que se ha usado ampliamente en productos para descongestionar. Además, tiene una acción antiparasitaria, siendo útil para combatir una infección por parásitos, como amebiasis.

La planta tiene propiedades antiinflamatorias, expectorantes, antisépticas, analgésicas, antibacterianas o antitusivas, entre otras. También suele ser un componente habitual de productos cosméticos para el cuidado de la piel.

De igual manera, según la revista UnCOMO, del portal Mundo Deportivo, a esta planta se le atribuye el beneficio de limpiar el colon y desinflamar el intestino gracias a sus propiedades antiinflamatorias, sedantes y antiespasmódicas.

Para consumirla para el propósito anterior, es posible preparar un té con los siguientes ingredientes: una cucharada de anís, diez gramos de hojas de menta y 250 mililitros de agua.

Procedimiento:

1. En una olla, poner a hervir el agua junto con las hojas de menta y el anís.

2. Una vez el agua haya llegado a su punto de ebullición, bajar del fuego.

3. Dejar que repose la mezcla durante diez minutos.

4. Pasado el tiempo, colar el líquido y beber antes de cada comida.

Además de la menta, el portal especializado Mejor con Salud listó una serie de ingredientes que, gracias a sus compuestos, son ideales para favorecer el buen funcionamiento del colon y los intestinos.

  • Semillas de chía: la alta concentración de mucílagos, un tipo de fibra soluble que crece en contacto con el agua, hace que las semillas de chía estimulen el movimiento de los intestinos y mejoren afecciones cono el estreñimiento.
Algunos cuidados en casa pueden ayudar a aliviar la molestia para los pacientes de esta condición.
Algunos cuidados en casa pueden ayudar a aliviar la molestia para los pacientes de colon irritable. - Foto: Getty Images/iStockphoto
  • Vegetales crucíferos: aunque hay muchos alimentos que contienen fibra (nutriente ideal para el intestino), los vegetales crucíferos aportan dosis significativas, además de otros nutrientes. Algunas opciones aconsejadas son el brócoli, la coliflor y la col rizada.
  • Avena: funciona como un antiinflamatorio, lo cual es una ventaja para las personas que sufren de colon irritable. De igual manera, ayuda a prevenir la retención de líquidos debido a su contenido a base de sodio y potasio.
  • Yogur natural: al igual que otros productos fermentados, contiene probióticos que ayudan a repoblar la flora intestinal. Al favorecer este equilibrio, la salud del colon mejora, tanto como sus funciones naturales. Lo ideal, según los expertos, es que sea natural y bajo en grasas y azúcares.
  • Nueces: estos alimentos contienen una gran de ácidos grasos como el omega 3 y fibra. Estos ayudan a que el colon se mantenga en estado óptimo de salud, estimulan su buen funcionamiento y ayudan a que permanezca desinflamado.

Cabe recordar que antes de acudir a la menta u otro de los alimentos mencionados anteriormente, se debe consultar con un especialista de la salud para no intervenir en tratamientos que se puedan estar llevando a cabo o promover el desarrollo de una nueva patología en el cuerpo.