vida moderna

Vinagre de manzana: sus beneficios para reducir el azúcar y colesterol

Antes de agregar este alimento a la dieta, se debe consultar con un especialista para evitar agravar afecciones preexistentes.


El vinagre es de los ingredientes más usados en la cotidianidad culinaria. Logra dar a los alimentos un sabor y un aroma especial y agradable. Por ello, desde la tiempos antiguos, es un ingrediente que se usa tanto en la cocina como en la industria alimentaria.

Según el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación de España, el vinagre es un excelente conservante, puesto que impide la proliferación de microorganismos, aumentando así la vida útil del alimento.

Existe una gran variedad de vinagres, entre estos, el de manzana, el cual es un jugo fermentado de las manzanas trituradas y se utiliza para tratar la obesidad, diabetes, problemas de caída de cabello y de la piel, entre otras condiciones, de acuerdo con Medline Plus, la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos.

Este vinagre trae dos grandes propiedades al organismo:

Reduce los niveles de azúcar

La ingesta de vinagre de manzana mejoraría la sensibilidad a la insulina durante una comida alta en carbohidratos, por lo que reduce los niveles de azúcar en la sangre y las respuestas del organismo a esta hormona.

Según menciona Healthline, beber dos cucharadas de vinagre de manzana antes de ir a dormir podría reducir los niveles de azúcar en la sangre en un 4 %, mientras se está en ayunas.

En ese sentido, las propiedades del vinagre de manzana tendrían un efecto de beneficio para mantener niveles bajos de azúcar en la sangre, sin embargo, si la persona ya consume medicamentos para controlar el azúcar, es importante que consulte al doctor antes de probar cualquier otro tratamiento.

Reduce los niveles de colesterol

El vinagre de sidra de manzana es uno de los alimentos que podría contribuir con este propósito, reseña un artículo publicado por el portal de salud y bienestar, Healthline.

Distintos estudios realizados en ratas han demostrado que el consumo de vinagre de manzana puede ayudar a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos, entre otros factores que contribuyen a la salud cardiovascular, y así disminuir el riesgo de sufrir una enfermedad de este tipo.

A pesar de los beneficios mencionados, el portal especializado Mejor con Salud listó una serie de efectos secundarios que provoca el consumo excesivo de vinagre de manzana:

1. Causa molestias digestivas: este ingrediente puede provocar irritaciones estomacales en algunas personas. En un estudio publicado en International Journal of Obesity se encontró que quienes consumían 25 gramos de vinagre de manzana a diario tenían menos apetito, pero, al mismo tiempo, experimentan una sensación de náuseas.

2. Produce quemaduras en la garganta: cuando se consume puro y en exceso puede causar quemaduras en el esófago, sobre todo en niños, según investigadores de una revisión publicada en Acta Pediátrica.

3. Puede causar quemaduras en la piel: siempre que se quiera usar vinagre de manzana en la piel se debe diluir, con el fin de evitar irritaciones o erosiones en la dermis.

4. Retarda el vaciado del estómago: la abundancia de este producto en el organismo puede empeorar una afección llamada gastroparesia, “una afección frecuente en personas con diabetes tipo 1. Consiste en un mal funcionamiento de los nervios del estómago, lo que dificulta el vaciado del mismo”, explica Mejor con Salud.

5. Puede causar erosión del esmalte dental: el vinagre de manzana tiene un grado de acidez que puede deteriorar el esmalte de los dientes. En una publicación de la revista médica Clinical Laboratory se puede leer que los vinagres causan “una pérdida de entre el 1 y el 20 % de los minerales dentales tras cuatro horas”.