Tendencias
Hannah Star Esser, 20 años, ha sido acusada de un delito grave de asesinato.
Hannah Star Esser, 20 años, ha sido acusada de un delito grave de asesinato. - Foto: Facebook/ OCDAToddSpitzer

estados unidos

Por salvar a un gato, joven atropelló a un hombre y ahora enfrenta cargos por asesinato en California

Según las autoridades, la joven de 20 años actuó con premeditación en el momento en que aceleró para agredir a un hombre que, según ella, pretendía matar al animal. Ahora puede estar tras las rejas el resto de su vida.

Tras las rejas permanece en Estados Unidos una mujer de tan solo 20 años de edad, identificada como Hannah Star Esser, luego de ser detenida por las autoridades y puesta a disposición de los jueces como la presunta responsable de la muerte de un hombre de 43 años, a quien la joven atropelló, en un intento por salvar la vida de un gato.

De acuerdo con la historia recogida por medios locales de Estados Unidos, los hechos, ocurridos en California, tuvieron lugar cuando la joven arremetió violentamente con su auto en contra de la humanidad de un hombre identificado como Luis Anthony Victor, con quien había sostenido una discusión en defensa de un animal que, según ella, el hombre intentaba matar.

Según recoge el New York Post, la muerte de Victor ocurrió cuando, al no atender a las solicitudes de la joven, esta, una manifiesta amante de los animales, subió a su automóvil y, tras tomar impulso, aceleró violentamente para atropellar a Victor, quien dio vueltas en el aire, aterrizó sobre el capó del vehículo de la mujer y, debido a las heridas derivadas del hecho, falleció en el lugar.

Una de las pruebas reina en contra de la mujer, ahora acusada de asesinato agravado, y quien permanece bajo la custodia de las autoridades, es un video grabado por la misma joven en su celular, en el que documentó su pelea previa con Victor por defender la integridad del gato, en hechos ocurridos en la localidad de Cypress, California.

En el mismo video se puede ver cómo la ofuscada mujer reclamaba al hombre, pero este no atendía a sus respuestas.

En medio del juicio que se adelanta a la mujer, de acuerdo con la reconstrucción del caso hecho por el Post, los fiscales del caso, correspondientes a la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Orange, han referido que las pruebas evidencian que la mujer aceleró su vehículo en contra del hombre, con la intención de hacerle daño.

Tras volar por los aires y caer sobre el capó del vehículo, el hombre rodó y cayó al asfalto, en una muerte fulminante derivada de las graves lesiones infringidas, según precisó el parte de los médicos forenses que acudieron para el levantamiento del cadáver.

Aunque las circunstancias que llevaron a la pelea ya estarían claras, las autoridades han afirmado que seguirán recabando en la investigación, con el objetivo de esclarecer totalmente las motivaciones que impulsaron a la mujer a adelantar tales hechos que hoy la tienen implicada como responsable de un asesinato, y que, de acuerdo con la legislación estatal, podrían traducir en una pena carcelaria de al menos 25 años, teniendo en cuenta que la pena también podría establecer una cadena perpetua para la mujer.

De acuerdo con los fiscales del caso, en declaraciones recogidas por medios locales, la actuación de la mujer, quien se identifica como defensora de la vida, mostró contrariamente “un total desprecio por la vida humana”, advirtiendo que el caso es abordado con todo el rigor de la ley.

Tras los hechos, ocurridos el pasado 25 de septiembre, la mujer permanece bajo custodia policial, a espera de una audiencia programada para el próximo 13 de octubre. Aunque las autoridades le dieron la posibilidad de salir en libertad bajo fianza, la joven y su familia afirmaron que no contaban con los recursos necesarios para pagar la pena impuesta (1 millón de dólares).

Según detalla el New York Post, tras el asesinato de Victor y la aprehensión de la mujer, se desconoce la suerte que corrió el felino, centro de la disputa.

Según el reporte de las autoridades, el hecho ocurrió sobre las 8:23 p. m, cuando la mujer afirma haber visto al hombre intentando atropellar con su vehículo al gato.