vida moderna

Cáscara de huevo: así se podrá utilizar para blanquear sus dientes

Algunos elementos naturales pueden ser útiles para mejorar el aspecto de los dientes.


Mantener el esmalte de los dientes con un tono blanco es una de las principales prioridades para muchas personas que quieren lucir una dentadura saludable que refleje higiene y cuidado personal. Aunque existen tratamientos odontológicos para cumplir ese objetivo, los científicos están trabajando en la validación de procedimientos con ingredientes fáciles de conseguir.

La cáscara de huevo, por ejemplo, es un elemento que puede ser muy útil a la hora de blanquear los dientes, mejorar su apariencia y regenerar el esmalte de la dentadura. En lugar de desecharla, las personas podrían usar la cáscara del huevo y aprovechar que aporta importantes propiedades como el ácido hialurónico, calcio y colágeno.

Retrato de una mujer rubia sonriente de cerca. Mujer sonriendo.
Retrato de una mujer rubia sonriente de cerca - Foto: Getty Images/iStockphoto

Según el doctor Agustín Landivar, citado por el portal Panorama, algunos estudios científicos han evidenciado los beneficios de la cáscara de huevo para recuperar el esmalte dental, una de las sustancias minerales más duras del cuerpo humano.

Un estudio publicado en el Journal of Clinical and Diagnostic Research sustenta esa teoría sobre los aportes del polvo de la cáscara de huevo para regenerar el esmalte dental y recuperar problemas de caries a través de un proceso de remineralización. A esa conclusión llegaron los expertos luego de realizar ensayos en los que aplicaron el polvo sobre los dientes.

De acuerdo con otro estudio de la Facultad de Odontología de la Universidad Nacional de Colombia, la cáscara de huevo contribuye al blanqueamiento del esmalte dental sin llegar a lastimarlo, además de que puede ser usada incluso para generar biocerámica dental y formar dientes de laboratorio.

El procedimiento consiste en elaborar una pasta a base de cáscara de huevo y otros elementos que se aplican sobre la dentadura. Cuando la pasta entra en contacto con la saliva se produce una reacción que favorece el estado del esmalte dental. Sin embargo, cabe resaltar que este tipo de estudios siguen actualmente en fase de pruebas.

Sarro: así podrá eliminarlo de sus dientes con estos remedios caseros
- Foto: Getty Images

Se espera que cuando los ensayos científicos permitan validar los beneficios, este tipo de recursos puedan ser aprobados para que las personas recurran a ellos. No obstante, actualmente ya existen algunas maneras para mejorar la salud dental de manera natural, según el portal especializado Heathline.

En un artículo revisado médicamente por la dentista Christine Frank, DDS graduada de la Facultad de Odontología de la Universidad Loyola en Chicago, Illinois, se recomienda en primera instancia realizar ‘oil pulling’ o enjuague con aceite, un popular remedio utilizado para mejorar la higiene bucal y eliminar las toxinas del cuerpo.

El procedimiento consiste en introducir una cucharada sopera de aceite en la boca al levantarse, esto antes de beber algo y/o lavarse los dientes. Una vez el aceite en la boca, se debe proceder a mover el mismo por toda la boca y entre los dientes (sin tragarlo), esto con el fin que atrape al mayor número de toxinas y se eliminen las bacterias que pueden convertirse en placa.

La recomendación es dejar actuar el aceite en la boca entre 15 a 20 minutos. Luego se debe proceder a escupir el aceite en el inodoro o en un bote de basura para evitar que la sustancia tape las tuberías.

Aunque se recomienda usar aceite de girasol o de sésamo, el proceso se puede llevar a cabo con cualquier aceite. Sin embargo, el aceite de coco es la opción más recomendada para hacer este tratamiento casero debido a su agradable sabor y otros beneficios para la salud.

Finalmente, cabe resaltar que este método casero, a diferencia de muchos otros métodos de blanqueamiento dental, no expone los dientes al ácido u otros ingredientes químicos que erosionan el esmalte y perjudican la dentadura, es decir, es seguro ponerlo en práctica.