salud

Cinco batidos caseros con aloe vera para perder peso: así se pueden preparar

La sábila destaca por su alto contenido de vitaminas A, C y E.


El aloe vera, también conocido como sábila, es una de las plantas más populares en la medicina natural gracias a sus múltiples usos para la salud y la belleza.

Destaca por su riqueza en vitaminas A, C, E y también algunas del grupo B. De igual forma, contiene ácido fólico y otros minerales, por lo que su uso en la cultura popular es creciente debido a que sus atributos medicinales pueden aprovecharse tanto aplicándola externamente como mediante su ingesta.

“Si se toma la sábila se puede beneficiar de su propiedad antioxidante, depurativo y laxante”, precisa el portal Nutrición y Farmacia, de España, el cual también destaca que esta planta contiene cromo, manganeso y magnesio, que ayudan a nivelar el azúcar en la sangre; mientras que su aporte en minerales y aminoácidos es ideal para fortalecer el sistema inmune.

En el marco de un estilo de vida saludable, se dice que la sábila ayuda a bajar de peso debido a que tiene propiedades depurativas y capacidad para reducir el tejido adiposo. Para obtener dichos beneficios se pueden realizar diferentes preparaciones que pueden ayudar en el cumplimiento de este objetivo; sin embargo, esto debe ir acompañado de una alimentación equilibrada y la práctica de ejercicio.

De acuerdo con un estudio publicado por The National Institute of Health, la sábila además de ser un quemagrasa natural, también mejora la función del tránsito intestinal, por lo cual es una buena opción para problemas intestinales. Estas son algunas formas de consumirla.

Batido con naranja y fresas

Las fresas disponen de un aporte calórico muy bajo y son aptas para diabéticos. Según el portal Mejor con Salud, estas frutas tienen fibra, son diuréticas y podrían ayudar a eliminar toxinas y evitar la acumulación de líquidos. “Combinadas con un jugo de naranja y con aloe se obtiene una bebida antioxidante para el cuerpo y la sangre. Ideal para combatir la grasa, pero también para el sistema digestivo”, precisa la mencionada fuente.

Para preparar este alimento se requiere de tres fresas, una naranja, una cucharada de gel de aloe vera y medio vaso de agua. Se lavan todos los ingredientes y luego se mezclan en la licuadora hasta obtener una bebida homogénea y se consume en las mañanas.

Sábila y manzana

Otra de las bebidas que se puede preparar es un batido de sábila y manzana, según información del portal Adelgazar en Casa. Se requiere de una manzana verde, 50 gramos de pulpa de sábila, el jugo de una naranja y medio pepino.

Para prepararla se le quita el corazón y las semillas a la manzana, el pepino se puede lavar y picar en trozos y se ponen estos dos ingredientes en una licuadora, se agrega el jugo de una naranja y una cucharada del gel de aloe vera, se licúan todos los elementos y se añade un poquito de agua si es necesario y ya quedará el batido listo para consumir. Puede ingerirse todos los días.

Aloe vera y limón

Este es un jugo que se debe tomar cada mañana en ayunas y la recomendación es no comer nada durante una hora luego de consumirlo. “De este modo, se supone que uno podría depurar el organismo, eliminar toxinas y empezar el día del mejor modo posible. Además, es una bebida de sabor muy agradable”, asegura Mejor con Salud.

Para elaborarlo se requiere de un limón, un vaso de agua (200 ml), tres cucharaditas de gel de aloe vera (15 g) y dos de miel. Se mezclan todos los ingredientes y se puede consumir de manera habitual. La miel se agrega si se quiere dar algo de dulce a la bebida.

Aloe vera y jengibre

Para preparar este licuado se requiere de un vaso de agua, una cucharada de raíz de jengibre rallada y una cucharadita de aloe vera. Esta mezcla se puede preparar poniendo el agua a hervir con los demás ingredientes, se va revolviendo para que la sábila se deshaga, luego se retira del fuego, se deja reposar dos minutos y ya está listo para ingerir, según información de Aldegazar en Casa.

Piña, pepino y aloe vera

Con este alimento se pueden aprovechar las propiedades digestivas que aporta la piña y su capacidad para depurar. El pepino actúa como un buen hidratante con el cual se ayuda a cuidar el sistema digestivo y el estómago.

Se necesita de medio pepino, una rodaja de piña, tres cucharaditas de gel de aloe vera y un vaso de agua. Se licúan todos los ingredientes hasta obtener un jugo homogéneo. El mejor momento para consumir este licuado, según Mejor con Salud, es después del almuerzo.