Tendencias
La deshidratación ocurre cuando una persona utiliza o pierde más líquido del que se ingiere. - Foto: getty images

salud

Deshidratación: estos son los motivos y los síntomas a los que debe prestar atención

Para evitar esta afección es importante el consumo frecuente de agua.

El portal Mayo Clinic explicó que la deshidratación ocurre cuando una persona utiliza o pierde más líquido del que se ingiere, y el cuerpo no cuenta con suficiente agua y otros fluidos para llevar a cabo sus funciones normales.

Cuando una persona no repone los fluidos que perdió, padecerá una deshidratación, lo cual es algo particularmente peligroso para los niños y los adultos mayores.

La mayoría de las personas se deshidratan por diarrea y vómitos intensos, mientras que los adultos mayores naturalmente tienen un volumen menor de agua en sus cuerpos, y pueden tener enfermedades o tomar medicamentos que aumentan el riesgo de deshidratación.

Lo anterior significa que aún enfermedades menores, como infecciones que afectan los pulmones o la vejiga, pueden provocar deshidratación en adultos. Personas de cualquier edad pueden sufrir deshidratación si no toman la cantidad de agua suficiente en días calurosos, especialmente si realizan actividad física intensa.

Muchas veces es posible revertir la deshidratación leve o moderada mediante la ingesta de líquidos, pero la deshidratación grave requiere de un tratamiento médico inmediato.

Entre los principales síntomas están:

En lactantes o niños pequeños

  • Boca y lengua secas.
  • Llanto sin lágrimas.
  • No mojar los pañales durante tres horas.
  • Ojos y mejillas hundidos.
  • Zona blanda en la parte superior de la cabeza (fontanela) hundida.
  • Irritabilidad.

En adultos

  • Sed excesiva.
  • Micción menos frecuente.
  • Orina de color oscuro.
  • Fatiga.
  • Mareos.
  • Confusión.

Lo más recomendable es visitar al médico cuando se ha tenido diarrea durante 24 horas o más, se está irritable o desorientado, más somnoliento que de costumbre, no se puede retener ningún líquido y se presenta sangre en las heces o heces oscuras.

Remedios para la deshidratación: agua de coco verde, una alternativa natural

Según un estudio publicado en la Revista Mexicana de Pediatría en el año 2003, el agua de coco verde es una solución isotónica natural que contiene electrolitos, vitaminas y minerales, que podría utilizarse para el tratamiento de la diarrea aguda.

El portal Mejor Con Salud señala que una solución isotónica tiene una gran capacidad de rehidratación, ya que contiene una cantidad de sodio mínima (normalmente en forma de cloruro de sodio, glucosa o bicarbonato) y, en cambio, cuenta con minerales como el potasio. Por lo tanto, se trata de una bebida que favorecería la absorción del agua y, a su vez, ayudaría a reponer las sustancias perdidas.

El agua de coco, al ser una bebida natural, puede consumirse por personas de todas las edades, incluso bebés, además, contiene pocas calorías y es diurética, lo cual ayuda a eliminar el exceso de líquido en el cuerpo, siendo una buena opción para ayudar a la pérdida de peso. Sin embargo, su consumo no debe excederse, ya que puede causar alteraciones en los latidos cardíacos, según la nutricionista Tatiana Zanin.

Composición del agua de coco verde

De una sola fruta fresca se pueden extraer entre 250 y 500 mililitros de agua de coco aproximadamente; y una vez extraída, se debería consumir en la brevedad posible, ya que caundo queda expuesta al aire, perdería muchas de sus propiedades nutricionales.

Además, es una de las bebidas más refrescantes que quitan la sed y además brinda un sabor muy agradable. En las zonas costeras, suele consumirse con frecuencia, en especial, en el Caribe.

Según datos de la FAO, el agua de coco verde está compuesta por un 94 % de agua, un 5 % de fructosa y glucosa, alrededor de un 0.02 % de proteínas y apenas un 0.01 % de lípidos. Además, es rica en minerales como el magnesio, el calcio y el potasio.

Para la deshidratación

La combinación de su contenido de minerales y azúcar (en cantidades balanceadas) y su acidez baja hace que el agua de coco verde sea una de las bebidas más recomendables para el cuerpo. Además, se considera que contendría la misma cantidad de electrolitos que la sangre, por esta razón, resultaría excelente para la rehidratación oral.

Algunos de dichos electrolitos son:

  • Fósforo: que juega un rol importante en la salud ósea y en la transferencia de energía a las células del cuerpo (ayudando a los músculos a contraerse) y regulando la función nerviosa.
  • Calcio: una sustancia muy conocida por su importancia en la salud ósea (y que actúa de la mano junto con el fósforo).
  • Potasio: que ayudaría a mantener una buena presión arterial, minimizando los riesgos cardiovasculares.
  • Magnesio: importante para el mantenimiento de la salud de las células, una buena función muscular y, a su vez, la prevención de una sobrecarga de calcio.

Cabe resaltar que si bien no hay datos concluyentes al respecto,sin embargo, se suele utilizar el agua de coco como complemento en el tratamiento de la diarrea aguda en niños y en el tratamiento de la gastroenteritis.