vida moderna

Harvard: como cuidar el cerebro y aumentar el bienestar intelectual

El bienestar intelectual es un deseo por expandir los conocimientos y las habilidades por medio del aprendizaje.


La alimentación y la actividad física son indispensables para mantener de manera sana a todos los órganos del cuerpo; sin embargo, muchas veces se deja de lado la salud del cerebro, órgano que también necesita ser ejercitado para desarrollar sus funciones, mejorar la memoria y mantenerla con el tiempo.

Según el Center for Wellness and Health Promotion (Centro para el Bienestar y la Promoción de la Salud), de la Universidad de Harvard, los beneficios del bienestar intelectual incluyen:

Randy McCoy, ejecutivo para liderazgo de productos en The Little Gym —centro para desarrollo físico y enriquecimiento infantil de Arizona—, le explicó al diario Newsweek qué es el bienestar emocional. “Tiene que ver con el deseo y la capacidad de expandir nuestros conocimientos y habilidades mediante el aprendizaje continuo, la curiosidad productiva, el razonamiento creativo y la exploración”.

¿Cómo mejorar el bienestar intelectual?

  • Acostumbrarse a escuchar música clásica.
  • Aprender a tocar un instrumento.
  • Pintar.
  • Escribir poesía.
  • Aprender nuevas habilidades.
  • Leer diversas fuentes de noticas para estar bien informado y nutrirse de varias fuentes.
  • Practicar actividad física de manera regular ya que según menciona Mc Coy. “Las regiones cerebrales encargadas de la cognición también se activan y desarrollan durante el ejercicio y la actividad física”.
La edad no es impedimento para hacer ejercicio, tan solo hay que buscar la rutina deportiva adecuada. Foto: Getty images.
La edad no es impedimento para hacer ejercicio, tan solo hay que buscar la rutina deportiva adecuada. - Foto: Gettyimages

El especialista menciona que al realizar actividad física se genera un impacto positivo y perdurable en la función cerebral ayudando a este órgano ha adaptarse a las nuevas experiencias. Además, menciona que gracias a diversos estudios se ha demostrado que el ejercicio físico, sobre todo en niños y adolescentes, mejora el desarrollo de las regiones cerebrales de la “función ejecutiva”.

Esta función es importante para un conjunto de destrezas cognitivas; es decir, el cerebro trabaja y recuerda varias cosas a la vez, sin perder la atención, e incluso haciendo correcciones creativas “sobre la marcha”. McCoy menciona que al hacer ejercicio el cerebro se mantiene feliz y ocupado.

Actividades para mejora el bienestar intelectual

  • Lectura: no importa si se leen, novelas, cuentos o noticias; lo importante es adquirir el hábito y mantenerlo con el tiempo.
  • Salir a caminar: para quienes son padres basta con salir a caminar en compañía de sus hijos para liberal tensiones. El especialista menciona que estos planes deben hacer parte de la rutina de la familia.
  • Siestas para potenciar la salud del cerebro y el cuerpo: se pueden dedicar cinco minutos para descansar, relajarse y respirar profundamente.
  • Compartir tiempo con amigos: según el especialista McCoy numerosos estudios confirman que la convivencia con amigos y seres queridos no solo aumenta el nivel de felicidad, sino que prolonga la vida.

Alimentos para potenciar la salud del cerebro

  • Verduras de hoja verde: una de las mejores verduras para la salud del cerebro es el brócoli. Gracias a su alto contenido de antioxidantes, carotenoides, minerales y vitamina K hace que la mente esté activa, facilita la concentración, potencia la memoria y combate el envejecimiento celular.
  • Banano: esta fruta tiene un alto contenido de vitamina C y potasio. Al contener vitamina B6, este alimento contribuye a la producción de neurotransmisores vinculados a la concentración.
Frutos secos
Las nueces traen grandes beneficios para la salud del cerebro. - Foto: Getty Images/iStockphoto
  • Arándanos: gracias a su composición rica en ácido gálico y antioxidantes; este alimento ayuda a mejorar la memoria, reduce el estrés y mejora la concentración.
  • Nueces: este fruto seco mejora la memoria, aumenta la concentración y optimiza el desarrollo neuronal gracias a sus elevados índices de antioxidantes, vitaminas, aminoácidos y ácidos grasos omega 3.
  • Pescado azul: los pescado como el salmón tiene un alto contenido de ácido grasos como el omega 3, el cual ayuda a mejorar la concentración e incuso se ha implementado en la dieta para prevenir enfermedades degenerativas como el alzhéimer o la pérdida de la memoria.