El té de romero no se recomienda para pacientes que tengan diagnosticadas enfermedades relacionadas con el hígado sin una orientación médica. Foto: Gettyimages.
La vitamina C ayuda al hígado a estar saludable. - Foto: Foto Gettyimages

vida moderna

Las vitaminas que ayudan a depurar el hígado de manera natural

Aparte de estos nutrientes, el magnesio juega un papel esencial para el cuidado del hígado.

El hígado es un órgano que está situado en la parte superior derecha de la cavidad abdominal, debajo del diafragma y por encima del estómago. Como funciones, el hígado regula la mayoría de los niveles de sustancias químicas de la sangre y secreta una sustancia denominada bilis.

Para poder hacer correctamente estas funciones, el hígado debe estar en perfectas condiciones porque de lo contrario se podrían desarrollar enfermedades hepáticas causadas por virus como la hepatitis A, B y C, cáncer de hígado, cirrosis o enfermedades hereditarias como hemocromatosis.

Asimismo, es de vital importancia desintoxicar este órgano para se facilita la eliminación de toxinas y sustancias de desecho del cuerpo. Además, este proceso combate los radicales libres y también promueve la eliminación de metales pesados acumulados en el cuerpo.

Para realizar este proceso de détox del hígado, la medicina tradicional ofrece múltiples remedios caseros que ayudan a depurar este órgano. Sin embargo, las vitaminas también son un gran aliado para llevar a cabo este proceso. Por ello, la revista Mejor con Salud, ha dado a conocer dos de estos nutrientes:

Vitamina E

Un estudio del doctor Arun Sanyal de la Universidad Commonwealth de Virginia indica que se produjo grandes mejoras de un grupo de pacientes con problemas hepáticos que consumieron diariamente buenas cantidades de vitamina E. Como tal, este nutriente reduce la inflamación y la acumulación de grasa alrededor del hígado y está presente en alimentos como los siguientes:

  • Kiwis.
  • Arándanos rojos.
  • Albaricoques secos.
  • Nueces.
  • Almendras.
  • Avellanas.

Vitamina B

La vitamina B tales como B2, B3, B6, y B12 actúan como adecuadas coenzimas durante el proceso de la desintoxicación del hígado. Estos nutrientes son básicos y están presentes en cada una de las fases del proceso de depuración, actuando como desencadenantes. Los alimentos ricos en esta vitamina son:

  • Aguacates.
  • Melones.
  • Fresas.
  • Manzanas.
  • Moras.
  • Zarzamoras.
  • Naranjas.
  • Mangos.
  • Uvas.

Por otra parte, el magnesio es vital para la salud en general, pues es un mineral necesario para el hígado, ya que ayuda en el proceso de desintoxicación. Este nutriente resulta básico para extraer los productos químicos potencialmente tóxicos, como toxinas fungales, esteroides y todas aquellas derivadas de las medicaciones que se consumen.

Cuando las toxinas se eliminan del hígado, estas pasan directamente a través de la orina. Pero si no se tienen los niveles adecuados de magnesio, las sustancias tóxicas se acumulan y pueden llegar a ser dañinas, llegando incluso a generar tumores.

¿Cómo me ayuda el limón a depurar el hígado?

Ahora bien, el limón es una fruta cítrica con múltiples propiedades para el organismo, especialmente cuando se trata de depurar el hígado. La revista Mejor con Salud detalla que el limón es un excelente antiséptico natural que es capaz de curar las infecciones y actuar como antioxidante, y también es un aliado digestivo por su alto contenido de vitamina C.

Además de esto, es importante recordar que el hígado tiene como principal función filtra las toxinas de la sangre para luego filtrarlas al torrente sanguíneo y es ahí en donde se convierten en radicales libres. Sin embargo, este proceso se puede resolver con un remedio sencillo de agua con limón, pues esto contrarresta los efectos de los radicales libres.

Continuando con la línea de los cítricos, la naranja también se destaca por su capacidad para eliminar los radicales libres, potenciando las capacidades hepáticas y limpiando el hígado. Además, sus propiedades antioxidantes le permiten también prevenir enfermedades como el cáncer. También el pomelo asume un papel protagónico con la desintoxicación del hígado. Esta fruta además es rica en ácido málico y carotenoides antioxidantes, lo que la hace una de las más importantes para limpiar el hígado.