vida moderna

¿Qué pasa en el cuerpo si se toma agua con limón y semillas de chía?

No se debe consumir esta bebida sin antes consultar a un médico.


Los buenos hábitos para una vida saludable empiezan por uno mismo. Una buena comida debe incluir alimentos de diferentes clases que además de aportar sabor y variedad, contengan en cantidades diferentes nutrientes necesarios para el organismo.

Calorías, carbohidratos, grasas, proteínas, entre otros grupos alimenticios, son indispensables para que el organismo funcione correctamente. Desayunar, almorzar y cenar, hará que el metabolismo sea mucho más rápido, por lo que se sentirá agradecido.

Así mismo, la alimentación constituye el combustible para el funcionamiento de los órganos, el crecimiento de los mismos y otorga la energía necesaria para realizar actividad física.

Es posible ayudar a la alimentación balanceada a ejercer las tareas mencionadas anteriormente con el consumo de algunos alimentos específicos. Por ejemplo, el portal especializado Mejor con Salud explicó algunos beneficios que trae el consumo de limón y semillas de chía:

1. Fuente de ácidos grasos omega-3: son un tipo de grasa buena para la salud que contiene en gran las semillas de chía. Ayudan a mantener el corazón sano y protegido frente a la posibilidad de un accidente cerebrovascular, precisa la biblioteca médica MedlinePlus.

2. Bajar de peso: debido a que es una bebida que ayuda a mantener saciado el cuerpo, se consume menos cantidad de alimentos en las comidas principales, lo que permite estimular el metabolismo y contribuir a disminuir kilos.

3. Mantener el calcio: el consumo de cítricos aporta grandes cantidades de vitamina C, un nutriente que el cuerpo necesita para formar vasos sanguíneos, cartílagos, músculos y colágeno en los huesos, de acuerdo con Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación.

4. Fuente de fibra: el consumo de fibra es uno de los más recomendados por los expertos en alimentación, por todos los beneficios que esta le genera al organismo. Es importante para reducir el tiempo de tránsito intestinal, disminuye la presión abdominal, además de prevenir y tratar el estreñimiento.

5. Aporta potasio: es un mineral que se encuentra en muchos alimentos y el organismo lo necesita para casi todo su funcionamiento, incluso para el buen funcionamiento del riñón y del corazón, la contracción muscular y la transmisión nerviosa, de acuerdo con los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos.

Para preparar la bebida anterior, se requiere: un limón, miel (al gusto), un vaso y medio de agua (300 ml) y una cucharadita de semillas de chía (5 g).

Procedimiento:

1. El día anterior, dejar las semillas de chía en remojo en medio vaso de agua. Al otro día, se debe haberse creado una especie de gel característico de las semillas.

2. Exprimir el limón para obtener el jugo y mezclarlo con un vaso de agua.

3. Añadir las semillas de chía.

4. Si se desea, endulzar con un poco de miel para dar mejor sabor.

5. Para que la bebida quede con una mejor textura se puede hacer uso de la licuadora para mezclar todo.

6. Beber después del desayuno o a media mañana para notar los beneficios.

Antes de consumirla se recomienda contar con la aprobación de un médico para no intervenir en los tratamientos que ya se estén llevando a cabo para alguna comorbilidad.

Cabe mencionar, que para que la bebida tenga un efecto positivo se debe acompañar de una dieta sana y de la práctica de actividad física frecuente y de acuerdo a la edad.