Esta verdura tiene múltiples propiedades para la salud del cuerpo humano.
Esta verdura tiene múltiples propiedades para la salud del cuerpo humano. - Foto: Getty Images

vida moderna

¿Qué pasa si se toma jugo de remolacha todos los días?

Este ingrediente es fuente de diversos nutrientes.

Para comer bien y sano, el ser humano dispone de una baraja de posibilidades, con ingredientes de distintos grupos alimenticios, como las frutas, las verduras, las proteínas y los cereales, que se destacan por contener nutrientes esenciales para el organismo.

La manzana, el banano, la naranja, la espinaca, el apio y el jengibre son apenas algunos de los alimentos estrellas que son referentes dentro de la comida saludable y la medicina natural, debido a que se asocian a un mayor bienestar físico y emocional.

Pero están lejos de ser los únicos que gozan de esta propiedad. Como lo exponen los gurús de la nutrición, existentes otros productos igual de ricos y con un efecto bondadoso para el cuerpo, como es el caso de la remolacha.

Según indica la Fundación Española de la Nutrición (FEN), a esta planta también se le conoce como betabel y se caracteriza por su llamativo y vibrante color morado, que la distingue de otros vegetales. Además, carga un valor nutricional beneficioso para el ser humano. Al listado de ventajas se suma que se pueden encontrar en el supermercado todo el año, sin importar la temporada.

Por otra parte, la guía de alimentos del portal Cuerpo Mente indica que se trata de un vegetal con un aporte significativo de nutrientes como las proteínas (hasta 1,6 gramos por cada porción de 100 gramos); carbohidratos (9,6 gramos) y calorías (43).

Igualmente, se destaca por ser una fuente de micronutrientes fundamentales para el desempeño del cuerpo humano, tales como la vitamina C, que favorece la salud del sistema inmune, y el potasio, reconocido por facilitar la contracción muscular y regular el ritmo cardíaco. También figuran en su composición nutricional, minerales como el magnesio, el hierro, el yodo, el fósforo; así como vitaminas del complejo B.

En pocas palabras, es una bomba de nutrientes para el organismo, lo cual la convierte en una opción idónea para integrar en la alimentación, siempre que se consuma moderadamente.

La remolacha goza de la virtud de poderse aprovechar de diversas formas, se puede cocer simplemente y acompañar como guarnición un plato, pero también es posible emplearla en la preparación de ensaladas o batidos.

De hecho, a este vegetal se le confieren diversas cualidades como bebida. Según precisa el Servicio Regional de Salud Metropolitano de República Dominicana, el jugo de remolacha puede tener un efecto positivo para el buen estado del cuerpo, gracias a que su consumo contribuye a regular los niveles de la presión arterial, manteniendo al margen la hipertensión.

Lo anterior, gracias a que en su contenido nutricional se detallan nitratos naturales, que tienen una acción relajante sobre los vasos sanguíneos, explican desde la entidad.

El consumo de remolacha le aporta al organismo antioxidantes,  vitaminas y minerales. Foto: Getty images.
Lo anterior gracias a que en su contenido nutricional se detallan nitratos naturales, que tienen una acción relajante sobre los vasos sanguíneos, explican desde la entidad. Foto: Getty images. - Foto: Foto: Getty images.

Asimismo, agregan desde el portal Mejor con Salud, esta preparación puede ser idónea para combatir la mala digestión y propiciar el buen apetito. Igualmente, se aconseja para aliviar el estreñimiento.

Al listado, el portal de salud y bienestar unCÓMO agrega que el jugo de remolacha también aporta antioxidantes al organismo, lo que previene el daño de los radicales libres sobre las células del cuerpo humano. Desde este medio comparten una receta sencilla para prepararlo:

Lo primero es lavar y pelar muy bien las remolachas, procurando que no quede ningún mugre de los que se incrustan en su cáscara. Una vez se tengan las dos remolachas limpias, se procede a cortarlas y agregarlas a la licuadora.

Allí se integran otros ingredientes como el jugo de medio limón, un vaso de agua fría o al clima y se deja mezclar hasta conseguir una consistencia homogénea. De ser necesario, se puede endulzar la bebida, preferiblemente con miel.

Es preciso recordar que de ninguna manera esta recomendación reemplaza las indicaciones de un profesional de la salud y, por tanto, se insta a las personas a acudir ante el médico antes de cambiar su dieta.