hacienda

La propuesta de Óscar Iván Zuluaga para desmontar el 4 x 1.000

El precandidato del Centro Democrático señaló que para suplir los gastos de este impuesto es necesario tener un Estado más austero.


El precandidato presidencial del Centro Democrático, Óscar Iván Zuluaga, anunció su intención de llegar a la Casa de Nariño hace un par de semanas y ya ha lanzado varias propuestas sobre las que andará su campaña presidencial.

Una de ellas tiene que ver con el desmonte del impopular 4 x 1.000, un gravamen que fue inventado hace más 20 años, en medio de la crisis financiera de finales de los años 90, el cual es recaudado a través de los bancos y que se aplica a operaciones financieras, pero al final es girado al Gobierno nacional.

A lo largo de varias campañas presidenciales, candidatos de todos los partidos han hablado de desmontar este impuesto, ya que supone un encarecimiento de los servicios financieros y una barrera de entrada al sistema bancario; sin embargo, nadie lo ha hecho hasta el momento. De hecho, cabe recordar que este inició con el 2 x 1.000 y se duplicó.

La propuesta de Zuluaga, quien ya fue candidato en 2014 y perdió en segunda vuelta con Juan Manuel Santos, tiene que ver con tener un Estado más austero, es decir, reducir los gastos de las instituciones del país para suplir los recursos que se dejen de recaudar con este gravamen.

“¿Cómo vamos a acabar el 4 x 1.000, que es un impuesto que afecta los costos de la pequeña y mediana empresa? He dicho reiterativamente que debemos recuperar la visión de un Estado austero y con el ahorro de ese gasto burocrático, podemos financiar el desmonte de ese impuesto”, indicó el exministro de Hacienda del gobierno de Álvaro Uribe.

Aunque en la pasada reforma tributaria se planteó la posibilidad de desmontar gradualmente el 4 x 1.000, lo cierto es que tampoco se logró hacer y, en este momento, puede llegar a ser una difícil decisión, ya que a través de este impuesto el país recauda cerca de $7 billones al año. En tiempos en el que se necesitan recursos para recuperación económica, no se ve tan claro este panorama.

La propuesta de Katherine Miranda

Eso sí, desde diversos partidos se vienen proponiendo otras medidas en materia impositiva. Sobre todo para reducir la carga al bolsillo de los ciudadanos.

La más reciente idea fue presentada por la representante a la Cámara por la Alianza Verde, Katherine Miranda, quien confirmó que retomará su iniciativa para eliminar gradualmente el gravamen a los movimientos financieros, más conocido como 4 x 1.000.

“La eliminación gradual del 4 x 1.000 busca desmontar un punto al año. El desmonte total de este tributo sería en un periodo de cuatro años”, explicó, y agregó que buscará que se cree un impuesto al salario de los altos funcionarios, con el propósito de mitigar el impacto que podría generar el desmonte del 4 x 1.000 en las finanzas del Estado.

Esta segunda iniciativa es clave para el trámite y la supervivencia de la eliminación del 4 x 1.000, ya que no es tan fácil que un congresista proponga quitar un impuesto, para que esto sea una realidad.

En Colombia rige una norma que dice que cualquier menor recaudo que se genere en el erario debe ser reemplazado por otra fuente, ya que se trata de recursos que llegan año tras año al Estado y van a financiar distintos programas de inversión. Es decir, no se puede dejar el hueco en el presupuesto.

De allí que sea clave que la representante Miranda plantee la creación de un gravamen para los altos funcionarios del Estado, ya que esto permitiría cubrir el eventual hueco que deje el desmonte del 4 x 1.000.

Noticias relacionadas