Salario / Moneda de cambio
Más de 9 millones de personas ganan el salario mínimo en Colombia. Foto: Getty Images. - Foto: Getty Images

salario mínimo

Salario mínimo en Colombia 2023: los productos y servicios que se encarecerán tras su aumento

El Ministerio de Hacienda trabaja en un proyecto para desindexar gran parte de estos ítems y ligarlos a la inflación.

La discusión del salario mínimo entró en su recta final, en la que los sindicatos y los empresarios empezaron a dar sus propuestas frente a lo que consideran que debería ser este incremento para el próximo año, en medio del panorama de incertidumbre que hay en el país por culpa del elevado costo de vida y la inestabilidad económica que azota a grandes potencias con Estados Unidos, China y los miembros de la Unión Europea, donde el fantasma de la recesión sigue rondando.

Por ahora se ha conocido que las centrales obreras esperan que el pago mínimo a los empleados en Colombia suba un 20 %. Esta propuesta viene acompañada de una solicitud de aplicación de control de precios en alimentos para evitar que, a los pocos meses de haberse definido el aumento salarial, los trabajadores pierdan el poder adquisitivo debido a la carestía, tal y como sucedió en este año.

Entre tanto, las empresas, que todavía no dan su posición formal en la mesa de concertación han dicho que es necesario tener en cuenta la coyuntura que vivirá el país en 2023, donde se prevé una desaceleración económica muy fuerte, ya que un aumento desmedido del salario podría generar un crecimiento de la informalidad y del desempleo, agravando las cosas en lugar de ayudar a solucionarlas.

Negociación del salario mínimo
Negociación del salario mínimo - Foto: Ministerio de Trabajo

Por ahora, las negociaciones entre estas partes, que han venido siendo acompañadas por los ministerios de Hacienda y del Trabajo, tomaron como referencia el acumulado de inflación para el mes de noviembre que fue del 12,53 %, y el índice de productividad para el 2022 que se pactó en un 1,24 %. De esta forma, el piso de las negociaciones quedó en un 13,77 %, que, de aplicarse tal cual, dejaría el salario mínimo en 1.137.700 pesos, sin contar el auxilio de transporte.

¿Qué sube con el salario mínimo y qué con la inflación?

La preocupación por el aumento del costo de vida ha llegado a tal punto que el Ministerio de Hacienda prepara un decreto con el que busca desindexar más de 200 productos y servicios del salario mínimo, para que su aumento se dé con base en el resultado final del Índice de Precios al Consumidor. Esto se hace con el fin de evitar nuevos apretones al bolsillo de miles de hogares que hoy en día hacen cada vez más piruetas para lograr que la plata les alcance hasta fin de mes.

El salario mínimo en Colombia se ha constituido como una unidad de medida para fijar y establecer cobros, tarifas, sanciones, y precios de bienes y servicios, lo cual se vienen cambiando desde hace varios años, con el fin de evitar que se repitan este tipo de situaciones y que los colombianos terminen pagando más de lo que deberían por este tipo de trámites, servicios o conceptos pendientes.

En esto es importante tener presente que el incremento salarial siempre supera al registro de inflación, puesto que al primero se le agregan otros ítems para su cálculo. Solo para poner un ejemplo, la base de negociación entre empresarios y trabajadores se ubica en el 13,77 %, mientras que el IPC por ahora está apenas en 12,53 %; dejando una diferencia de más de 1 % entre las dos referencias.

Por ahora, entre los ítems de la economía que suben con el mínimo se encuentran el copago o cuotas moderadoras de las EPS, el Seguro Obligatorio contra Accidentes de Tránsito y los aportes al sistema de pensiones, los cuales subirán conforme se ajuste el pago de miles de trabajadores en el país.

Entre tanto, con el dato de inflación se ajustan elementos como el pago de los arriendos, las matrículas educativas, los peajes y los avalúos catastrales. Con estos hay que esperar el dato final del IPC para la totalidad de este año, que se conocerá en las primeras semanas del próximo año.

Según lo que ha dicho esta semana la ministra de Trabajo, Gloria Inés Ramírez, a la par de estas negociaciones se viene realizando otro trabajo por parte de esa cartera, con el fin de desindexar más de 200 productos y servicios que actualmente suben conforme crece el pago de los trabajadores y dar un alivio a la economía de miles de hogares.

Ya el Ministerio de Hacienda requirió a otras carteras del Gobierno nacional para que entreguen una lista de los elementos que pueden incluirse en este cambio.