perú

“No me van a doblegar”: presidenta del Congreso de Perú denunció amenazas en su contra

Según la legisladora, las amenazas llegaron al celular de uno de sus hijos, y surgieron tras la revelación de una serie de audios en los que habla de una eventual salida del poder de Pedro Castillo.


A través de las redes sociales, la senadora peruana María Carmen Alva, quien actualmente se desempeña como presidente del Congreso de su país, y quien recientemente se ha visto envuelta en un escándalo por la publicación de una serie de audios en los que, presuntamente, se evidencia su participación en un aparente plan para derrocar al presidente Pedro Castillo, ha denunciado la recepción de una serie de mensajes intimidatorios o amenazas en contra de su vida y la de sus familiares.

En uno de los mensajes publicados durante la más reciente jornada, la senadora advirtió que “he recibido una cobarde amenaza de muerte mediante el celular de mi hija”, advirtiendo que dicha situación podría derivarse de los recientes señalamientos en su contra, relacionados con los ya mencionados audios, a los que se refirió como material ‘manipulado’.

Uno de los puntos más sensibles de la denuncia revelada por la cabildante es que, al igual que la remitida al teléfono móvil de su hija, también ha recibido una serie de intimidaciones a través de otros canales.

En ese sentido, Maricarmen Alva, también advirtió que dichas amenazas de las que es objeto, no solo están llegando provenientes de destinatarios fuera del Congreso, sino que, al interior de la corporación, también ha sido objeto de intimidaciones.

“¿Qué pretenden? ¿Me atacan por ser una mujer honesta que ha actuado con rectitud? ¿Les duele que no sea corrupta? ¿O les molesta que este sea un Congreso que ha logrado elegir a tres integrantes del directorio Banco Central de Reserva y a todos los magistrados del TC?”, cuestionó en otro de los trinos la legisladora, quien también se mostró en una posición férrea para hacer frente a quienes han intentado intimidarla.

“No voy a permitir que se metan con mi familia, mucho menos con mis hijos”, sentenció la legisladora, quien también advirtió a los responsables que “no me van a doblegar”, añadiendo que continuará desempeñando su labor como senadora, más precisamente como presidente del Congreso, cargo en el que, en lo corrido de su desempeño, ha tenido que liderar al órgano legislativo en medio de una creciente tormenta política que ha incluido destitución de varios miembros del gabinete ministerial del presidente Castillo, e incluso, dos debates de moción de vacancia en contra de este gobernante, de las cuales ha logrado salir avante.

En su denuncia, la legisladora afirmó que “no podemos permitir que estos reprochables actos tengan espacio en la política peruana”, acusando de ‘bajezas’ los métodos con los que buscan su silencio

Aquí me tienen, y voy a ser reiterativa con esto: ¡No se metan con mis hijos!”, escribió la senadora.

Tras conocer la denuncia de la senadora Alva, desde la Defensoría del Pueblo de Perú, se elevó un comunicado en el que se solicitó a las autoridades fiscales la apertura de una investigación formal con el objetivo de esclarecer el origen de las intimidaciones, y garantizar la seguridad de la senadora y sus familiares.

“Esta, así como cualquier otra forma de violencia, no puede ser tolerada en un Estado democrático. Autoridades deben garantizar integridad de presidenta del Parlamento y su familia”, trinó en un mensaje el órgano defensor de los Derechos Humanos.

A su vez, desde el Ministerio del Interior de Perú se manifestó el jefe de la cartera, Dimitri Senmache A., quien, además de repudiar las amenazas denunciadas por Alva, reiteró el compromiso del poder Ejecutivo para que se desarrolle una investigación por parte de la Policía Nacional de Perú, órgano que también se puso a disposición para garantizar la seguridad de la funcionaria amenazada.

Para Dimitri Senmache A., la amenaza que recibió la presidenta del Congreso, es un hecho ‘cobarde’.