nación

Extranjera falleció en Barranquilla luego de una cirugía bariátrica; familiares piden justicia

Expidieron una denuncia ante la Fiscalía para que se investigue una presunta negligencia médica.


Este jueves, una mujer con doble nacionalidad, venezolana y estadounidense, murió mientras se recuperaba de un procedimiento médico que se le había realizado en una clínica de Barranquilla, Atlántico. Ahora, los familiares de la víctima pidieron que se abriera una investigación para determinar si el fallecimiento de esta extranjera fue culpa de un mal procedimiento a cargo de los especialistas médicos.

La mujer venezolana, identificada como Dilay Danissa Escalante Contreras, de 16 años, que al parecer había vivido 15 años en Miami, Estados Unidos, por lo que se habría hecho merecedora de una segunda nacionalidad, estuvo en el país haciéndose una cirugía bariátrica, a cargo del especialista Carlos Sales Puccini, este 21 de abril en un centro médico de la ciudad, y ese mismo día le dieron de alta.

Sin embargo, familiares y amigos expresaron que después de la operación Escalante había manifestado frecuentes y agudos dolores, por lo que el médico que la atendió había tenido que ir hasta el hotel donde se hospedaba la extranjera para valorarla; sin embargo, este en un principio dijo que era normal, luego habría expresado que se le tenían que practicar unos exámenes, pero el estado de salud de la mujer habría complicado los procedimientos.

“Después de la cirugía ella fue dada de alta y tenía el acompañamiento de una enfermera, pero siempre se quejaba de un dolor muy intenso. Ella no entendía la razón de tanto dolor, le hicieron tres dilataciones, el médico desde el lunes que fue a la primera consulta debió internarla, pero solo hasta este jueves manifestó que había que operarla nuevamente y en el camino a la clínica murió”, fueron las palabras de Xiomara Contreras, tía de la víctima.

“Él estuvo con nosotros, la vio y la mandó a hacer unos rayos X, pero no pudimos llegar a hacérselos”, agregó la familiar de Escalante para El Heraldo, recalcando que este miércoles el médico les habría indicado que la mujer debía hacerse unos rayos X para determinar si algo estaba saliendo mal, pero no lo habrían logrado.

Entre tanto, la salud de Escalante continuaba deteriorándose desde la mañana de este jueves 28 de abril, por lo que decidieron llevarla de urgencias a la clínica para que la valoraran. Al parecer, un amigo de la víctima habría partido desde las 8 de la mañana en un carro con Escalante e incluso habrían pedido ayuda a la Policía para que les despejara las vías, pero no logró llegar con vida.

“Nosotros estábamos con una enfermera que trabaja con él y le dijimos que lo llamara y que le dijera que no íbamos a alcanzar a llevarla a la Reina Catalina, y por eso la llevamos a la Clínica Iberoamericana. Llamamos a un amigo para que en su carro nos llevara y cuando íbamos de camino se puso pálida, volteó los ojos, y ya no respondía”, reveló para el medio citado la tía de la víctima.

Así entonces, luego de la muerte de Escalante, los familiares de esta mujer pidieron a la Fiscalía General una investigación que dictamine cuál fue la causa de la muerte de la extranjera, y si el médico en cuestión habría tenido culpa en los hechos, por una presunta negligencia médica.

“Lo llamamos para que hiciera presencia y cuando quiso llegar ya nos habían dicho que mi sobrina estaba muerta. Queremos que se haga justicia”, afirmó Conteras. Mientras tanto, se espera que las autoridades estudien el cuerpo de la víctima y se revele la causa de su muerte.