Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 7/22/2019 6:43:00 AM

Las implicaciones que podría tener la "última jugadita" de Macías a la oposición

La Procuraduría indagará si el saliente presidente del Congreso cometió una falta disciplinaria durante la instalación del Congreso y si lo hizo o no con intención. Macías reconoció que cometió un error pero defiende no haber cometido algún delito.

Las implicaciones que podría tener "la jugadita" de Macías a la oposición Ernesto Macías, senador del Centro Democrático, se despidió de la presidencia del Senado de la misma forma como comenzó: cargado de controversia. Foto: Diana Rey / SEMANA

La Procuraduría anunció esta mañana que iniciará una indagación preliminar para determinar si Ernesto Macías cometió una falta disciplinaria el pasado 20 de julio durante la instalación del Congreso cuando quedó al descubierto su plan para entorpecer el discurso de la oposición. Durante esta mañana, un equipo del ente de control se trasladará hasta el Capitolio para iniciar la investigación preliminar. Aunque todavía no se ha recibido una queja formal, varios congresistas ya anunciaron que estudiarán los alcances de las afirmaciones del saliente presidente del Senado.

¿Por qué Robledo cree que Macías debe ser sancionado?

Uno de ellos fue el propio senador Jorge Enrique Robledo, a quien le correspondía pronunciar el discurso de la oposición. Robledo aseguró que "la agresión de Macías al derecho de la oposición de refutar a Iván Duque, que incluyó la bulla con la que perturbaron mi intervención, es inaceptable. Pero también dejó claro, para los próximos años, que el presidente debe quedarse en el recinto y escuchar a la oposición".

En contexto: La “última jugadita” de Macías para sabotear la oposición

Recordó también, a través de su cuenta de Twitter, que esa no era la primera vez que saboteaban su participación en el Congreso. Según él, Macías tenía como propósito promover el desorden en el recinto y poner a los medios a seguir al presidente hasta otro recinto para que no se transmitiera en directo su discurso. "El derecho que se nos viola es haber roto la continuidad entre el pronunciamiento del presidente y nosotros", explicó. 

Robledo aseguró que la Procuraduría debe actuar para no permitir que los servidores públicos, a su juicio, cometan faltas como las del senador del Centro Democrático. "Macías está violando la ley del estatuto de la oposición que dice que nosotros tenemos que intervenir en las mismas condiciones en las que lo hace el presidente. No hizo ni el menor intento para que en el Congreso hubiera respeto hacia mi intervención. Esa fue una jugada sucia y por eso debe ser sancionada. Lo que hizo fue atropellar la libertad de expresión", dijo.

El senador Iván Cepeda también se refirió a "la jugadita" de Macías y aseguró que interpondrá una queja en su contra "por haber violado los derechos de la oposición en la sesión de instalación del presente periodo legislativo. Su burla a la democracia no quedará impune".

Le recomendamos: Las seis acciones más polémicas de Ernesto Macías como presidente del Senado

Macías salió un paso a estas declaraciones y se defendió diciendo que todo hacía parte de una estrategia de bullying en su contra. "Yo creo que hay una tergiversación de los hechos por falta de conocimiento. Me extraña que algunas personas de la oposición que conocieron los hechos como fueron los estén tergiversando", dijo.

Paradójicamente, el saliente presidente del Senado dijo que lo que trató de hacer fue facilitar la intervención de la oposición al sugerirles que presentaran una proposición para poder intervenir durante la instalación del Congreso. “Al contrario de pretender sabotear la intervención de la oposición, facilité que se hiciera", explicó en una entrevista con Blu Radio. Sin embargo, el senador Robledo le quitó peso a esa justificación y dijo que Macías era capaz de decir cualquier cosas. "Es experto en las truculencias, violó la Constitución", dijo. 

"Esto es más mediático que otra cosa, es una cuestión del bullying que se ha creado el fin de semana. Todo tipo de palabras e insultos se usaron contra mí. Cometí un error utilizando esas palabras en una conversación privada, pero nunca he cometido delitos", agregó. Dijo también que el presidente no estaba obligado a escuchar las palabras de la oposición. "El presidente solo tiene la obligación de instalar, después se puede retirar inmediatamente", aseguró.

¿Cuál fue la "última jugadita" a la que se refirió Macías?

El 20 de julio, Macías fue protagonista de un reprochable acto cuando decidió sabotear la intervención de Jorge Enrique Robledo, que fue el congresista encargado de ejercer el derecho de réplica de la oposición. El senador del Centro Democrático quedó en evidencia después de que dejara abierto su micrófono y una cámara de ‘Noticias Caracol‘ captara el momento en el que develaba su plan para entorpecer la intervención de Robledo.

Puede interesarle: Robledo y su lista de agravios para el Gobierno Duque

Cuando el presidente saludaba a los congresistas en el Capitolio, Macías dijo: “Nos toca por obligación que ellos hablen después del presidente y entonces tan pronto termine él yo digo ‘se decreta un receso‘, y le pido a la comisión que acompañe al presidente y lo saco de aquí”. El saliente presidente del Senado se percató de que el micrófono estaba prendido y le reclamó al encargado.

Esta mañana, Macías explicó que esas frases hacían parte de una conversación privada que él sostenía con uno de los fotógrafos que estaban cubriendo el evento. "De ninguna manera me arrepiento. Yo hablo muchas cosas en privado, como cuando converso con las señoras que amablemente nos sirven el café", dijo.

EDICIÓN 1962

PORTADA

Duque en su laberinto

La situación para el presidente no es fácil. Puede que después de las protestas de este año consiga la paz política con los partidos. Pero llegar a la paz social con los del paro resultará mucho más difícil.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1962

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.