Tendencias
.
El responsable del ataque emprendió la huida segundos después de accionar su arma de fuego. (Imagen de referencia). - Foto: Getty Images/iStockphoto

estados unidos

Intolerancia al volante: niño de tres años murió de un disparo en Chicago tras discusión entre conductores

La Policía de Chicago anunció una recompensa de 7.000 dólares para quien dé información sobre el paradero del asesino.

Un nuevo caso de violencia en vía pública generó una tragedia que terminó con la vida de Mateo Zastro, un niño de 2 años de edad que recibió un disparo en su cabeza cuando se encontraba en la parte trasera del auto de su mamá en West Lawn, Chicago.

El pequeño se encontraba sentado dentro del auto junto a sus hermanos cuando en extrañas circunstancias un hombre armado realizó varios disparos al vehículo familiar, impactando la humanidad de Mateo. El hecho se presentó el pasado viernes hacia las 8:30 pm, reportaron las autoridades.

Mateo y su familia habían acabado de salir de un centro comercial cuando por causas que aún desconoce la opinión pública hubo un enfrentamiento entre la madre del menor y un hombre. La mamá de Mateo, al percatarse sobre lo peligrosos que se tornaba la situación, tomó la decisión huir en el vehículo, pero fue seguida por el asesino.

Minutos después logró alcanzar la camioneta donde se encontraba Mateo Zastro y su familia, el vehículo empezó a recibir disparos, uno de las balas le provocó la muerte al niño.

Aunque los hechos son materia de investigación, las primeras hipótesis proporcionadas por las autoridades hablan de un posible ataque de ira que tuvo el victimario y que lo habría llevado a segarle la vida al pequeño. Sin embargo, aún se desconoce cuál habría sido la razón que generó el enfrentamiento entre la madre y el hombre armado.

Desafortunadamente, el responsable del ataque emprendió la huida segundos después de accionar su arma de fuego, sin que la autoridad policial haya podido detenerlo. Por esa razón, la Policía de Chicago anunció una recompensa de 7 mil dólares para quien de información sobre el paradero del asesino.

“La madre intentó huir del otro vehículo del incidente de ira en la carretera (...) No había polarizado en esa ventana. Viste a esos niños dentro de ese auto, y aun así disparaste esa arma”, aseguró indignado el comandante del Departamento de Policía del Distrito 8 de Chicago, Bryan Spreyne.

Luego de que el niño y el vehículo recibieran los impactos de bala, la desesperada madre continuó conduciendo hasta South Pulaski Road. Las autoridades reportan la llegada del pequeño al Hospital Christ donde lamentablemente fallece en la madrugada del sábado con consecuencia de la gravedad de su herida en la cabeza.

Andrew Holmes, un activista comunitario, también se refirió al aberrante caso por medio de una rueda de prensa. El funcionario social aseguró que la madre del menor se encuentra pasando por un momento desgarrador por cuenta de la perdida de su hijo.

“Esa madre todavía está de duelo. Todo lo que hace es aferrarse a dos dinosaurios, y este era el juguete favorito del bebé (...) Podemos sacar a estos asesinos de bebés de las calles”, señaló Holmes.

Las autoridades piden la colaboración de la comunidad para lograr capturar al responsable de la muerte del pequeño Mateo Zastro. El comandante Spreyne le prometió a la ciudadanía, así como a la familia del niño muerto que no descansarán hasta lograr poner al asesino tras las rejas.

“A los responsables de quitarle la vida a este precioso niño: hagan lo correcto, lo honorable, y entréguense”, señaló el líder de la policía de Chicago a la opinión pública.

Se espera que en las próximas horas se conozcan más detalles sobre los hechos, además de avances en los trabajos para capturar al asesino del pequeño Mateo Zastro.