premio a la innovación social

¿Qué ha pasado en los dos años del Premio Innovación Social?

Se cumplen dos años de la creación del Premio a la Innovación Social de Allianz y SEMANA, junto con el apoyo de SENA e iNNpulsa. Conozca un recuento del impacto que ha tenido el galardón más innovador del país.


Los dos años del Premio Innovación Social coinciden y tienen directa relación con uno de los eventos más complejos de la historia mundial reciente: la irrupción del coronavirus. La pandemia de la covid-19 generó un enorme estrés en los sistemas de salud y obligó, por varios meses, al confinamiento obligatorio. Lo anterior tuvo consecuencias no vistas en la época contemporánea: cierre de negocios, una enorme debacle económica mundial y desempleo, solo por nombrar algunas de las consecuencias.

Muchas personas, sin embargo, vieron esta coyuntura como una oportunidad para repensar y crear proyectos con el fin de afrontar los enormes desafíos que vive el país a través de soluciones novedosas, como el caso de la primera versión del Premio a la Innovación Social, liderado por Fundación Allianz y SEMANA, junto con el apoyo de INNpulsa y el SENA.

Tatiana Gaona, Legal, Compliance & Sustainability Officer de Allianz le explicó a SEMANA la principal motivación al crear el galardón. “El Premio a la Innovación Social es un reconocimiento a todas esas iniciativas que se han atrevido a dar un paso basado en la fuerza del conocimiento y que generan un impacto positivo a nivel social o ambiental. Con esto, buscamos incentivar la cultura de la innovación en nuestro país, entendiéndose como aquella acción que supone una novedad y que, a la vez, genera valor a la sociedad de manera sostenible.”

En la primera edición, 116 postulaciones de todo el país fueron recibidas en alguna de las cuatro categorías propuestas: microempresas, organizaciones de base comunitaria, centros de investigación y desarrollo y entidades sin ánimo de lucro.

Esta versión inaugural se premió el 24 de marzo del 2021. Ahí, el galardón lo obtuvo CrediFomento y SiembraCo, para la categoría de microempresas; Tierra Grata, en la categoría de Entidades Sin Ánimo de Lucro y Causa y Efecto, para Centros de Investigación y Desarrollo. En la categoría Organización de Base Comunitaria, los jurados consideraron que ningún postulante cumplía satisfactoriamente con todos los criterios para llevarse el premio, motivo por el cual decidieron otorgar dos premios en la categoría de microempresas.

Para finalistas y ganadores, la llegada del Premio Innovación Social 2020 significó un impulso y gran visibilidad para sus proyectos. En conversación previa con SEMANA, Carlos Aguilar, gerente técnico de Causa y Efecto y ganadores en la categoría Centros de Investigación, consideró que el galardón fue “una forma de dar un empuje necesario para ser una empresa de otro nivel, no solo un startup y fue una manera de poder mejorar nuestras habilidades”.

Con el éxito de la primera edición, Fundación Allianz y Semana lanzaron una gran convocatoria para la segunda edición del Premio a la Innovación Social a finales del año 2021, en medio de la llamada “reactivación económica”. Esta convocatoria recibió 104 propuestas y su distribución en las cuatro categorías fue la siguiente: 22 en microempresas, 74 en entidades sin ánimo de lucro, siete en centros de investigación y desarrollo y una organización de base comunitaria.

De izquierda a derecha, La categoría entidades sin ánimo de lucro tuvo cinco finalistas en la segunda edición del galardón: Fundación She Is, la Corporación Mundial de la Mujer, la Italocolombiana del Monte Tabor, Trébola Organización Ecológica y la Fundación Todos Podemos Ayudar.
De izquierda a derecha, La categoría entidades sin ánimo de lucro tuvo cinco finalistas en la segunda edición del galardón: Fundación She Is, la Corporación Mundial de la Mujer, la Italocolombiana del Monte Tabor, Trébola Organización Ecológica y la Fundación Todos Podemos Ayudar. - Foto: Allianz/Semana

El pasado martes 26 de julio del 2022 se llevó a cabo la ceremonia de premiación de la segunda edición del Premio a la Innovación Social. En esta edición, la Fundación Italocolombiana del Monte Tabor y la Fundación She Is ganaron en Entidades sin Ánimo de Lucro. Por su parte, Conceptos Plásticos y Grupo Empresarial Solanco lo hicieron en la categoría de microempresas junto con una mención especial para Biohexa. A decisión de los jurados, la categoría Organización de Base Comunitaria y Centros de Investigación y Desarrollo fueron declaradas desiertas, razón por la cual se dieron dos premios en las categorías antes mencionadas.

“Esta es la segunda vez que nos premian en el país y me da mucha alegría, porque es aquí donde trabajamos por tantas niñas que vienen del interior del país. Junto con la NASA, estamos transformando las comunidades”, comentó Nadia Sánchez, presidenta de la Fundación She Is, al momento de recibir su galardón.

Para Tatiana Gaona, Legal, Compliance & Sustainability Officer de Allianz, la meta no solo es premiar a los ganadores, sino hacer visibles sus proyectos y reafirmó la voluntad de Fundación Allianz y los aliados en continuar iniciativas como el Premio Innovación Social.

“Sin duda, ha sido de gran importancia el hecho de visibilizar, impulsar y fortalecer diferentes iniciativas que, desde la sociedad civil y el empresariado colombiano, se han ejecutado para generar un impacto positivo en la sociedad y el medioambiente a partir de la innovación social. De igual manera, hemos encontrado muy gratificante encontrar y descubrir los relatos que hay detrás de estos proyectos y que transforman las condiciones de vida en entornos vulnerables”, comentó la ejecutiva.