vida moderna

Cinco enfermedades que se pueden transmitir por intimidad oral sin protección

Al realizar estas prácticas sexuales se debe considerar el riesgo de no tomar medidas de seguridad.


Los encuentros sexuales son prácticas que implican confianza e intimidad, por la exposición de cada uno de los participantes de la relación. También puede implicar riesgos cuando no se toman las precauciones necesarias.

Es más, las relaciones íntimas son un mundo tan amplio que difícilmente se podría generalizar. Cada persona la vive y la experimenta de maneras únicas y personales. De hecho, esto se puede considerar el secreto detrás de vivir libremente este aspecto del ser humano.

Sin embargo, como en todo, no se pueden ignorar los aspectos que pueden poner en peligro la salud y la vida misma. En este caso, se trata de las enfermedades de transmisión sexual, más conocidas como ETS.

Se puede llegar a pensar que el uso de preservativos en las zonas íntimas es suficiente para evitar el contagio de diversas afecciones de este tipo; sin embargo, una práctica dentro de la intimidad que tiene un elevado nivel de riesgo tiene que ver con la boca.

La boca es una herramienta que muchos utilizan durante los encuentros íntimos para variar el momento. No obstante, se puede llegar a pasar por alto que este tipo de actividades no son exentas de peligros y, por el contrario, se pueden contraer diversas enfermedades, ya que las mucosas de la boca entran en contacto directo con la otra persona.

De acuerdo con los expertos, las diferentes zonas de la boca están expuestas a un peligro mayor al tener heridas o llagas que pueden facilitar el contagio de estas afecciones. Por ello, la mejor forma de evitarlas es la educación frente a la intimidad, los exámenes periódicos y el uso de protección constante.

Cinco enfermedades de transmisión sexual que se pueden contraer vía oral

Sífilis

La infección es causada por la bacteria Treponema pallidum y puede afectar los genitales, la garganta y la boca. Los primeros síntomas son erupciones cutáneas en diferentes partes del cuerpo como manos, brazos, cara, entre otras.

Amigdalitis gonocócica

Esta afección es causada por la que produce la gonorrea, sin embargo, se manifiesta en las amígdalas. Esto se debe al contacto directo de la persona infectada con la boca de la persona sana. Muchas veces la enfermedad es asintomática, lo que significa que puede contagiar a otros si saber que es portador. Los síntomas son similares a los de una amigdalitis común.

Las relaciones sexuales implican intimidad y seguridad.
Muchas veces la enfermedad es asintomática, lo que significa que puede contagiar a otros si saber que es portador. Los síntomas son similares a los de una amigdalitis común. - Foto: Getty Images

Gonorrea

Esta es causada por gonococos y sus consecuencias pueden llegar a ser de gravedad. Por ejemplo, pueden causar hasta infertilidad. La complejidad de esta es que los portadores pueden ser asintomáticos, lo que significa que puede trasmitirla sin saberlo. Adicionalmente, al ser un ETS resistente, el tratamiento puede demorarse más de lo esperado.

Herpes

El virus responsable del herpes es otras de las mas comunes en los encuentros íntimos que involucrar la boca. La forma más común en la que se manifiesta son burbujas en la región bucal y en la genital. Sin embargo, esta también se puede contraer por besos, maquillaje, compartir cosas, entre otra opciones.

La viruela del mono

Este nuevo virus puede trasmitirse vía oral. Esto se debe a las heridas cutáneas que causa la misa, lo cual facilita la trasmisión de la viruela de persona a persona. Por ello, al notar la mínima llaga en alguna zona del cuerpo, lo mejor es hacerse los exámenes pertinentes.

El disfrute de la sexualidad depende de cada persona, sus gustos y orientaciones; no obstante, en lo relativo a la seguridad y el cuidado de la salud, la regla común es el uso de métodos de barrera e implementar otra serie de medidas de protección durante las relaciones sexuales.