vida moderna

¿Cuántos kilos de más hay que tener para ser una persona obesa?

Esta condición aumenta el riesgo de padecer diferentes enfermedades.


Un estilo de vida saludable es importante para evitar el desarrollo de enfermedades no transmisibles y complicaciones en el estado de salud. Una dieta poco balanceada, no realizar actividad física y otros hábitos poco sanos como consumir productos con muchas calorías y pocos nutrientes aumentan el riesgo de padecer obesidad y sobrepeso, explican los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos.

Según explica MedlinePlus, sitio web de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, el sobrepeso y la obesidad indican que una persona tiene un peso superior al saludable, teniendo en cuenta su estatura.

Las cifras en el mundo son preocupantes, pues desde 1975 la obesidad se ha casi triplicado. “En 2016, 41 millones de niños menores de cinco años tenían sobrepeso o eran obesos. Y en 2016 había más de 340 millones de niños y adolescentes (de 5 a 19 años) con sobrepeso u obesidad”, según datos de la Organización Mundial de la Salud.

Esta organización explica que el Índice de Masa Corporal (IMC) es un indicador que se utiliza para conocer si una persona adulta tiene obesidad o sobrepeso. Para calcular esto se divide el peso en kilos por el cuadrado de su talla en metros. La fórmula es kg/m2.

Los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos señalan cuándo se determina si es obesidad o sobrepeso:

  • 18,5 a 24,9 se considera peso normal.
  • 25,0 a 29,9 se considera sobrepeso.
  • 30,0 a 39,9 se considera obesidad.
  • 40,0 o más se considera obesidad extrema o mórbida.

Se debe tener en cuenta que lo recomendable es consultar a un médico para recibir la atención profesional adecuada, pues “El IMC proporciona la medida más útil del sobrepeso y la obesidad en la población, pues es la misma para ambos sexos y para los adultos de todas las edades. Sin embargo, hay que considerarla como un valor aproximado porque puede no corresponderse con el mismo nivel de grosor en diferentes personas”, aclara la OMS.

Sobre esto los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos también agregan que aunque el IMC es el adecuado para estimar la grasa corporal de una persona, “no mide la grasa corporal directamente y, por lo tanto, no es confiable en todos los casos. Por ejemplo, una persona podría pesar más porque es atlética y tiene mucha masa muscular, y no porque tenga demasiada grasa corporal”.

Para los niños las definiciones son diferentes. En los niños menores de 5 años, el sobrepeso es peso para la estatura con más de dos desviaciones típicas por encima de la mediana establecida en los patrones de crecimiento y desarrollo infantil de la OMS. Y la obesidad es el peso para la estatura con más de tres desviaciones típicas según la misma medida.

Para los niños de 5 a 19 años, el sobrepeso se define como el IMC para la edad con más de una desviación típica por encima de la mediana establecida y la obesidad es mayor que dos desviaciones típicas.

Efectos del sobrepeso y la obesidad en la salud

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades explican que los estudios muestran que el incremento de peso hasta alcanzar la obesidad y el sobrepeso también incrementa el riesgo de sufrir enfermedades y afecciones de salud. Estas incluyen:

  • Enfermedad coronaria.
  • Diabetes tipo 2.
  • Cáncer (de endometrio, de mama y de colon).
  • Hipertensión (presión arterial alta).
  • Dislipidemia (por ejemplo, niveles altos de colesterol total o de triglicéridos)
  • Accidente cerebrovascular.
  • Enfermedad del hígado y de la vesícula.
  • Apnea del sueño y problemas respiratorios.
  • Artrosis (la degeneración del cartílago y el hueso subyacente de una articulación).
  • Problemas ginecológicos (menstruación anómala, infertilidad).