vida moderna

Diabetes limítrofe: ¿Qué es y cómo evitarla?

Si no se realiza actividad física, así como llevar una dieta balanceada se puede presentar este tipo de diabetes.


La prediabetes o también conocida como diabetes limítrofe se da cuando el nivel de azúcar en la sangre es más alto de lo normal, pero no es considerado una diagnosis de diabetes.

Por tal razón, las personas que tengan prediabetes pueden llegar a prevenir el desarrollo de la diabetes tipo 2, si reducen la glucosa por medio de una dieta saludable y una vida más activa.

Asimismo, varias personas que padecen de esta diabetes limítrofe no muestran ningún síntoma, pero si se es sedentario, mayor de 45 años y en la familia hay registros de casos de diabetes, lo mejor es realizar una prueba de la prediabetes en el centro de salud.

De igual manera, varios estudios han demostrado que se puede prevenir la diabetes limítrofe de las siguientes formas:

  • Realizar ejercicio por lo menos 30 minutos
  • Comer frutas y verduras todos los días
  • Perder una cantidad moderada de peso

Por ejemplo, los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, listaron algunos alimentos que, gracias a sus compuestos, pueden prevenir la prediabetes y, si ya se padece, estos pueden mantener los niveles de glucosa nivelados en la sangre:

Naranja: una de las frutas más saludables que pueden incluirse en una dieta regular para la diabetes. Además, pueden ayudar a controlar o reducir el peso, uno de los factores de riesgo para la diabetes.

Yogur: una investigación publicada en la revista Nature Communications ha concluido que consumir yogur natural podría traer beneficios para reducir el riesgo de padecer diabetes. La investigación fue llevada a cabo en la Université Laval y Danone Nutricia, y se concluyó que este alimento podría ser favorable para ayudar a quienes ya padecen de la enfermedad o prevenir que se desencadene en quienes no la tienen.

Huevos: el consumo regular de huevo puede ayudar a prevenir enfermedades cardiacas. Además, la sensibilidad de la insulina mejora y los niveles de colesterol bueno aumentan.

Brócoli: es uno de los alimentos más recomendados para los diabéticos. De hecho, se considera que deberían comer una gran cantidad de este vegetal todos los días. No solo ayuda a controlar la glucosa, sino que también mejora la salud en general. Es rico en vitamina A y C, que además mejoran el sistema inmunitario.

Avena: uno de los beneficios de la avena es ayudar a bajar el azúcar en sangre y por su contenido en fibra y fitoquímicos, este cereal aporta para la prevención y control de la enfermedad cardiovascular, diabetes, regulación de la presión arterial, control de peso y salud gastrointestinal, así lo señala Salud180.

Quinoa: el portal Salud y Vida destaca los beneficios de la quinoa para controlar los niveles altos de glucosa en el torrente sanguíneo. Es rico en carbohidratos, proteínas, grasas, minerales y vitaminas. “Se considera que la combinación de proteínas y fibra que contiene la quinoa ayuda a disminuir los efectos negativos de los carbohidratos y de ese modo reduce lentamente los niveles de azúcar en la sangre”, apunta el sitio web.

Además, estudios también muestran que beber té verde puede reducir las posibilidades de desarrollar la diabetes limítrofe y varios expertos recomiendan beber de 3 a 4 tazas de té verde al día.

Según el portal Cocina vital se puede llevar a cabo de la siguiente manera la preparación:

Ingredientes

  • 200 mililitros agua
  • 2.5 gramos de té verde

Preparación

  • Colocar el té verde en la tetera.
  • Vaciar el agua a 75°C sobre el infusor.
  • Dejar la infusión de 1 a 2 minutos.
  • Sacar el difusor.
  • Endulzar con el edulcorante de preferencia.

Finalmente, antes de llevar a cabo cualquier procedimiento, lo más recomendable es consultar con un profesional de la salud, para determinar los riesgos y tratamientos que se deban realizar.