mundo

La vitamina que ayuda a rejuvenecer, producir colágeno y cuidar la piel

La vitamina C ayuda a prevenir el envejecimiento prematuro de la piel.


Las células de la piel se regeneran cada 28 a 35 días, pero con el paso de los años este proceso se empieza a realizar de manera más lenta, debido al proceso del envejecimiento. La alimentación y el uso de productos cosméticos de calidad son fundamentales para prevenir las arrugas prematuras que todas las personas tendrán que enfrentar en algún momento de su vida. Las mujeres, por lo general, invierten tiempo y grandes sumas de dinero en el cuidado de la piel, en especial en la zona del rostro.

Lo que más les preocupa a este grupo de personas son las arrugas o líneas de expresión, ya que esto hace que se aparente más edad de la que se tiene, pese a que esto surgirá en algún momento de la vida; algunas malas prácticas como fumar, la exposición al sol desmedida y sin protección, la falta de actividad física, la mala alimentación y la poca hidratación pueden acelerar el proceso.

Se cree que aparte de llevar una buena alimentación y practicar actividad física, la vitamina C también puede se una aliada a la hora de prevenir el envejecimiento prematuro de la piel ya que retrasa los signos del estrés y cansancio en el rostro, aportando un rostro limpio, sano, juvenil y fresco, así lo menciona el diario El País en su sección de salud y cuidado personal.

La vitamina C ayuda a reducir la aparición de arrugas prematuras. Además, debido a sus propiedades antioxidantes, este componente aumenta la síntesis de colágeno y estimula las fibras que influyen en este proceso. Este componente esta presente en las verduras de hoja verde, en los tomates y en las frutas como la naranja, el limón, la papaya y el kiwi.

Vitamina C
La vitamina C trae grandes beneficios para la salud de la piel. Ayuda a la producción de colágeno. - Foto: Getty Images/iStockphoto

“Este elemento natural es uno de los ingredientes más conocidos de la dermatología, para interrumpir el proceso de producción de melanina en su totalidad, cumpliendo una doble función en la prevención y la corrección. Su acción combinada de antioxidantes y antiinflamatorios ayuda a detener la formación de nuevas manchas al eliminar los radicales libres causados por los rayos UV y la contaminación. Su fuerza vitamínica también inhibe la enzima clave (tirosinasa) detrás de la producción de melanina (melanogénesis)”, señaló Vichy en su portal web.

Según los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés), el cuerpo necesita vitamina C para producir colágeno, una proteína necesaria para la cicatrización de las heridas, el fortalecimiento de los huesos y el mantenimiento de los tendones y la piel.

Esta vitamina se puede adquirir por medio de los alimentos, además muchos productos de belleza como cremas o sérums ya contienen este componente en sus ingredientes, e incluso algunos portales de cuidado personal recomiendan realizar mascarillas con los alimentos que la contienen.

El portal de salud, belleza y cuidado personas unCOMO brinda algunas mascarillas con vitaminas C. Antes de sus aplicación, se recomienda consultar con un dermatólogo con el fin de evitar alergias o reacciones adversas.

Arrugas
Una mala alimentación, la exposición al sol y fumar; pueden aumentar la aparición de arrugas prematuras. - Foto: Getty Images

Mascarillas con vitamina C

Ingredientes:

  • 1 kiwi.
  • 1 naranja.
  • 3 cucharadas de miel.

Preparación:

  • En primer lugar, se debe pelar el kiwi y luego cortarlo en rodajas con un cuchillo.
  • A continuación, se debe extraer el jugo de la naranja usando un exprimidor manual o eléctrico y luego se debe verter el líquido en la licuadora.
  • Añadir al vaso de la licuadora, las rodajas de kiwi y las 3 cucharadas de miel.
  • Procesar todos los ingredientes hasta obtener una mezcla homogénea.

Aplicación:

  • La piel debe estar completamente limpia y libre de impurezas para que todos los nutrientes de la mezcla penetren y actúen en la capas más profundas de la dermis.
  • Luego, se debe extender la mascarilla de manera uniforme por todo el rostro, evitando el contacto con los ojos, y hacia el cuello.
  • Una vez aplicada, masajear suavemente mediante movimientos circulares para que la piel absorba completamente la mezcla.
  • Dejar durante unos 20 minutos aproximadamente.
  • Pasado este tiempo, retirar con abundante agua fía o tibia.