vida moderna

Pie diabético: los remedios naturales que ayudan a aliviarlo

Se recomienda seguir los tratamientos indicados por un médico.


La diabetes es una enfermedad en la que el páncreas no produce insulina y/o las células la resisten, por lo que se deposita glucosa en el torrente sanguíneo. Cabe aclarar que la insulina es una hormona que permite que el azúcar ingrese a las células y estas obtengan energía, misma que proviene de la descomposición de alimentos tras su ingesta.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), aseguran que no hay cura, sin embargo, hábitos saludables como la alimentación, estar bajo tratamiento médico, entre otros, pueden contribuir en la calidad de vida de una persona que esté diagnosticada con esta afección.

Los tipos de diabetes que se conocen son 3: el tipo I, el tipo II y la diabetes gestacional, que aparece durante la etapa de embarazo.

La Organización Mundial para la Salud, (OMS), explica que la diabetes se puede retrasar o evitar con un plan de alimentación saludable y actividad física, sin embargo, no se puede omitir el chequeo médico.

“En 2019, la diabetes fue la novena causa más importante de muerte: según los cálculos, 1,5 millones de defunciones fueron consecuencia directa de esta afección”, señala la organización internacional.

Los síntomas que más se caracterizan de la diabetes son: incremento del apetito, fatiga, pérdida de peso irregular, cambios de humor, entre, otros. Pero, ¿cómo afectan los pies?

Pie diabético: los remedios naturales

De acuerdo con la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, MedlinePlus, la diabetes perjudica los pies de las personas que lo padecen, ya que la acumulación de azúcar en la sangre tiene un efecto negativo en los vasos sanguíneos y los nervios, por lo que puede provocar entumecimiento o dolor en los pies. Adicional a ello, en algunos casos no hay sensibilidad.

La Organización Mundial de la Salud estima que la diabetes causa más de 1,5 millones de muertes al año. Foto: Getty Images.
La Organización Mundial de la Salud estima que la diabetes causa más de 1,5 millones de muertes al año. Foto: Getty Images. - Foto: Foto: Getty Images.

Con lo anterior, es común que haya heridas o también úlceras, por lo que hay mayor probabilidad de posibles infecciones. Además, la institución señala que esta afección puede ocasionar gangrena, ya que los vasos sanguíneos están deteriorados, y no hay flujo de sangre.

De acuerdo con la Clínica Mayo, la gangrena “es la muerte de tejido corporal”, porque no hay circulación de sangre.

¿Cómo evitar el pie diabético?

La caléndula es una planta medicinal, usada para desinflamar la piel porque tiene efectos antimicrobianos. No obstante, y de acuerdo con el portal de salud, Tua Saúde, esta hierba puede proteger las células del hígado que se ven afectadas ante el consumo de medicamentos.

Además, contribuye en el fortalecimiento del sistema inmunológico porque tiene antioxidantes que contrarrestan los radicales libres.

Por lo anterior, Mejor con Salud, en uno de sus artículos escrito por Carolina Betancourt, señala que las flores de esta planta pueden ser favorables para quienes sufren de pie diabético.

Modo de preparación

  1. Hervir dos tazas de agua.
  2. Cuando esté en ebullición, agregar la caléndula.
  3. Posteriormente, dejar reposar por aproximadamente 15 minutos.
  4. Verter en una tina el agua de caléndula y sumergir los pies.

Aloe vera

El aloe vera -también se le conoce como sábila- es una planta usada para la desinflamación de la piel. Además, es un buen cicatrizante que puede aliviar los dolores y el aspecto del pie diabético, que junto con el té de árbol -conocido también como melaleuca- tiene efectos antiinflamatorios y antimicrobianos que contrarrestan hongos o bacterias.

La sábila también es usada para regenerar la piel del rostro.
La sábila también es usada para regenerar la piel del rostro. - Foto: Getty Images

Modo de preparación

  1. Mezclar 5 cucharadas de aloe vera junto con unas gotas de aceite de melaleuca.
  2. Con los pies limpios, aplicar en la zona afectada y dejar actuar durante la noche.

Se recomienda antes de realizar cualquier remedio natural consultar con un profesional de la salud. Además, de observar si hay una reacción alérgica.