Tendencias
Sus propiedades buenas para la salud pueden verse opacadas por los riesgos de consumirla inadecuadamente.
El laurel es rico en vitaminas del grupo B, potasio, magnesio y zinc. - Foto: Getty Images

vida moderna

Té de laurel para reducir el azúcar y limpiar los pulmones: así se prepara

El laurel es una planta bastante conocida en la cocina, aunque también presenta propiedades medicinales que han sido aplicadas en numerosos remedios caseros.

La medicina alternativa aprovecha las cualidades de plantas, frutas y todo tipo de ingredientes naturales para desarrollar remedios caseros que puedan ayudar a superar o aliviar un amplio abanico de dolencias y enfermedades.

Una de las plantas más famosas en la medicina natural es, precisamente, el laurel. Si bien sus hojas son populares en el mundo de la culinaria, permitiendo agregar un sabor especial a las preparaciones, su uso también ha llegado al campo medicinal.

De acuerdo con el portal especializado Tua Saúde, de las hojas de laurel se extraen sustancias como taninos, flavonoides, alcaloides, linalol, eugenol, metilchavicol y antocianinas, las cuales poseen propiedades medicinales antiinflamatorias, diuréticas, antioxidantes, digestivas y antireumáticas.

Así mismo, destaca que las hojas de laurel son ricas en nutrientes como la vitamina B6, vitamina B9 y vitamina C, también en minerales como el potasio y el magnesio, por consiguiente, una manera efectiva para aprovechar sus cualidades es mediante la preparación de té.

La infusión resultante incluye cualidades diuréticas, antifúngicas y antinflamatorias, a la vez que estimula la digestión y aporta beneficios antioxidantes y expectorantes. Según anota el portal citado, el laurel puede ser usado para aliviar dolencias como la inflamación en el hígado, los cólicos menstruales, las infecciones en la piel, el dolor de cabeza y en articulaciones, el exceso de gases, el reumatismo, el estrés y la ansiedad.

Sin embargo, vale mencionar que el consumo de té de laurel no sustituye bajo ningún concepto el tratamiento médico dirigido a cualquiera de los síntomas mencionados previamente. En ese sentido, siempre es recomendable acudir a un profesional de la salud.

Té de laurel para reducir el azúcar y limpiar los pulmones

Según reseña el portal Nutrición y Farmacia, el laurel ofrece un considerable aporte al sistema respiratorio, pues “favorece la expulsión de mucosidades de las vías respiratorias y tiene acciones bactericidas”, por lo cual resulta de apoyo para aliviar casos de bronquitos y faringitis.

Por otra parte, el mencionado portal cita un estudio del Journal of Clinical Biochemistry and Nutrition que encontró cómo consumir entre uno y tres gramos de hojas de laurel al día podía ayudar a reducir los niveles de glucosa, colesterol y triglicéridos en pacientes con diabetes tipo II.

La investigación reveló que el polifenol presente en las hojas de laurel ayuda a potenciar la acción de la insulina. De igual manera, su contenido de vitaminas del grupo B y minerales como el zinc contribuyen en la asimilación y almacenamiento de esta hormona.

El laurel es una planta rica en carbohidratos, grasas, proteínas y vitamina C. Foto: Getty Images. Montaje SEMANA.
El efecto expectorante del laurel puede ayudar a eliminar mucosidades, beneficiando la salud de los pulmones. - Foto: Foto: Getty Images. Montaje SEMANA.

Así se prepara el té de laurel

Tua Saúde explica paso a paso cómo aprovechar los beneficios de la hoja de laurel a partir de la preparación de un té, destacando su efecto para aliviar la mala digestión, la ansiedad y el estrés.

Ingredientes:

  • Una hoja de laurel seca.
  • Una taza de agua hirviendo.

Preparación:

El primer paso consiste en poner a hervir el agua. Una vez alcance su punto de ebullición, se agrega la hoja de laurel y se deja reposar durante diez minutos. Pasado el tiempo sugerido, se procede a beber la infusión.

No obstante, anota que el consumo de té de laurel puede traer algunos efectos secundarios. En ese sentido, es oportuno reiterar que su ingesta debe ser avalada por un profesional de la salud.

Un consumo desproporcionado de laurel puede provocar somnolencia debido al efecto calmante de la planta. Así mismo, puede desacelerar el sistema nervioso y causar alteraciones gastrointestinales tales como la diarrea o cólicos abdominales.

Por otra parte, debido a la capacidad del laurel para controlar los niveles de azúcar, Tua Saúde advierte que la ingesta excesiva de esta planta también puede disminuir los niveles de azúcar en la sangre, causando hipoglucemia.