Tendencias
Semillas de sésamo o también conocidas como ajonjolí
Semillas de ajonjolí, también conocidas como sésamo. - Foto: Getty Images

salud

Ajonjolí: ¿cuáles son sus propiedades nutritivas y cómo incluirlo en la dieta?

Alta cantidad de minerales y vitaminas son algunas de las propiedades de estas semillas. Estos son sus beneficios.

Hace unas décadas se conocían solo como las “pepitas del pan de la hamburguesa”. Sin embargo, hoy su popularidad va en aumento y se han ganado un lugar en la cocina, no solo como elemento decorativo sino como aquella semilla que tiene grandes beneficios para la salud.

Se trata del ajonjolí, también conocido como sésamo, semillas cuyo rico sabor es directamente proporcional a sus bondades nutritivas y medicinales.

El ajonjolí proviene de una planta herbácea de flores color blanco-rosado, pequeñas y de color amarillo. Son originarias de la India y África y hoy son utilizadas en múltiples preparaciones como panes, galletas, ensaladas, platos con arroz, pasta, carne o verduras y dulces. También existe el aceite de ajonjolí que igualmente puede utilizarse en las preparaciones.

Según información del portal Bienestar Colsanitas, el ajonjolí aporta proteína, calcio, cobre, fósforo y hierro. Es rico en vitaminas del grupo B. Sus semillas tienen manganeso y lípidos que ayudan a reducir el colesterol en la sangre, ácidos grasos insaturados, lecitina, proteínas, vitaminas, minerales, antioxidantes y oligoelementos.

De acuerdo con información del diario El País, estas semillas son fuente de varios minerales, como magnesio, importante para el normal funcionamiento de los músculos y huesos.

También aporta hierro, esencial para la formación de hemoglobina; zinc, un mineral que forma parte de las enzimas que participan en el sistema inmunitario; calcio, clave para el normal funcionamiento de huesos y dientes; potasio, necesario para mantener la presión arterial en niveles normales; y fósforo, que interviene en la formación de los huesos y dientes y en el metabolismo de la energía.

En cuanto a vitaminas destacan la vitamina B1, que interviene en el metabolismo energético de las células. Además, es rico en folatos, imprescindibles para el crecimiento normal de los tejidos maternos durante el embarazo y vitamina E, con propiedades antioxidantes, entre muchas otras.

Dado que cada día se hace más imprescindible consumir alimentos naturales y que brinden beneficios importantes a la salud de las personas, les contamos algunas de las bondades de estas reconocidas semillas.

1. Mejoran la digestión: Dado que esta semilla es buena fuente de hidratos de carbono y tienen un alto contenido de fibra, es especial para mejorar el tránsito intestinal del organismo. Acelera el funcionamiento del aparato digestivo evitando el estreñimiento.

2. Antienvejecimiento. El ajonjolí tiene efectos antioxidantes que ayudan a la detención de la acción de los radicales libres encargados de causar el envejecimiento. Estas maravillosas semillas previenen el envejecimiento prematuro de las células y potencian el sistema inmune.

3. Ricas en proteína: Al combinarla con un cereal, esta semilla se convierte en una fuente de proteína de alto valor biológico y totalmente vegetal.

4. Reducen el colesterol. Tienen un alto contenido de lecitina que ayuda a disolver la grasa y evita que se adhiera a las arterias. Adicionalmente, las semillas de ajonjolí son ricas en grasas saludables, como omega-3 y omega-6 mejorando así la salud cardiovascular.

5. Nutritivas. Poseen una gran cantidad de proteínas, carbohidratos, vitaminas, minerales y ácidos grasos, que hacen de estas semillas una fuente de componentes esenciales para el organismo.

Otros de sus beneficios es que ayuda a combatir el estrés, la depresión, el insomnio, y otros problemas del sistema nervioso. Sus altos contenidos de calcio, hierro y zinc lo hacen muy recomendable para las personas con anemia.

De igual forma, previene el agotamiento mental y físico, la pérdida de memoria y la disfunción sexual eréctil. Ayuda a mejorar el estado de ánimo, pues eleva el buen humor por un lado, y relaja por el otro. Por eso es muy útil en casos de ansiedad, insomnio y estrés.

¿Cómo consumirlas?

Hay varias formas de aprovechar las bondades del ajonjolí y obtener todos sus beneficios nutricionales:

Bebida o leche vegetal: Se recomienda batir 100 gramos de semillas de ajonjolí (remojadas previamente en agua durante 6 a 8 horas) con 1 litro de agua. Colar y añadir un endulzante natural si es del gusto del consumidor. Mantener en el refrigerador sin exceder tres días. Se puede consumir varias veces en el día.

Molidas o machacadas: Debe molerse solo la cantidad de sésamo que se vaya a consumir en ese mismo momento porque de lo contrario el aceite que contienen pierde sus propiedades y el sabor. Pueden consumirse al natural.

Aceite de sésamo: Se puede usar tanto en la elaboración de platos fríos como aliños de ensaladas. de igual forma puede utilizarse para remedios caseros para mejorar el estado de la piel, como protector solar o para el cabello dañado o maltratado.