coronavirus

5 millones de casos de “fiebre”: ¿qué oculta Corea del Norte sobre su brote de coronavirus?

El médico Choi Jung-hun aseguró que este país podría estar escondiendo más casos y fallecidos.


En mayo de este año, el mundo se sorprendió cuando Kim Jong Un aseguró que un “brote de mayor agitación” de una epidemia de fiebre estaba afectando a la hermética nación de Corea del Norte, y muchos pudieron determinar que se trataba de la covid-19.

Si bien el país no ha admitido oficialmente que se trate de la pandemia del coronavirus, expertos advierten que no solo sí se trataría de esta enfermedad, sino que estaría aún más grave de lo que se piensa.

Las cifras que han entregado tímidamente los miembros de las autoridades de salud de Corea del Norte hablan de cinco millones de casos de “fiebre” en el territorio y al menos unas 73 personas fallecidas.

Sin embargo, el médico Choi Jung-Hun, quien escapó de Corea del Norte y se refugió en Corea del Sur, aseguró que estas cifras distarían mucho de lo que en realidad está pasando, según cuenta CNN.

Choi fue médico en Corea del Norte por más de 10 años e incluso atendió la epidemia de SARS de 2002 a 2004, por lo que es un buen conocedor de lo que ocurre de puertas para adentro en este país, que siempre se ha mantenido como un misterio para el resto del mundo.

Asegura que, en la epidemia de SARS que vivió en su natal país, se reportaban personas que fallecían de fiebres o resfriados, pero el Gobierno no aceptaba que se tratara de una infección de SARS

En ese momento, Corea del Norte no contaba con las pruebas suficientes para poder detectar la enfermedad, así que las cifras oficiales entregadas al mundo fue de cero infecciones, mientras que China llegaba a los 5.000 casos, según cuenta CNN.

Además, el médico contó que también tuvo que atender una epidemia de sarampión en 2006 y un contagio masivo de influenza en 2009, pero no se contaba con los medicamentos ni las herramientas suficientes para tratar con las enfermedades y murieron muchas más personas.

Según explica Choi al medio, los médicos iban de casa en casa sin ningún material de protección, diagnosticando sin conocimientos y atendiendo apenas con lo que se podía.

Con estos antecedentes, el doctor teme que lo que pueda estar pasando dentro de Corea del Norte sea más grave de lo que parece, pero los datos, lamentablemente, son muy difíciles de conocer.

Según contó, las ONG internacionales y las pocas embajadas extranjeras que alguna vez hubo ya no existen, por lo que las cifras oficiales o cualquier información adicional parece imposible de conocer.

De hecho, el mundo fue sorprendido con la noticia de que en Corea del Norte se habría detectado varios casos de “fiebre” que podría parecerse a la covid-19. Sin embargo, solo dos meses después, el país aseguró que su estrategia contra esta enfermedad había sido un “éxito brillante”, y que la pandemia se había frenado en seco.

Esto se constataba, aparentemente, con la increíble baja de fallecidos reportados, ya que al hablar de cinco millones de contagios parece extraño que haya menos de 100 muertes, explicó el doctor a la cadena.

Sin embargo, de acuerdo con Choi, las bajas cifras de fallecidos podrían estar relacionadas con temas de vacunación, aunque estos datos también han sido imposibles de conseguir.

Según CNN, el médico Kee B. Park ha visitado Corea del Norte en dos ocasiones este año para trabajar con los homólogos norcoreanos, capacitándolos sobre cirugías y otros procesos, aseguró que ni ellos mismos han querido compartirle información y hay temor por mutaciones del virus, subvariantes que no se detecten con las pruebas actuales y que los mismos norcoreanos estén escondiendo.

El pasado viernes, Corea del Norte aseguró que estaba pasando, además, por una nueva “epidemia entérica aguda” y que al menos 1.600 personas estarían teniendo trastornos intestinales, lo que no se sabe es si estarían relacionados con el coronavirus.