mundo

Blinken lanza advertencia en caso de presentarse un nuevo ensayo nuclear norcoreano

Actualmente Moscú y Washington controlan el 90% del arsenal nuclear mundial.


Estados Unidos y sus aliados preparan una respuesta “rápida” ante la posibilidad de que Corea del Norte realice un nuevo ensayo nuclear, advirtió este lunes el jefe de la diplomacia estadounidense, Antony Blinken.

“Corea del Norte ha completado los preparativos para otra prueba nuclear y creo que solo necesita una decisión política” para pasar a la acción, agregó su homólogo surcoreano, Park Jin, en rueda de prensa en Washington, y estimó que esto provocaría nuevas “sanciones internacionales”.

“Seguimos preocupados por la perspectiva de lo que sería una séptima prueba nuclear”, pero la primera desde 2017, coincidió Blinken.

“Estamos en contacto muy estrecho con nuestros aliados y socios cercanos, comenzando por la República de Corea, Japón y otros, para poder responder rápidamente”, agregó.

“Estamos preparados para ajustar nuestra posición militar a corto y largo plazo, tanto como sea necesario”, advirtió.

Corea del Norte ha multiplicado los disparos de misiles balísticos, incluidos los intercontinentales. Desde el mes pasado Washington estima que se dispone a romper su moratoria sobre los ensayos nucleares.

Blinken, aunque prometió mantener “la presión” hasta que el líder norcoreano, Kim Jong Un, cambie de actitud, aseguró sin embargo que Estados Unidos sigue dispuesto a un diálogo directo “sin condiciones previas”.

Se avecina una nueva era de rearme nuclear

Tras 35 años de declive, el número de armas nucleares en el mundo volverá a aumentar en la próxima década, según un informe publicado el lunes, en un contexto de amenaza atómica rusa y de tensiones entre grandes potencias

A principios de 2022, las nueve naciones dotadas de “la bomba” (Rusia, Estados Unidos, Reino Unido, Francia, China, India, Pakistán, Israel y Corea del Norte) poseían 12.705 cabezas nucleares, 375 menos que a principios de 2021, según estimaciones del Instituto Internacional de Investigación Sobre la Paz de Estocolmo (Sipri).

Desde su récord absoluto de 1986 (más de 70.000 cabezas), este total se ha dividido por más de cinco con el descenso regular de los enormes arsenales estadounidense y ruso, constituídos durante la Guerra fría.

Pero esta era de desarme llega sin duda a su fin y el arsenal mundial debería volver a progresar “en el curso de la próxima década”, según el informe del centro de investigación sueco.

La guerra en Ucrania ha provocado varias referencias explícitas del presidente ruso Vladímir Putin sobre el uso del arma atómica, y los países que la poseen, por ejemplo China y Reino Unido, llevan a cabo planes de modernización o de desarrollo de sus arsenales, según el instituto.

Pese a la entrada en vigor del tratado sobre la prohibición de armas nucleares de principios de 2021, tras su ratificación por 50 países, y la prolongación por cinco años del tratado ruso-estadounidense Start, el contexto ya se había degradado estos últimos años, según el Sipri.

Actualmente Moscú y Washington controlan el 90% del arsenal nuclear mundial.

Según las últimas estimaciones del Sipri, Rusia sigue siendo a principios de 2022 la primera potencia atómica mundial con 5.977 cabezas (-280 en un año) desplegadas, almacenadas o a la espera de ser desmanteladas

Estados Unidos tiene 5.428 cabezas (-120) pero con más armas desplegadas (1.750). Siguen China (350), Francia (290), Reino Unido (225), Pakistán (165), India (160) e Israel (90), única potencia de las nueve que no reconoce oficialmente poseer el arma nuclear.

En lo que respecta a Corea del Norte, el Sipri estima por primera vez que el régimen de Kim Jong-Un ha ensamblado unas 20 cabezas nucleares.

*Con información de AFP.