Tapabocas
Por la variante BQ.1, Brasil se encuentra en una situación de aumento de contagios y muertes por coronavirus. - Foto: Getty Images

coronavirus

El rebrote de una nueva variante de covid-19 prende las alarmas en Brasil

A partir de noviembre, los casos de contagios y fallecidos por la BQ.1 proveniente del coronavirus han incrementado considerablemente, por lo que portar el tapabocas vuelve a ser obligatorio.

Brasil registró hoy 55.908 casos de Covid-19, siendo la cifra más alta desde el 20 de julio. Además, el Consejo Nacional de Secretarios de Salúd (Conass) reportó 180 fallecidos asociados al virus en las últimas 24 horas. Este registro preocupa debido a que los contagios han incrementado en un 111% en la última semana, con la posibilidad de ser un nuevo rebrote.

Alrededor del mundo, Brasil ha sido uno de los países más afectados por la pandemia, contando con 35.452.099 casos confirmados y 690.409 muertes, de acuerdo con los informes del Conass. El 6 de diciembre se conocieron 124 contagios por un millón de habitantes, incrementando siete veces más los índices de noviembre.

Una mujer con mascarilla empuja a un niño que sostiene un paraguas para darle sombra mientras camina por una calle en un día cálido en Pekín. Foto: AP/Mark Schiefelbein.
Una de las medidas tras el rebrote fue la vuelta a portar obligatoriamente en ciertos espacios el tapabocas. - Foto: Foto: AP/Mark Schiefelbein.

Aunque el 80 % de la población brasilera cuenta con la vacunación, menos de la mitad de los habitantes se han puesto la dos de refuerzo proporcionada por las entidades sanitarias. Este estaría siendo la causa del rebrote. Conass sostiene que el número de contagios superó los 95.000 casos en la franja de veinte días de noviembre, aumentando en un 292% con respecto a octubre.

Sumado a esto, desde mediados de octubre se alertó de los primeros casos de la nueva variante BQ.1. Una encuesta de la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocrus) afirma que la variante está ligada al aumento de contagios y puede continuar en ascenso los próximos meses.

BQ.1 ha sido detectada en 65 países, acorde a la información de la Organización Mundial de la Salúd (OMS). La entidad explica que se trata de una de las más de 300 sub-variantes de ómicron. El virus contiene mutaciones de la variante original, lo cual permite que facilite su transmisión y riesgo de contagiarse.

El primer caso registrado en Brasil fue en el estado de Amazonas en octubre y la primera muerte fue una señora con comorbilidad en el estado de Sao Paulo.

Reacciones sobre el rebrote

A través de un comunicado de prensa, la Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) publicó hoy las nuevas medidas en los aeropuertos para mitigar el contagio. La principal decisión fue que los tapabocas vuelven a ser obligatorias en los vuelos.

“Los datos epidemiológicos actuales indican un aumento en el número de casos de covid-19 en la población brasileña”, expresa el comunicado.

El mandatario electo por el Partido de Trabajadores, Ignácio ‘Lula’ da Silva, hizo un llamado a los ciudadanos a aplicarse la cuarta dosis para estar protegidos. “¿Ya se tomaron la cuarta dosis de la vacuna?”, preguntó Lula en Twitter.

El mes anterior, el ministro de Salud Marcelo Queiroga hizo un llamado a la población a vacunarse con la dosis de refuerzo: “Quiero recordarles que más de 69 millones de brasileños no tomaron la primera dosis de refuerzo contra la covid-19 y que 32,8 millones de habitantes podrían haber recibido la segunda dosis de refuerzo contra la enfermedad, pero aún no se vacunaron”.

Estados como el de San Paulo han retomado medidas del pasado. Como ordenar nuevamente el uso de la mascarilla en el transporte público y en ciertos espacios de aglomeración.

¿Y Jair Bolsonaro?

El actual mandatario no se ha pronunciado acerca del aumento de casos. Además, su partido, el Partido Liberal (PL) solicitó al Tribunal Superior Electoral (TSE) anular los votos de aproximadamente 280.000 urnas por presunto frauda por parte de Lula.

Los liberales argumentan que el sistema de votación fue usado erróneamente, demostrado por el informe técnico realizado por el Instituto Voto Legal.

“Se requiere que sean inválidos los votos respectivos a las urnas electrónicas en que se fueron comprobadas disconformidades irreparables de funcionamiento y que se determinen las consecuencias prácticas y jurídicas debidas con relación al resultado de la segunda vuelta de las elecciones”, sostiene la denuncia presentada.

Asimismo, Los denunciantes afirman que con sin las urnas supuestamente boicoteadas, Bolsonario obtendría la relección con 51,05% de los votos, superando a Lula.

En respuesta a la denuncia, Alexandre de Moraes, presidente del TSE, contó que, tanto en primera como segunda vuelta, las urnas fueron dispuestas a revisión, sin indicios ni pruebas de presunto fraude.

Lula será desde el 1 de enero el 39° presidente de la República Federativa de Brasil, siendo su segunda experiencia en el cargo. La primera fue entre 2003 a 2010.