Home

Deportes

Artículo

La verdeamarela sigue invicta en la eliminatoria, mientras que Argentina quedó a tiro del Mundial de Catar 2022.
Brasil y Argentina fueron las únicas selecciones de Sudamérica que llegaron a octavos de final. - Foto: AP

qatar 2022

Así les fue a los sudamericanos en la fase de grupos de Qatar 2022

Europa aventaja a Sudamérica en títulos mundiales, con 12 conquistas contra 9.

Brasil no sufrió, Argentina recibió un correctivo en el debut, pero reaccionó; Ecuador dejó pasar una ocasión de oro y Uruguay se acordó tarde de marcar y se marchó tempranamente a casa.

La primera ronda del Mundial de Qatar 2022 dejó sensaciones diversas para las selecciones de Sudamérica, que buscan acabar con 20 años de dominio europeo.

En efecto, desde Corea del Sur y Japón-2002, cuando el Brasil de Rivaldo y Ronaldo ganó el pentacampeonato, el Viejo Continente se ha adueñado de los Mundiales.

Y es que a partir de Alemania 2006, solo Argentina en 2014 logró meterse en la final del torneo jugado en Brasil, pero perdió 1-0 en alargue ante Alemania en el Maracaná, en Río de Janeiro.

En ese período de cuatro Mundiales, solo selecciones europeas ganaron el título, e incluso en Alemania-2006 y Rusia-2018 no hubo representantes que no fueran de la zona Uefa ya en semifinales.

Esta racha dio vuelta a la balanza y ahora Europa aventaja a Sudamérica en títulos mundiales, con 12 conquistas contra 9.

¿Un gigante sudamericano en la final?

De darse la lógica, los gigantes de la región, Brasil y Argentina, se cruzarían en semifinales en un superclásico que pondría al mundo en vilo, y entonces uno de ellos llegaría a la final y aspiraría a llevar nuevamente la copa a Sudamérica.

La ‘canarinha’ cumplió con los pronósticos y ganó el Grupo G con antelación, pese a que perdió con Camerún 1-0 en la última fecha, partido que afrontó con mayoría de suplentes.

Brasil ya había asegurado su boleto en la segunda fecha, cuando venció 1-0 a Suiza con un gol de uno de sus estandartes, Casemiro. En el estreno logró un trabajado triunfo 2-0 frente a Serbia, en un partido en el que se lesionó Neymar, ausente en los dos duelos siguientes.

En octavos, el equipo de Tite se cruzará el lunes contra Corea del Sur. En cambio, para Argentina la primera ronda no fue el viaje placentero que todos esperaban.

La Albiceleste sufrió un duro golpe en el debut ante una Arabia Saudita que sorprendió al mundo al ganarle 2-1 y cortarle un invicto de 36 partidos, a uno del récord histórico de Italia.

“Tranquilidad. Es un golpe muy duro, una derrota que duele, pero tenemos que seguir confiando en nosotros. Este grupo no les va a dejar tirados”, aseguró Messi tras la dolorosa y sorpresiva derrota.

La pulga se puso a la Albiceleste al hombro cuando más lo necesitaban, al anotar la apertura ante México con un tiro esquinado desde fuera del área a los 64 minutos en el triunfo 2-0 que le permitió a Argentina volver a respirar en Qatar.

Ya contra Polonia, si bien Messi erró un penal –se lo atajó el arquero Wojciech Szczesny–, ya la Albiceleste enderezó el rumbo y ganó con tranquilidad 2-0 para, como manda la lógica, terminar primera en el Grupo D.

El sábado, en octavos de final, tiene un rival teóricamente accesible, Australia.

Ecuador la dejó pasar

La joven selección de Ecuador tuvo el pase a octavos a su alcance, pero dejó escapar la oportunidad.

Tras ganar a Qatar por 2-0 en el partido inaugural del Mundial, la Tri tuvo contra las cuerdas a Países Bajos en su segunda presentación, sobre todo en el segundo tiempo, pero terminó cediendo un empate (1-1) que lo dejó comprometido para su último partido.

Allí fue superado por Senegal, que le ganó 2-1 y lo eliminó.

Su DT, el argentino Gustavo Alfaro, que tras la eliminación no confirmó si seguirá al frente del equipo, dijo que la Tricolor quedó fuera por esos “pequeños detalles que marcan grandes diferencias”.

“Nos faltó experiencia, esa que te permite manejar los tiempos” de los partidos, resumió Alfaro, que igual se mostró convencido esta camada de jugadores, “una generación muy joven, está adquiriendo experiencia que le servirá en el futuro”.

Uruguay pagó su falta de gol

La Celeste sufrió una dura eliminación el viernes por el criterio de mayor cantidad de goles marcados, que benefició a Corea del Sur, con la que quedó igualada a 4 puntos y a misma diferencia de goles.

Uruguay, que no quedaba fuera en primera ronda desde hace veinte años y que en Rusia-2018 había llegado a cuartos de final, venció a Ghana en la última fecha 2-0 y cuando parecía que se metía en octavos, Corea del Sur anotó en el descuento contra Portugal para ganar 2-1 y quedarse con el segundo boleto a octavos de la serie.

Pero Uruguay hipotecó sus posibilidades en el debut, frente a Corea del Sur (0-0) y luego contra Portugal, que perdió 2-0.

La falta de gol en los dos primeros partidos terminó pasando una factura demasiado importante.

Recién ante Ghana, y apremiado por las circunstancias, solo le servía el triunfo, el técnico Diego Alonso apostó por un equipo más ofensivo y dio ingreso al talentoso Giorgian De Arrascaeta.

El 10 del Flamengo anotó los dos goles contra los africanos, dando esperanzas de clasificación durante casi todo el partido a los suyos, hasta el cruel desenlace que manda Uruguay a casa antes de lo esperado.

*Con información de la AFP.