Tendencias

Home

Nación

Artículo

El expresidente Álvaro Uribe, en su interrogatorio en la Fiscalía
El expresidente Álvaro Uribe, en su interrogatorio en la Fiscalía - Foto: Pantallazo de video

nación

“Nunca fui a buscar testigos, jamás se ha pasado por mi mente sobornarlos”: Álvaro Uribe en interrogatorio de tres horas en la Fiscalía; vea aquí todo el video de su declaración

El exmandatario reiteró que nunca buscó testigos ni los sobornó. Sostuvo que su único interés que fue la Corte Suprema de Justicia verificara la información que a él le llegaba.

El pasado 18 de julio, el expresidente Álvaro Uribe rindió un largo interrogatorio, de más de tres horas, ante la Fiscalía General de la Nación, en medio del proceso que se sigue en su contra por presunto fraude procesal y manipulación de testigos. El ente acusador ha pedido precluir el proceso en su contra.

SEMANA conoció en exclusiva todo el interrogatorio.

“Nunca tuve interés distinto en que se verificara la información que me llegaba. Nunca mi iniciativa fui ir a buscar testigos. Jamás se ha pasado por mi mente sobornarlos. Siempre que pedí que todo se mandara a la Corte Suprema de Justicia, era para que la Corte verificara. Incluso lo hacía sin detenerme a que se digitalizaran estos manuscritos o a que se embellecieran. Nuestro interés era que la Corte Suprema de Justicia, que es la competente, verifique”, dijo Uribe, ante el fiscal.

En el interrogatorio, el expresidente estuvo acompañado de su abogado Jaime Granados. Uribe se refirió a Juan Guillermo Monsalve, el testigo en su contra. “No conozco a Juan Guillermo Monsalve. Su padre fue contratista de la Hacienda Guacharacas, información que he recibido de mi hermano Santiago. Pudo ser administrador de la hacienda, pero después de que mi familia salió de allí. Mi padre y yo teníamos la mejor empresa de panela en Antioquia en sociedad. Pero por presiones de las Farc en esa región, yo se la entregué a un sindicato muy penetrado por las Farc. La Hacienda San Cipriano, el 7 de julio 1979. Fue una ruina, quise deshacerme de eso, la avaluaron en 20 millones de pesos, y lo que avaluaron (...) la expectativa de los trabajadores era 6″.

“Después llegaron a decir en Europa que yo había matado a los trabajadores dizque para no cumplir con ese negocio. ¡Qué infamia! ¿Por qué es importante ese hito? Porque desde ese momento yo me retiré mucho de la región. Desde que mataron a mi padre, el 14 de junio de 1983, a Guacharacas no volví. Entre el 79 y el 83 fui muy pocas veces, fue de paso por ahí. Y del 83 en adelante me deshice del todo de la región, me olvidé”, contó Uribe.

“Esas son las circunstancias para acreditar que no pude conocer a Juan Guillermo Monsalve. Ni creo que a su padre”, agregó el expresidente en el interrogatorio.

“Cuando yo llego a la Gobernación de Antioquia, en enero de 1995, después viene que el ELN llega a la finca Guacharacas, la incendia, una casona de la época de Tomás Carrasquilla, muy bonita, hacía parte de las instalaciones del ferrocarril que utilizaban para ir a Yolombó. El ELN da órdenes de que nadie se puede quedar allí. Allí se queda un muchacho Tobías que quería mi padre. Mi padre lo había ayudado mucho y por haberse quedado lo asesinan”, relató Uribe.

“Mi hermano Santiago nos dijo: ‘Miren, imposible pretender seguir en Guacharacas”, dijo Uribe, al decir que se vendió la finca en 1996. “Ahí se desvincula mi familia totalmente de la finca”, sostuvo el exmandatario.

Uribe también negó señalamientos de Monsalve, en el sentido de que supuestamente lo escoltaban paramilitares.

“Jamás he tenido seguridad privada, la protección que yo he tenido es del Estado, desde 1988. El señor Juan Guillermo llegó a decir que me habían escoltado los paramilitares”, añadió el expresidente. También resaltó que “jamás” pasó por su mente que lo fueran a buscar entre 2011 y 2018.

“¿Cuándo digo que verifiquen la información? Cuando Vicky Jaramillo me dice a mí que ha tenido informes de la cárcel de que el señor Juan Guillermo Monsalve está arrepentido de haber mentido contra mi hermano y contra mí. Y ahí es donde digo: dile a Diego Cadena que verifique eso”, sostuvo Uribe.

En un momento del interrogatorio, el expresidente habla de su honorabilidad y se refirió a un encuentro con el presidente Gustavo Petro antes de la posesión presidencial: “El presidente Petro, en esa larga polémica conmigo, tuvo que reconocer en el fondo de su ser que yo soy un hombre honorable, que mi batalla es de frente con argumentos. Si no, no me hubiera invitado a la conversación que acabamos de tener”.

Uribe dio detalles de cómo conoció a Diego Cadena y dijo que fue durante una convalecencia médica en su casa, donde recibió a delegaciones de Antioquia y el país, en febrero de 2017. Según el expresidente, Cadena llegó en compañía de su primo, Mario Uribe. Cadena, según Uribe, le contó que trabajaba como abogado con autoridades de Estados Unidos, en procesos de narcotraficantes.