medio ambiente

MinAmbiente lanza norma de reúso de aguas residuales

La resolución busca generar un aprovechamiento del recurso hídrico de manera eficiente y sostenible.


El Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible reglamentó el uso de las aguas residuales por medio de la Resolución 1256 de noviembre de 2021, con el propósito de aprovechar este recurso hídrico de manera más eficiente en los servicios agrícolas y en el riego de cultivos, zonas verdes o parques.

De esta manera, se pretende implementar el modelo de la economía circular y que las aguas residuales tratadas dejen de ser consideradas un residuo para convertirse en un recurso.

Uno de los principales objetivos de la norma es que se genere una fuente de abastecimiento en zonas del país donde hay escasez de agua para la producción de alimentos. De esta forma, el reúso del líquido se convertiría en potencialidad para la agricultura.

Esta ley se construyó de la mano con la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (Andi), un aliado estratégico del sector privado que resaltó que el país está en la capacidad de convertirse en una potencia en la producción de alimentos, aprovechando sus terrenos fértiles y el campesinado.

“El agua después de que fue utilizada una vez no tiene porqué ser desechada, hay una muy buena oportunidad para que sea reusada con tratamientos y procesos específicos. Aguas que son utilizadas a nivel domiciliario o industrial pueden ser reusadas en sistemas de enfriamiento o en el riego de plantas; y, si hacemos las cosas bien, pueden ser usadas en el sector agrícola”, dijo Bruce Mac Master, presidente de la Andi en una rueda de prensa.

Agricultura.
Para que las aguas residuales puedan ser reutilizadas en la agricultura, se deben seguir lineamientos de de calidad específicos. - Foto: Cortesía Bayer

El ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Carlos Eduardo Correa, dijo que uno de los propósitos del Gobierno nacional es implementar acciones desde el sector público que permitan tener un país de bajas emisiones, con carbono neutral y que tengan como bandera el cuidado del medio ambiente.

“Esta resolución de reúso de aguas residuales es uno de esos caminos. En esa nueva ley hablamos de la conservación del agua, hablamos que al año 2030 Colombia debe proteger el 30 % de sus áreas marinas y terrestres, hablamos que para ese mismo año el 10 % de las aguas residuales domésticas deben ser reusadas y que el 100 % de los páramos deben estar delimitados; el agua de la grandes ciudades viene de los páramos”, dijo el ministro en una rueda de prensa.

No obstante, para que estas aguas residuales puedan ser utilizadas en la agricultura, se deben tener unos estándares de calidad específicos. Lo anterior depende de dos factores: si el reúso está dirigido a la agricultura de consumo directo, como las hortalizas, o a la agricultura en árboles, por ejemplo, aquellos que dan frutos; estos dos tipos de agricultura tienen diferentes estándares de calidad que mezclan la conductividad, los fenoles, los hidrocarburos, los cloruros o los sulfatos, que permitirán tener una agricultura sana sobre la base de un reúso con calidad.

Esta propuesta del Ministerio busca llegar a todo el territorio nacional y que los alcaldes, gobernadores, las empresas y el sector público puedan aprovechar cada uno de sus beneficios. El ministro destacó que con este tipo de proyectos es que el país se destaca a nivel internacional en materia del cuidado del medio ambiente y es un ejemplo de economía circular para América y El Caribe.

“Todo eso nos lleva a estar en la vanguardia de política y de marcos normativos. El gran reto es que esto no se quede solo en un documento, sino que sea un proyecto de fácil ejecución”, aclaró Correa.