belleza

Cáscara de papa: ¿cómo utilizarla para ocultar las canas prematuras?

La receta es muy sencilla de preparar.


La aparición de las canas es algo que preocupa a muchos y la mayoría cree que estos cabellos blancos están únicamente relacionados con el envejecimiento. Es una postura que mantiene en firme un estudio publicado por The National Institute of Health, de Estados Unidos, y que controvierte el estudio Mapeo cuantitativo del envejecimiento y la reversión del cabello humano en relación con el estrés de la vida, publicado en la revista científica eLife.

El primero destaca que la aparición de las canas está relacionada con el envejecimiento, ante la falta de melanina, el pigmento que le da color tanto al cabello como a la piel, el iris del ojo y el vello corporal. Mientras tanto, el estudio publicado en eLife señala que no solo el envejecimiento incide, sino que esos cabellos blancos también pueden aparecer debido al estrés.

Lo cierto es que, de cara a la aparición de la canas, las industrias cosmética y farmacéutica le han salido al paso con la creación de productos que bien sea ocultan esos incómodos cabellos o previenen su aparición.

Tratamientos, mascarillas tono sobre tono y hasta tintes se encuentran en el mercado para lograr combatir las canas, así como una infinidad de recetas caseras para retrasar su aparición u ocultar estos cabellos blancos. Es de destacar que hoy muchos consumidores se inclinan por las opciones naturales, bien sea para reducir su huella ecológica en el planeta, evitar hacer uso de químicos o ahorrar unos cuantos pesos de más.

Una receta de la que poco se ha hablado, pero que sirve para ocultar las canas prematuras, tiene como ingrediente principal la cáscara de papa. La cáscara de papa es rica en vitamina A, un elemento que estimula el desarrollo de los pigmentos tanto en la piel como en el cuero cabelludo, además provee fibras, proteínas, minerales y antioxidantes que ayudan a retrasar el envejecimiento capilar y las canas prematuras, reseña la revista Glamour México.

La receta es muy sencilla de preparar, solo se necesita la cáscara de cinco papas –previamente lavadas–, dos tazas de agua y una rama pequeña de romero. Debe tomar un tazón y verter todos los ingredientes, los cuales dejará remojando 48 horas. Pasado este tiempo, tome un colador, cuele el líquido y viértalo en un recipiente con atomizador.

Es recomendable que antes de la aplicación de esta preparación lave muy bien el cabello –como de costumbre–, cerciorándose de que no quede rastro alguno de champú, luego retire el exceso de agua con la ayuda de una toalla y proceda a aplicar la receta sobre todo el cabello, asegurándose de que no quede ni una zona sin el líquido preparado; luego deje que el cabello se seque al aire libre.

Una vez el cabello esté seco, puede aplicar el acondicionador, crema para peinar o los productos que suele utilizar para cuidar el cabello en su día a día y, surtido ese proceso, procesa a peinar el cabello.

Esta receta con cáscara de papa puede ser utilizada todos los días, pero debe ser paciente para notar los resultados pues estos comenzarán a verse hasta las tres semanas de haber iniciado con el tratamiento casero.

Canas
Canas. - Foto: Getty Images

Mascarilla con bicarbonato de sodio para eliminar las canas

Solo necesita bicarbonato de sodio y un poco de agua. Debe tomar media taza de cada uno de los ingredientes y mezclarlos en un recipiente hasta obtener una pasta muy densa, la cual debe ser aplicada sobre el cabello de forma homogénea, reseña Tododisca.

Esta preparación debe dejarse sobre el cabello 10 minutos para que actúe, posterior a ese proceso asegúrese de lavar muy bien el cabello, ayudándose con champú, hasta tanto no quede rastro alguno de la mezcla. Es importante enjuagar muy bien el cabello y el cuero cabelludo, pues de quedar restos de bicarbonato de sodio en el cuero cabelludo podrían aparecer descamaciones y eccemas.

El portal recomienda que este proceso sea repetido durante una semana –teniendo las debidas precauciones de lavado– para notar los resultados con rapidez.