Tendencias
Cigarrillo y alcohol
El cigarrillo contiene sustancias que parecen inofensivas, pero que al final terminan afectando el organismo. Foto: Getty Images - Foto: Getty Images

salud

¿Cuánto azúcar tiene el cigarrillo?

La principal sustancia adictiva del tabaco es la nicotina, que estimula el sistema nervioso central, incrementando el ritmo cardíaco y la presión arterial.

Para nadie es un secreto que el consumo de cigarrillo o tabaco ocasiona riesgos para la salud. Usar tabaco por mucho tiempo puede incrementar las probabilidades de padecer algunas enfermedades, asegura la biblioteca médica Medline Plus.

El tabaco es una planta y, de acuerdo con los especialistas, sus hojas se fuman, se mastican o se aspiran para experimentar una variedad de efectos.

La citada fuente asegura que el tabaco tiene el químico conocido como nicotina, que es una sustancia adictiva, estimula el sistema nervioso central, incrementando el ritmo cardíaco y la presión arterial. Adicionalmente, “el humo del tabaco contiene más de 7.000 químicos, de los cuales se sabe que al menos 70 causan cáncer”, asegura Medline Plus.

Una de las principales enfermedades que pueden desarrollarse con el consumo de cigarrillo es el cáncer. De hecho, según el Instituto Nacional del Cáncer, de Estados Unidos, el tabaco es la principal causa de este padecimiento en ese país. Esta enfermedad puede desarrollarse en el pulmón, garganta, boca, cavidad nasal, esófago, estómago, páncreas, riñón y vejiga, entre otros.

De acuerdo con esta institución, el riesgo de cáncer de un fumador es dos a 10 veces mayor que el de una persona que nunca ha fumado. Esto depende de cuánto o por cuánto tiempo haya tenido esta práctica.

El cigarrillo genera graves riesgos para la salud. - Foto: istock

Sin embargo, estos no son los únicos problemas de salud que acarrea. También puede causar cardiopatía, accidente cerebrovascular, enfisema y bronquitis, al igual que cataratas, enfermedad de los huesos y en las mujeres, problemas para quedar en embarazo.

Los efectos también son para los no fumadores, pero que aspiran el humo del cigarrillo. El Instituto Nacional del Cáncer asegura que las mismas sustancias químicas que producen cáncer y que inhalan los fumadores de tabaco, las aspiran las personas que se exponen al humo de tabaco en el ambiente, quienes tienen un riesgo más alto de padecer cáncer de pulmón y cardiopatía coronaria.

Por su parte, los niños que se exponen al humo de tabaco tienen una mayor probabilidad de enfrentar síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL), infecciones de oído y problemas respiratorios, como infecciones de pulmón, tos, sibilancias o dificultad para respirar.

Sustancias atractivas

Información de la compañía de salud Sanitas, de España, indica que con el fin de hacer más atractiva la “experiencia” del fumador así como para intensificar su sabor, los fabricantes de cigarrillos les añaden un gran número de aditivos.

¿Cómo quitar el olor a cigarrillo de la ropa sin lavarla?
El cigarrillo tiene un pequeño porcentaje de azúcar en su contenido. - Foto: Getty Images/iStockphoto

De acuerdo con la citada fuente, muchas de esas sustancias parecen inofensivas, pero su función en el cigarrillo consiste en mantener “enganchado” al fumador haciéndole la experiencia más placentera. “Los ingredientes se añaden para enmascarar el olor e incluso la visibilidad del humo procedente del cigarrillo, sobre todo, con el fin de minimizar las molestias a los no fumadores”, precisa.

Dentro de los aditivos que contiene el cigarrillo está el azúcar, que representa alrededor del 3 % del peso total de un tabaco. Según los especialistas, cuando se enciende un tabaco, los azúcares empiezan a arder y producen una sustancia química denominada acetaldehído, que refuerza el efecto adictivo de la nicotina.

Otras de las muchas sustancias que contienen los cigarrillos y que podrían parecer poco dañinas son, por ejemplo, el cacao, que posee una sustancia química llamada teobromina, la cual potencia la dilatación de las vías respiratorias. Los expertos de Sanitas precisan que este efecto broncodilatador hace que el fumador respire con mayor profundidad de manera que las caladas contengan mayor cantidad de humo y nicotina.

También tienen chocolate y miel, que son usados como aromatizantes que ayudan a disimular el amargor de la nicotina. El sabor dulce hace que el cigarrillo sea más agradable para el fumador. De igual forma, se usa la menta que adormece la garganta de manera que quien consume el cigarrillo no sienta el efecto abrasivo del humo.

Dado lo anterior, es claro que el consumo de estos productos puede resultar muy perjudicial para la salud, por lo que evitar fumar o buscar ayuda para dejar de hacerlo, le puede traer grandes beneficios al organismo.