Vegetales verdes
Brócoli, lechuga, apio, espinacas y otros vegetales de hojas. Foto: Getty Images - Foto: Getty Images

vida moderna

El vegetal que ayuda a mejorar la visión y regular la glucosa alta

Este alimento se puede incorporar en una dieta que busque el equilibrio saludable, además suele ser uno de los que más se utiliza para preparar platos fríos.

La salud es una variable importante para el organismo, así que esta se divide en diversas áreas que son estudiadas por médicos especialistas.

Por lo general, los conocedores del tema y gremios internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS) son enfáticos al decir que la alimentación juega un papel fundamental en la búsqueda de mantener el cuerpo en buenas condiciones. Por eso, entre los grupos más recomendados están los vegetales.

Los productos naturales, como los vegetales, son saludables. De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el 2021 fue considerado como el Año Internacional de las Frutas y la Verduras, pues los expertos dicen que estos alimentos son esenciales para “la nutrición humana, la seguridad alimentaria y la salud”.

En el mercado hay diversidad de vegetales y entre los que más protagonismo se lleva se encuentra la lechuga.

El portal Tua Saúde consigna que la lechuga es una planta, considerada como vegetal, la cual está compuesta por hojas y se le atribuye que tiene una buena cantidad de fibra y antioxidantes.

Por un lado, es el ingrediente perfecto para preparar bebidas verdes que ayudan a bajar de peso, pero por el otro también es efectiva en mejoras puntuales para el organismo, como la visión y regulación de la glucosa alta.

“Los beneficios de la lechuga se deben a que contiene diversos nutrientes y compuestos bioactivos como la vitamina C, carotenoides, folatos, clorofila y compuestos fenólicos”, explica el citado portal, mientras recalcan su poder en propiedades que tienen que ver con la glucosa y el sistema digestivo.

En cuanto a su aporte para la salud ocular o de la visión, la Academia Americana de Oftalmología (AAO) dice que al ser un vegetal de hojas verdes, la lechuga y la col rizada es rica en luteína y zeaxantina, dos nutrientes que tienen vínculo con los órganos visuales y “podrían bajar el riesgo de desarrollar una degeneración macular relacionada con la edad y las cataratas”, según los especialistas.

Por su parte, Tua Saúde agrega que la lechuga es una aliada perfecta para mantener la salud de los ojos porque al contener vitamina A ayuda a combatir la xeroftalmia -sequedad- y ceguera nocturna.

Ojos / OJO / Visión
Las afecciones oculares son una variable de alta extensión en el mundo, explica la OMS. - Foto: Getty Images

Por otro lado, se estima que el vegetal de color verde regula los altos índices de glucosa.

La Clínica de Mayo detalla que no controlar dichos niveles se traduce a la aparición de un caso de hiperglucemia, la cual se trata de un aumento de azúcar en la sangre que suele afectar directamente a las personas diagnosticadas con diabetes.

En ese sentido, la implementación de lechuga en una dieta para controlar los niveles de azúcar en la sangre podría funcionar como un potente activo para la salud.

Teniendo en cuenta datos recopilados por La Vanguardia, la lechuga, al ser un alimento con vitaminas y minerales, se encarga de regular los niveles de glucosa alta porque no contiene azúcar, ayuda a mitigar la retención de líquidos y es hidratante.

Su acción puntual con esta afección es que al tener fibra, la lechuga hace que el proceso de absorción de carbohidratos en el intestino sea más lento, por lo que se evita el incremento del azúcar en la sangre.

Para los expertos, este alimento no solo debe ser consumido por personas diabéticas, también es recomendable para aquellos que se encuentran en la fase pre (antes) de la diabetes y, en general, toda la población que no sea alérgica al producto.

Muestra de sangre / Tipo de sangre
La sangre circula por todo el organismo. Foto: Getty Images - Foto: Getty Images

Para terminar, La Vanguardia recalca que este vegetal protege la mucosa gástrica, estimula la función de los riñones en el cuerpo y es saciante.

Usualmente, la lechuga se ingiere en platos fríos, se incorpora en una ensalada o es transformada en un batido verde, con agua y otros alimentos como el pepino y la espinaca.